Francotiradores Argentinos en Malvinas

Francotiradores Argentinos en Malvinas

Francotiradores argentinos hicieron fuego preciso de día y de noche con sus aparatos de visión nocturna. La actuación de un solo francotirador argentino detuvo, durante horas, el ataque de una compañía paracaidista británica.

“Retrocedió bajo el fuego para recoger el cinturón de un soldado que contenía 100 cartuchos. Repentinamente, dio un grito y cayó al suelo. Un disparo de un francotirador le atravesó el cuello ... cuando golpeó el suelo con su cuerpo ya estaba muerto". Descripción sobre el ataque de dos paracaidistas en Goose Green. Equipo de análisis del Sunday Times de Londres. "La Guerra en las Malvinas"

Los británicos utilizaron misiles C/C Milán de contra-paqueo, con la ventaja de destruirlos aunque estuviesen en posiciones fortificadas.

El 12 de junio de 1.982, el Batallón 3º del Regimiento de Paracaidistas del ET británico atacaba el monte Longdon, en las Malvinas. El terreno difícil, unido a un enemigo bien atrincherado, hacían lento y peligroso el movimiento. Los francotiradores del 7º Regimiento de Infantería argentino mantenían a los ingleses preocupados con el tiro preciso de día y, con ayuda de aparatos para visión nocturna, de fabricación estadounidense, de noche.

Hubo un momento del ataque, en el que una compañía inglesa entera quedó detenida durante horas por un solo francotirador argentino.

guerra

"Los hombres se encontraron batidos más de una vez por el mismo francotirador, un terrible tributo a la precisión del fuego de los argentino". Max Hasting y Simón Jenkins, "La Batalla por las Malvinas".

Soldado clase 62 Celestino Arrua, y el Cabo 1º Infante de Marina Codemil


Arrua era un formoseño asignado al Grupo de Artillería 3, hachero salido del monte, analfabeto, lo poco que sabía de leer y escribir lo había aprendido en el cuartel, pero en lo más reñido de los duelos de artillería con temperatura ambiente bajo cero se despojó de la campera y la parte superior del uniforme, y así "en cuero" con el torso desnudo y quemado por la pólvora y con los oídos sangrantes cargaba con tal rapidez el Oto Melara que superaba la cadencia de tiro del manual.

Codemil en los combates nocturnos de Monte Logdon fue herido por una bala en la cabeza que le cortó a lo largo el cuero cabelludo y le valió luego el sobrenombre de "alcancía" por la cicatriz que le quedó.
Rodeado y aislado, cuerpo a tierra entre las rocas, con un vendaje improvisado en la cabeza, con un FAL con visor nocturno se dedicó a hacer estragos entre los ingleses, basta ver varias publicaciones que hablan de un "francotirador" argentino que detuvo el avance un par de horas, un periodista inglès relata incluso que cerca de él una bala alcanzó a un hombre en el cuello y se incrustó luego en el pecho de otro, acabando con los dos. No hay datos certeros de cuantos eliminó, pero en esa noche Codemil consumió tres cargadores antes de escabullirse a las líneas argentinas.

Francotirador del Regimiento de Infanteria 25 Argentino (Islas Malvinas 1982)

argentinos

Malvinas: Francotirador argentino equipado con un Garand Beretta con visor nocturno y paracaidista británico equipado con un Enfield con mira


"Los hombres que formaron parte del llamado operativo "Rosario" combatieron con valor, constancia y eficacia en San Carlos y Pradera del Ganso. El hombre representado en la lamina es un suboficial profesional, uno de los cuadros de mando de un regimiento que paso por un importante proceso de entrenamiento como fuerza especial bajo el mando del Tte Cnel M. A. Seineldin.El uniforme de faena color verde y el cinturon de nylon Tempex era de uso habitual, y las excelentes botas impermeables argentinas eran la envidia de los soldados britanicos. El casco M-1 encima del gorro de invierno lo usaba todo el ejercito.
Los fusiles utilizados eran muy variados, algunos usaban el Mauser K98k de fabricación argentina con visores de la época de la WWII.

Fusiles utilizados en la guerra de malvinas:

Fusil Mauser
Fusil Garand/Beretta
Fusil Garand/Beretta con visor nocturno
Fal con mira de luz residual

malvinas


francotiradores
"Una bala una baja"