“Hay un Estado funcional a la trata de personas”

Gabriela Serrano, concejal por el Partido Obrero de la ciudad de Salta, dijo que la complicidad de funcionarios es necesaria para el armado de una red de delincuentes que opera en todo el país. El disparador que significó el secuestro de Marita Verón.

“Hay un Estado funcional a la trata de personas”
Gabriela Serrano

Desde la desaparición de Marita Verón quedó al descubierto la enorme magnitud del secuestro de jovencitas para servir en burdeles diseminados a largo y ancho de todo el país. Es más, las fronteras parecen ser demasiado poderosas y funcionales a los traficantes de personas, situación que no podría ser tal sin la complicidad de funcionarios y jueces que parecen a mirar para otro lado.
Estas son los principales argumentos de la exposición que brindó Gabriela Serrano, concejal por el Partido Obrero de la ciudad de Salta, durante la Mesa Panel sobre "Redes de trata e impunidad" que se desarrolló en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT).
"Es importante reflexionar sobre las redes de trata de personas, porque lo que permite su proliferación en el país es la impunidad en torno al tema. Pese a casos resonantes es muy difícil llegar a la justicia y que los miembros de estas mafias queden procesados y detenidos. La ley existente tiene penas muy bajas, penas excarcelables pagan fianza y salen rápidamente a seguir con sus actividades ilegales", explicó la concejal, quien oficia de Presidenta de la Comisión de la Mujer en el Concejo Deliberante de Salta.
"No se hace seguimiento de las rutas del dinero para llegar a los cabecillas de estas bandas y los únicos que son detectados son algunos eslabones menores de estas cadenas, como los casos de prostíbulos en los que se rescataron menores pero que siguen abiertos y son explotados por los mismos tratantes, por culpa de la impunidad que existe", ejemplificó.
"Este es un tema sobre el cual la población debe interiorizarse y comprometerse porque es la manera de evitar que siga esparciéndose. Argentina es un país donde hay un tráfico muy fuerte entre las provincias con redes que están y operan en todo el país bajo la protección de la Justicia y la Policía. Este tráfico humano es igual al narcotráfico porque ambos gozan de la impunidad con la complicidad de jueces y comisarios. Por eso es difícil llegar a la Justicia".
Para Serrano es fundamental que organizaciones civiles se involucren en el tema y así lo explica: "las organizaciones independientes de vecinos y trabajadores pueden llevar adelante una lucha más firme, algunas chicas fueron recuperadas porque lo exigieron organizaciones sociales, y no por el accionar de las autoridades".
Además, brinda una reflexión sobre la complicidad del Estado. "Hay chicas que están desaparecidas sin pistas de su paradero. En Salta tenemos una división de trata de la policía creada hace algunos meses y no tuvo resultado, mintieron sobre la aparición de una joven que sigue siendo explotada. La fuerza creada para combatir el delito miente sobre los casos. Acaso tratan de cubrir a los delincuentes detrás de estas organizaciones.
En Buenos Aires se hizo un seguimiento y se descubrió que policía estaba involucrada con los tratantes y por eso no se podía atrapar a los tratantes".
Sobre el resonante secuestro de Marita afirma que "el caso Verón es la fuente de estudio de las organizaciones que estamos buscando terminar con la trata de personas, porque todo lo que ella descubrió (se refiere a Susana Trimarco, la madre de Verita) permitió mostrar la verdadera cara de una modalidad delictiva que estaba oculta en el país, porque los prostíbulos existen, hay publicidad por Internet y por los diarios, engañan a chicas para llevarlas a trabajar y las terminan sometiendo para esclavizarlas sexualmente. La única forma en que subsiste la trata de personas es con la complicidad del Estado y de la Justicia”.
Para finalizar, dijo “este debate se enmarca en una campaña nacional que está realizando el plenario de trabajadores de cara al Encuentro Nacional de Mujeres que se hará en Paraná, que tendrá como uno de sus ejes el reclamo por la aparición con vida de las víctimas de la trata de personas”.


Fuente: http://www.elsigloweb.com/nota.php?id=55019

trata de personas
Marita Verón, una joven de la Provincia de Tucumán en Argentina que fue secuestrada el 3 de abril del año 2002 a los 23 años.

(la noticia es vieja, pero sus argumentos están vigentes)