La historia de las palabras (1era parte)

El lenguaje es, desde tiempo inmemoriales, algo inherente al ser humano. Por eso evoluciona casi como si fuera un ser vivo. El ,lenguaje nace, se desarrolla, evoluciona y en algunas ocasiones, también muere. Diariamente usamos multitud de palabras que, por habituales, olvidamos que también tiene una historia en la mayoría de los casos muy curiosa. Aquí contaré la historia de algunas de ellas.

Infinidad de ellas tiene su origen en el Latín y algunas menos en Griego, aunque en ocasiones ocurre que sus significados van cambiando y adecuándose a nuestros días por ejemplo:
La historia de las palabras (1era parte)

Testificar:
En la antigua Roma, cuando un ciudadano tenía que declarar sobre alguna cuestión, en vez de jurar mano en alto como en la actualidad, ellos se agarraban los testículos con la mano derecha. A este acto se le conocía como “testificari”.

Sueldo:
Viene de “Solidus” una moneda de oro de la época con la que pagaban a las legiones y que tenía un valor fijo, es decir, sólido. De “Solidus” derivó también “solidatus”, soldado, el militar que cobraba un sueldo.
historias

Veneno:
Proviene de la palabra “venenum” pero lo curioso es que esta palabra significaba dos cosas bien diferentes, Tóxico y Remedio. Tal vez es porque pensaban que no existían venenos, sino dosis que podían ser mortales.

Fármaco:
Esta proviene del Griego “Farmakon” y le sucede lo mismo que con “venenum” servía lo mismo para designar el tóxico y el remedio. La palabra Farmacia también tiene aquí su origen.

Etcétera:
Es una expresión Latina formada por la palabra “Et” que significa y más “cetera” que significa lo demás (Literalmente: “Y lo demás”) Por eso no se debe escribir nunca “… y etcétera” pues la y va implícita en la palabra.

Murciélago:
También deriva del Latín. “Mus” que significa ratón(el mouse inglés también proviene de esta palabra) y “ciélago” que significa ciego. Literalmente Ratón ciego.
Orígenes


Otras nos han llegado desde el medievo, como por ejemplo:

Usted:
Que es la contracción de “vuestra merced”, al igual que voecencia lo es de “vuestra excelencia” y usía de “vuestra señoría”. Lo curioso es que actualmente se conserva la abreviatura Vd. en lugar de Ud. que ahora sería lo más normal.

Chapucero:
Un “Chapucero” era un herrero que fabricaba clavos, trébedes, badiles y otras cosas bastas de hierro.

En la actualidad, el número de palabras que se incorporan a nuestro lenguaje, es ingente, pero no por ello, el origen de algunas deja de ser realmente curioso.

Tanque: Cuando los ingleses desarrollaron los primeros vehículos acorazados durante la I Guerra Mundial el proyecto era altamente secreto. Por eso afirmaban que las grandes piezas de hierro remachadas que transportaban de un lado a otro eran planchas para la contrucción de grandes depósitos o tanques de combustible(Tanks en ingles) Cuando se vieron los artilugios por primera vez en el campo de batalla todo el mundo supuso que aquellos eran los Tanques que estaban construyendo en secreto y con ese nombre se quedaron.
palabras


Rebeca:
Esta palabra que define una chaqueta de punto femenina, le viene su nombre porque era la prenda que usaba Joan Fontaine en la película “Rebeca” de Alfred Hitchcock. Aunque “Rebeca” es un personaje que ni siquiera sale en la película, la prenda se popularizó con este nombre.

Pamela: Este popular sombrero tomó su nombre porque era el sombrero que llevaba la protagonista del libro de Samuel Richardson “Pamela o la virtud recompensada”. Aunque en esta ocasión su protagonista sí se llamaba así.+

Atlas: “Atlas” era un héroe mitológico a quien Zeus condenó a sostener la boveda celeste en sus espaldas. Pues bien, la imagen de un Atlas fue la que usó un geógrafo inglés para la portada de su libro con una serie de mapas que editó en 1585. Tanto se popularizó que desde entonces un Atlas define a un libro de mapas.
La historia de las palabras (1era parte)

http://historiasconhistoria.es/2007/07/20/historias-de-palabras-i.php

Fuentes de Información - La historia de las palabras (1era parte)

Dar puntos
2 Puntos
Votos: 1 - T!score: 2/10
  • 1 Seguidores
  • 13.857 Visitas
  • 2 Favoritos

2 comentarios - La historia de las palabras (1era parte)

@Lucie Hace más de 6 años
muy interesantes los datos, espero las demas partes
@ArquiYayo Hace más de 6 años
En testificar hay un error inverso. En realidad los testiculos se llaman así por ser los Testigos del Falo