Increíbles fotos del tiburón de Groenlandia: vive 200 años y come osos polares y focas

Increíbles fotos del tiburón de Groenlandia


Un temerario fotógrafo llegó a extremos extraordinarios para fotografiar a estos tiburones rara vez vistos y que parece que han sido grabados en piedra.

Los increíbles tiburones de Groenlandia pueden sobrevivir más de 200 años a profundidades de hasta 600 metros bajo el hielo del Ártico.

fotos


Son tan temibles que comen hasta osos polares.

Viven más al norte que cualquier otra especie de tiburón y nadan en aguas donde las temperaturas caen en picado a sólo un grado centígrado.

Doug Perrine tuvo un encuentro cercano difícil de conseguir con las criaturas, que se aventuraron en busca de alimentos en las aguas cálidas del río San Lorenzo en América del Norte.

Los tiburones suelen comer grandes focas, pero incluso se ha sabido que también comen osos polares y renos.

El señor Perrine, de Kailua Kona, en Hawaii, fue lo suficientemente valiente como para nadar a sólo un metro de distancia de los gigantes para conseguir sus fotos.

Él dijo: "Estos tiburones son muy apacibles y curiosos. Son mucho más tranquilos que otros tiburones - ellos tienen un casi ridículo aspecto cómico.

"Me sorprendió porque la mayoría de los tiburones son muy tímidos con los buzos y tienden a evitar el sonido de las burbujas de buceo, pero estos se sentían atraídos por el sonido. Incluso nadaron cerca para investigar."

del


"Cuando me acerque más para conseguir una mejor oportunidad, no huyeron, sino que siguieron su camino a un ritmo constante".

Y agregó: "Los tiburones fueron capaces de satisfacer su curiosidad sobre mí al acercarse al límite de la visibilidad a unos seis metros de distancia".

"A pesar de que nadaban de una forma muy perezosa, son mucho más ágiles que yo. Tuve que nadar muy duro para acortar la distancia y luego seguir el ritmo para continuar tomando fotos".

"Los tiburones son conocidos por atacar a grandes focas, pero nunca me sentí amenazado".

Los tiburones de Groenlandia han sido pescados por los residentes en Islandia y Groenlandia desde hace siglos (en el vídeo de arriba pesca de un tiburón de Groenlandia a través de un agujero sobre el hielo).

Su piel se utiliza para fabricar botas, mientras sus dientes se convierten en herramientas de corte. La carne es parte de una comida nacional de Islandia, llamada hakarl.