Es verdadero el Diario de Ana Frank?

El mito de Ana Frank?


mitos



Hace un tiempo hice un post para demostrar la veracidad del Diario de Ana Frank respecto de una web que intenta negar su autenticidad.

Dado que me siento especialmente atraída por la historia de Ana y las experiencias de vida generadas durante el Holocausto, decidí comenzar a investigar los argumentos que sustentarían la falsedad del Diario de Ana Frank y completar las ideas que hace un año expuse.

En este contexto, coloco a continuación (con sus respectivas fuentes) las refutaciones que puedo hacer a cada uno de los postulados de esta página web.

Espero que resulte de interés



____________________________________________________


Una página neonazi (http://www.vho.org/aaargh/espa/afrank.html) expone en su lucha por negar el Holocausto, que el denominado Diario de Ana Frank es el punto más sensible de lo que constituye una auténtica "industria de la lástima", que gira en torno del "mito del holocausto".

Allí se afirma que el contraste de la imagen inocente e infantil de la protagonista, frente a sus intrínsecamente perversos captores, convirtió esta obra no sólo en un best-seller mundial (con innumerables ediciones, traducciones, teatralizaciones y adaptaciones cinematográficas), sino además en otro muro de los lamentos, donde toda refutación sobre la veracidad del "holocausto" es respondida con una bien estudiada campaña de histeria y sensiblería.


____________________________________________________


En primer lugar voy a informar detalles de los personajes que supuestamente demostraron públicamente la falsedad de los pretendidos manuscritos que se atribuyen a Ana Frank.

* El grupo de investigación está compuesto por el historiador británico de renombre mundial, David Irwing, el ex profesor de la Universidad de Lyon (Francia) Robert Faurisson, y el estudioso austríaco nacionalizado sueco, Ditlieb Felderer.

*David Irwing o Irving como figura en muchos artículos, fue acusado de negar el Holocausto hace 17 años y de difundir una versión falsa de la historia de la Segunda Guerra Mundial. Fue condenado a tres años de prisión incondicional por estos cargos. Reiteradamente, se refirió a las cámaras de gas de los campos de concentración y exterminio nazis como "un cuento de hadas" y "una mentira", y ha negado el asesinato de millones de personas.
Pero lo más llamativo, es que Irving, como manifestó a unos periodistas antes del juicio, ha cambiado de opinión. Según sus propias palabras: "hice aquellas declaraciones basándome en mis conocimientos en aquella época, pero en 1991 vi los papeles de Eichmann y ya no dije eso más, ni lo diría ahora, los nazis sí asesinaron a millones de judíos"
Estas afirmaciones son expuestas en su libro “La guerra de Hitler”

* Robert Faurisson es “ex profesor de la Universidad de Lyon” porque fue apartado de la docencia y de su puesto como analista de textos de la Universidad de Lyon por falsificar la historia, por difamación e incitación al odio racial , recibiendo una condena condicional de tres meses, 21.000 francos (€3,200) de multa y la obligación de costear la publicación en prensa y televisión del resultado del juicio (esta última parte, demasiado onerosa le fue suspendida luego de una apelación).

*Ditlieb Felderer, no es un prestigioso estudioso, es simplemente un ciudadano común sueco que debió emigrar tras ser condenado en su país por incitación al odio racial.


Fuentes:
Uno
Dos
Tres


____________________________________________________

La página expone que según se dice, el comerciante judío Otto Frank de la ciudad de Frankfurt (Alemania), huyó junto a su familia en 1933 a la ciudad holandesa de Amsterdam, debido a la llegada de Hitler al poder. Cuando durante la II Guerra Mundial los alemanes ocupan Holanda, los Frank deciden refugiarse en un escondite para salvarse de la "persecución nazi". En 1944, toda la familia es arrestada y deportada por la Gestapo, siendo el único "sobreviviente" Otto Frank, quien fue enviado a Auschwitz, donde en vez de ser "gaseado", es hospitalizado a causa de una enfermedad. Terminada la guerra, Frank retorna a Amsterdam donde le entregan los originales del Diario y publica su primer edición holandesa en 1947.

Aclaración: Otto Frank enferma de Tifus y es internado en la enfermería de Auschwitz poco antes de ser liberado por los rusos en enero de 1945. No fue a la cámara de gas ya que estaba en condiciones de trabajar cuando se realizó la selección, no pasó lo mismo con Herman Van Pels, quien murió en las cámaras el primer día de su llegada a Auschwitz.

Fuentes:
Uno
Dos


____________________________________________________


Las Pruebas y Fundamentos que expone la página:


1. Con significativa obstinación, Otto Frank (fallecido en 1980), siempre se negó a que el manuscrito fuera sometido a un análisis exhaustivo a los efectos de verificar su autenticidad.

Refutación: Esta información es totalmente falsa, el diario ha sido sometido a constantes estudios para verificar su autenticidad. Por ejemplo, en 1959 Otto Frank tomó acciones legales en Lübeck contra Lothar Stielau, un profesor de colegio y antiguo miembro de las Juventudes Hitlerianas que publicó un documento estudiantil en el que describió el diario como una falsificación. La corte examinó el diario y concluyó en 1960 que éste era auténtico. Stielau se retractó de su afirmación anterior, y Otto Frank no llevó su demanda más lejos.
Fuente


2. En 1980, a consecuencia de un juicio contra Ernst Roemer -- un jubilado de setenta y seis años que se atrevió a negar la autenticidad del Diario --, la Caja Alemana de Defensa Legal logró a pedido del Dr. Rieger que el Departamento Criminal Federal sometiera a análisis los textos y constató que parte de los mismos habían sido escritos con bolígrafo, invento introducido en 1951, es decir, cuanto menos siete años después de la muerte de Ana Frank.

Refutación: En 1976 Otto Frank emprendió acciones contra Heinz Roth, de Fráncfort, que publicó folletos que indicaban que el diario era una falsificación. El juez decidió que si publicaba nuevas afirmaciones en esa línea sería condenado a pagar una multa de 500.000 marcos alemanes y se enfrentaría a una sentencia de seis meses de cárcel. Dos casos fueron desestimados por los tribunales alemanes en 1978 y 1979 amparándose en el derecho a la libertad de expresión, en vista de que la queja no había sido llevada a cabo por ninguna "parte perjudicada". El tribunal declaró en cada caso que si se hacía una nueva petición desde una parte perjudicada, como Otto Frank, se podrían abrir diligencias por difamación.

La controversia llegó a su punto más alto en 1980 con el arresto y juicio de dos neonazis, Ernst Römer y Edgar Geiss, que fueron juzgados y encontrados culpables de la creación y distribución de impresos denunciando la falsedad del diario, a lo que siguió una querella de Otto Frank. Durante la apelación, un equipo de historiadores examinó los documentos de acuerdo con Otto Frank, y determinaron su autenticidad.


Fuente


3. Sin embargo, ya veinte años antes, en 1960, la perito calígrafa Minna Becker había dictaminado judicialmente que todos los textos manuscritos del Diario provenían de una sola caligrafía. Por lo tanto, quien hizo el manuscrito puso los agregados con bolígrafo... lo que en términos claros significa que Ana Frank no fue la autora del diario.

4. Una de las pruebas presentadas por David Irving, fue el contraste entre dos documentos, uno conteniendo la caligrafía auténtica de Ana Frank, correspondiente a las cartas enviadas por ella en esa misma época, y otro con las anotaciones del Diario, cuya caligrafía que no se corresponde en absoluto con el de la niña de trece años.


Refutación a los dos puntos anteriores: Con la muerte de Otto Frank en 1980, el diario original, incluyendo cartas y hojas sueltas, fue dejado en herencia al Instituto para la Documentación de la Guerra de los Países Bajos, que llevó a cabo en 1986 un estudio forense del diario a través del Ministerio de Justicia de los Países Bajos. Tras cotejar la caligrafía con ejemplares de autoría probada determinaron que coincidían, y que el papel, pegamento y tinta empleados eran fáciles de adquirir durante el período en el que se afirmaba que el diario había sido escrito. Su determinación final fue que el diario era auténtico. El 23 de marzo de 1990 el Tribunal Regional de Hamburgo confirmó su autenticidad.

Fuente

5. Un folleto de la "Fundación Ana Frank de Amsterdam", afirma que los amigos holandeses de la familia hallaron un cuaderno de ejercicios con tapas de cartón y de pequeño tamaño. El diario sueco Expressen del 10 de octubre de 1976, publica una fotografía de Otto Frank sosteniendo un volúmen considerable que en nada se parece al cuaderno mencionado.

Refutación: La persona que encontró el diario es Miep Gies y no “amigos holandeses”. Tras la detención de los escondidos, Miep había encontrado no solo el diario, sino también cuadernos y hojas sueltas con los apuntes de Ana tirados en el suelo de la casa de atrás. Miep los conservó todo el tiempo en un cajón de su escritorio y se los entregó a Otto Frank una vez confirmada la muerte de Ana. El “volumen considerable” de papeles que mencionan sobre la foto, corresponden a la totalidad de documentos que se encontraron y no al diario solamente

Fuente

____________________________________________________

Con relación al texto en sí mismo, según la web, éste es un mar de contradicciones. El historiador Felderer hace unas atentas observaciones, las cuales muchas veces pueden aclararse desde el mismo diario, lo que demuestra que ni siquiera fue estudiado con atención y que la visión expuesta es totalmente parcial.
Este historiador (condenado por falsificar la historia) puntualiza:

6. Resulta poco creíble que en un estrecho refugio, en el que permanecieron durante casi dos años, ninguna de las ocho personas que se encontraban en él supieran que Ana Frank redactaba un diario durante ese lapso (junio 1942 - agosto 1944). El padre dice que se entera después de retornar de Auschwitz.

Refutación: En varias anotaciones del diario, Ana alude al conocimiento que tenían los escondidos de su diario. Pero la más significativa es El 28 de marzo de 1944 cuando llega a la casa de atrás desde Londres la noticia de que, una vez finalizada la guerra, se hará una recolección de diarios y otros documentos importantes para preservar para la posteridad la historia del pueblo holandés durante la Segunda Guerra Mundial. Todos piensan enseguida en el diario de Ana.

A la propia Ana también le parece una buena idea. En su diario apunta: «¡Imagínate lo interesante que sería publicar una novela sobre "la Casa de atrás"! El título daría a pensar que se trata de una novela de detectives». En mayo de 1944, la idea de la novela adquiere visos de seriedad: «Por fin, tras madura reflexión, he empezado a escribir mi "Casa de atrás". En mi mente ya está todo lo terminado que puede estar, pero en la realidad tardaré un poco más en acabarlo, si es que alguna vez lo acabo»

En una nota a Miep Gies, la protectora que salvó el diario de Ana, ella comenta: “Todos sabíamos que escribía un diario. Nosotros le procurábamos el papel. Pero cuando escribía se aislaba por completo. Y estoy segura de que sus padres jamás presenciaron los momentos en que ella escribía. Yo tuve el "privilegio" de interrumpirla una vez, cuando me dirigía a la habitación de los Frank”


Fuentes:
Diario de Ana Frank
Acá

7. La necesidad de silencio en el refugio, para no llamar la atención y evitar ser capturados (23/3/43), se contrasta con las descripciones de las "riñas terroríficas" (2/9/42), "peleas escandalosas", "gritos y alaridos, golpes e insultos que habría ni que imaginarlos" (29/10/43), así como las prácticas de danza de Ana cada noche (12/1/44).

Refutación: En el diario nunca se mencionan golpes o gritos fuertes, ya que los escondidos permanecen encerrados las 24 horas del día y cuando hay gente trabajando en el almacén de la planta baja, deben guardar silencio absoluto. Durante el día, tienen que evitar en lo posible tirar de la cadena del inodoro, ya que las tuberías del desagüe pasan por el almacén.
Los escondidos matan el tiempo leyendo y estudiando. Las reducidas dimensiones del refugio y el temor a ser descubiertos crean muchas tensiones y dan lugar a frecuentes peleas entre ellos que se exteriorizan dentro de las posibilidades de su situación.
A su vez, Ana relata sus clases de danza haciendo alusión a que las toma de noche, cuando no hay peligro de ser escuchados, pero no obstante toma precauciones con respecto a su calzado para evitar ruidos fuertes.


Fuentes:
Diario de Ana Frank
Acá


8. Es curioso, según el Diario, que los Frank para escapar a la persecución hayan elegido las mismas oficinas y el mismo almacén de Otto Frank para esconderse (9/7/42).

Refutación: La elección del escondite se debe a las condiciones del edificio que permitían que los escondidos tuvieran la comodidad básica para poder vivir tranquilos en la medida de lo posible. Esto también favorece la ayuda de los protectores que trabajando allí pueden estar cerca de los escondidos, ayudarles y estar atentos a cualquier riesgo. Igualmente Otto Frank había solicitado ayuda a EEUU y Cuba antes de decidir esconderse en su empresa.

En el siguiente link pueden leer los detalles del pedido desesperado de ayuda del padre de Ana.

http://www.lanacion.com.ar/archivo/Nota.asp?nota_id=883948

Fuentes:
Diario de Ana Frank
Uno
Dos


9. También es contradictorio cuando dice que Lewin, "un pequeño judío químico y farmaceútico, trabaja para el Sr. Kraler en la cocina" (1/10/42). ¿Cómo?, ¿Un judío trabajando pacíficamente cuando se pretende que los judíos sufren una brutal persecución por parte de las autoridades?...

Refutación: Que los judíos eran perseguidos considero que no tiene punto de discusión, está más que probado el antisemitismo que movió a Hitler en la persecución de sus objetivos.
Recordemos que solo fueron enviados a campos de concentración a quienes les llegaba la citación correspondiente. Muchos judíos, sin posibilidades de emigrar o esconderse, debían continuar con su vida “normal. La propia Ana Frank relata como fueron sus últimos días antes de esconderse haciendo alusión a numerosos judíos con los que se relacionaba, que seguían con sus trabajos y actividades normales


Fuentes:
Diario de Ana Frank
Acá


10. Son reveladoras, nos dice E. Aynat, las tendencias sexuales de esta niña de ¡trece años!: "Recuerdo que cuando he dormido con una amiga, he sentido el fuerte deseo de besarla... No he podido dejar de ser terriblemente inquisitiva sobre su cuerpo... Le pregunté, si como prueba de nuestra amistad, podíamos acariciarnos mutuamente los senos, pero rehusó. Llego al éxtasis cada vez que veo la figura desnuda de una mujer, como una Venus, por ejemplo. Me afecta de tal modo que me es difícil impedir que me caigan las lágrimas. ¡Si por lo menos tuviera una amiga!" (5/1/44) En fin, ¿un poco de pornografía para una mejor venta?... ¿Es éste el lenguaje y las inquietudes de una niña de trece años?... ¿Es ésta una niña sana?...

Refutación: Los comentarios de Ana son absolutamente normales de acuerdo a su edad. Ella estaba en plena pubertad donde comienza el despertar sexual y el reconocimiento de los numerosos cambios que se van produciendo en el propio cuerpo. Es una etapa de reflexión donde habitualmente aparecen conductas y pensamientos de tipo “homosexuales”, producto de la curiosidad propia de esta edad. Nada más natural que volcar todos estos sentimientos nuevos en un diario íntimo.

Fuente:
Mi experiencia como Psicóloga.
Libro de Psicología Evolutiva “La Adolescencia Normal” Arminda Aberastury – Mauricio Knobel.


11. Según una entrevista a Otto Frank en 1956, las persianas siempre estuvieron bajas y las ventanas nunca se abrieron, pero Ana afirma que mirar el cielo "es mejor que las píldoras Valeria y el bromo" (15/6/44) contra la ansiedad y la depresión.

Refutación: Ana nunca abrió las ventanas, algunas veces corría las cortinas para ver hacia fuera, pero especialmente observaba hacia fuera por las noches desde la ventana del desván.
Luego de un robo, Ana comenta que deberá evitar correr las cortinas porque todo puede ser sospechoso.


Fuente:
Diario de Ana Frank
Acá


12. Finalmente, queda en evidencia el objetivo de este Diario: su germanofobia manifiesta: "Serán permitidas todas las lenguas civilizadas, excepto el alemán" (17/11/42). "Los alemanes son las bestias más crueles que han pisado la faz de la tierra" (19/11/42).

Refutación: Se puede pretender que una niña perseguida simplemente por su condición de “judía”, que vive encerrada todo el tiempo y que ha sufrido la pérdida de numerosos seres queridos, no pueda sentir resentimiento, odio, rencor contra quienes la oprimieron sin razón alguna? Me parece inhumano pretender esto.
No obstante en numerosas citas, Ana muestra su sensibilidad, sus buenos sentimientos y son nulas prácticamente, las veces en que se refiere a los alemanes de manera despectiva.


Fuente:
Diario de Ana Frank
Acá


____________________________________________________


La web finaliza su artçiculo diciendo que el Instituto de Revisionismo Histórico de los Estados Unidos (IHR), ofreció nuevamente U$S 25.000.- de recompensa a quien pruebe que el Diario de Ana Frank fue escrito por ella. Ni la propia fundación constituída sobre este fraude literario se animó a reclamar tan generosa oferta.

Refutación: Este instituto es sede del negacionismo del Holocausto (llamado eufemísticamente como revisionismo del Holocausto por sus partidarios), una corriente pseudocientífica que tiene la finalidad política de reinterpretar los hechos acaecidos en Europa entre los años 1941 y 1945. En general, estas reinterpretaciones propugnan la negación del asesinato en masa del cual fueron objeto el pueblo judío y otras minorías bajo el Tercer Reich y los países ocupados por éste entre 1933 y 1945.

Ninguna persona en sus cinco sentidos dejará en manos de esta institución el diario original de Ana, ya que claramente lo que se pretende no es probar su veracidad, sino destruirlo.
Para quienes quieran profundizar en las bases de esta corriente, pueden informarse en:
http://es.wikipedia.org/wiki/Negacionismo


Fuente


El negacionismo del holocausto está penado por ley, ya que se lo considera una falsificación de la historia. Claramente esta web responde a esta corriente y se ampara en esta aclaración que copio a continuación para evitar posibles sanciones:

“Ofrecer un texto en la pantalla del Web es lo mismo que poner un documento sobre los estantes de una biblioteca pública. Nos cuesta algún dinero y trabajo. Pensamos que es el lector voluntario el que saca provecho de esto, y suponemos que sea capaz de pensar por sí mismo. Un lector que va a buscar un documento en el Web siempre lo hace ateniéndose a las consecuencias por cuenta propia. En cuanto al autor de un determinado documento, no hay por qué suponer que comparte la responsabilidad de los demás textos que se puedan consultar en el mismo sitio.”



____________________________________________________


Espero haber brindado al menos un poco ayuda para aclarar las dudas que puedan surgir respecto a la veracidad del Diario de Ana, pero como es notable esto va más allá y lo que expone esta web (contenido que es publicado también otras páginas neonazis) es una clara exposición de políticas negacionistas, políticas que ojalá nunca logren su objetivo.


holocausto

ana frank