El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Análisis Battlefield 3

Análisis Battlefield 3
Battlefield
analisis
ea
Una de las últimas declaraciones de DICE, que ahora por fin se perderán en ese fuego cruzado que ha vivido el juego hasta su lanzamiento, afirma que su Battlefield 3 es el shooter de la siguiente generación. Y lo cierto es que, tras el buen hacer del estudio dedicándose a trabajar duro (o más, mucho más) en su última obra, el éxtasis final ha nublado su buen juicio y su paciencia. Si Battlefield 3 es el shooter de la próxima generación, entonces la batalla está perdida.

No porque Battlefield 3 sea un mal shooter, porque no lo es, todo lo contrario. Tampoco por lo pretencioso de la frase. Pero desde el corazón gamer que todos tenemos; la impasividad de este género en particular por querer avanzar hacia algo más que no sea únicamente exagerar nuestras retinas es pasmosa. Como jugadores, debemos esperar que, si bien esta generación ha logrado su estándar de shooter y sus variantes, la próxima haga lo propio y no se venda la piel del oso antes de cazarlo. Battlefield 3 es detallado al extremo. Utiliza unas texturas, unos efectos de iluminación y de partículas que hipnotiza tus ojos mientras juegas. Pero, ¿son los gráficos suficiente razón para hablar de salto generacional?
Grafico
Campaña:

Un modo Historia en un shooter bélico puede no ser lo más importante, pero no hay duda que es su principal reclamo. Alejándose de la comicidad de sus Bad Company, esta vez DICE parece haberse puesto seria de verdad, creando una campaña con los estándares que se reparten en la actualidad; a saber: una escena del francotirador, del bombardeo aéreo, de infiltración, de rapel, junto a otras que no se pueden mencionar y que hemos visto desde hace cuatro años están en Battlefield 3.

Ese es el principal problema. Todo luce como nunca, con un desfile de colores que estalla en la órbita ocular, con algunos niveles como el de París, prácticamente sacado de Mirror's Edge 2, o la villa en Rusia que parece un muestrario de la gama más alta que IKEA pueda ofrecerte. El contenido, sin embargo es el mismo: un paseo por pasillos bien diseñados donde los enemigos intentan cubrirse como buenamente pueden, cuya mayor defensa es el respawn infinito si no avanzas, y lugares con toda la ilusión por parecer abiertos, pero donde el juego te acorrala en una cuenta atrás de 5 segundos para que vuelvas al campo de la acción rápidamente.

Multijugador

Si la premisa por innovar en el género es ésta, entonces no hay cabida para el jugador esperanzado en disfrutar de una mecánica más compleja que la de apuntar y disparar. Los quicktime events que el juego se marca en diferentes puntos -peleas con un soldado o incluso un momento donde habrá que pulsar cuatro botones para acabar con una rata- u ocasiones donde la cámara queda fijada para contemplar la escena de turno, demuestran que Battlefield no logra mantener la atención del jugador donde debe estar, algo que Valve, por ejemplo, lleva guardando bajo llave desde hace ocho años.

Es cierto que Battlefield 3 demuestra su portentoso estilo europeo en muchas ocasiones. Su inicio casi mudo in media res, quizá elegido por lo que tarda la campaña en arrancar, la obsesión por destruir el escenario siempre que sea posible, o la atención puesta en sentirte parte de un escuadrón más que un héroe solitario que resuelve conflictos él solo, despuntan y mucho. Pero, por encima de todo, de sus animaciones, de sus gráficos, de sus explosiones, derrumbamientos y, sobre todo, de su hype, está el sonido. Un contundente, brutal, visceral y absurdamente atractivo sonido donde uno no puede hacer otra cosa que sucumbir.

juego

No vamos a criticar las cinco o seis horas que llega a durar su campaña. Con todo lo que ofrece el multijugador, alargar más esta experiencia llegaría a ser soporífero. Se entiende que la estructura es la que es, y cinco o seis horas es la duración adecuada. Dentro de ella, Battlefield 3 se desenvuelve bien. Salvo en contadas ocasiones, las misiones elegidas están al servicio de la historia que se quiere contar, sacando lo mejor. Su modo de proceder, con flashback por misión, está bien escogido, mucho mejor que un "briefing" abstracto a modo de pantalla de carga, eso desde luego. Es, sin embargo, en lo que se cuenta donde DICE no ha sabido sacar el mejor partido al guión. Se echa en falta una presentación más completa de quién es el enemigo real -aunque sea por sentir cierto menosprecio por él más que una total falta de interés- o qué es el PLR, esa especie de ejército privado que nunca termina de explicarse.

Lo más importante de un shooter, sus armas, pasan también desapercibidas. Por lo general, la misión empieza y acaba con el rifle que lleves en la mano, cogiendo algo de munición en el camino, sin necesidad de usar las del bando enemigo ya que nunca te quedarás sin balas. El control con ellas es el propio de un Battlefield, pero el juego deja poco lugar para la personalización, por lo que muchos jugadores acostumbrados al control estándar de agacharse con B o Círculo, por ejemplo, pueden tardar algo más en acostumbrarse.

Con todo, entendemos el esfuerzo puesto por DICE a la hora de crear un motor gráfico que plante el puño sobre la mesa, pero quizá todo este empeño ha dejado más al descubierto las carencias de los shooter actuales, en su modo campaña. La experiencia Battlefield 3 es ridículamente bonita y disfrutable, pero el impacto gráfico no deja de ser un placebo para nuestro cerebro si no viene acompañado de emociones, y durante el proceso, honestamente, no hemos sentido el miedo, el horror, la crudeza, la miseria o la concienciación que supone atravesar una guerra tras otra. No hemos sufrido por la caída de ningún amigo, ni hemos hecho nada que no hayamos hecho ya en incontables ocasiones. Por ello, los motores gráficos deberían estar al servicio de las emociones a la hora de derrumbar edificios, simular el impacto de balas o romper cristales, no del disfrute pasajero porque sí, creando terremotos por el hecho de diseñarlos o aviones magistrales por el hecho de que son bonitos. Al fin y al cabo, la interactividad debe estar por encima de todo, esa es la primera enmienda del mundo del videojuego, ¿o no?

online
Post

Cooperativo:

Si el shooter siempre se compone de campaña y multijugador, entonces el cooperativo se convierte en el gran desconocido del género. DICE ha intentado crear aquí un cúmulo total de ocho misiones totalmente variadas, donde podremos jugar online con un amigo o cualquier jugador en diferentes situaciones que se irán desbloqueando paulatinamente. Aquí no tiene cabida la pantalla partida.

Pese a resultar escasas, no es tan importante el número como el contenido. Las misiones cooperativas de Battlefield 3 pecan de recrear situaciones que han recogido los juegos en innumerables modos, convertidos aquí en simples misiones. Por ejemplo, en vez de crear un modo horda con varios mapas donde escoger, el modo en sí se convierte en una única misión con un mapa sacado de la historia principal donde defendernos de multitud de oleadas. En otra ocasión, la cosa será tan simple como subirnos a la ametralladora de un helicóptero, con nuestro compañero en otra, y disparar.

Viendo lo ofrecido -y aquí sí es necesaria la comparación- en otros juegos como las Special Ops de Modern Warfare 2 (primera mención), donde teníamos un despliegue de originalidad en misiones de sigilo, de diferentes alturas, o donde un jugador se preocupa de cubrir a otro con artillería aérea, vemos con falta de sustancia este modo Cooperativo, donde se nota la inexperiencia y la poca dedicación del estudio en comparación con el resto de la experiencia Battlefield.

coop
dice

Multijugador:

Cambiamos las tornas. Ve a multijugador, selecciona modo rápido, elige Caspian Border y juega en Conquista. No hay mucho más que decir. Escoger a Battlefield 3 por su modo multijugador tiene que ser entendido bajo estos parámetros. Si estás aquí, es para capturar banderas en enfrentamientos de 64 jugadores en PC o 24 en consola donde elegir todo tipo de vehículos o soldados y recrear una verdadera guerra real. Aquí, todas las limitaciones que el juego sufre en su campaña principal se ven libres para demostrar hasta dónde se puede llegar. Los aviones dejan de ser sobre raíles para poder pilotarlos libremente. Los helicópteros suponen un total esfuerzo por todos los jugadores para coordinarse, transportar tropas y defenderse hasta llegar al objetivo. Los coches son rápidos y pueden desplegar un gran número de soldados en menos de lo que te mata una bala. Y los tanques son unas bestias demoledoras que necesitarán de toda la compenetración para acabar con ellos.

Que nadie se lleve a engaño. No hay ninguna guerra de juegos para saber quién se llevará el núcleo de jugadores a su modo multijugador, sencillamente porque no tienen nada que ver. Sin embargo, este enfrentamiento está haciendo dudar a los jugadores que vienen de Call of Duty (segunda mención) a pasarse a la experiencia Battlefield 3, y eso hace más daño al juego de EA que al título de Activision, porque el punto fuerte de B3, repetimos, no tiene nada que ver, y cuando intenta imitar a la competencia, sale mal parado.

Los modos multijugador de Battlefield 3 son escasos, pero no necesita más. El modo Todos contra Todos no ofrece otra opción que el run n' gun hasta que mueras para hacer recuento final, y ahí, sin las famosas perks, Battlefield se queda cojo. El modo Asalto y Rush, por el contrario, funcionan en ciertos mapas del juego, pero quedan muy limitados al no ofrecer una mayor personalización (como, por ejemplo, no reaparecer si mueres). Aquí podemos ver uno de los puntos flojos del, por otro lado, gran diseño de mapas. Mientras que los mapas son ultra detallados, llenos de luz y color, no logran la consistencia que necesita un mapa multijugador, con esquinas mortales, lugares perfectos para acampar, huecos totalmente planeados para mantener a salvo la bomba implantada... Así, el handicap queda totalmente roto en favor de los defensores, que además tienen todas las de ganar a la hora de defender la bomba. Con lugares propios y predefinidos donde aparecer, y donde los atacantes no pueden entrar (o volverá a aparecer el temible contador) nos hemos visto incapacitados de defender una posición y una bomba implantada, mientras que nuestros refuerzos tenían que recorrer todo el mapa para volver al objetivo.

Pero, como hemos mencionado antes, si juegas a Battlefield 3 es, sobre todo, por el modo Conquista. No hay nada más satisfactorio que participar, o simplemente observar, a un equipo de muchos jugadores coordinarse perfectamente, pidiendo apoyo aéreo en zonas indicadas, transportando tropas a lugares estratégicos para lanzar una ofensiva general y capturar todas las banderas a la vez. Usando los tanques para lo que deben hacer: tankear, no dar vueltas disparando a todo lo que se mueve. Si tienes la suerte de poseer un clan o de enfrentarte a uno, es muy probable que vivas una de las mejores experiencias como jugador que un videojuego puede ofrecerte. Es cierto que los snipers tienen aquí muchas debilidades, con fusiles capados y pocos lugares para esconderse, pero el cómputo global de tu equipo y lo divertido que es montarse en todos los vehículos o ser un soldado raso crea una experiencia sin precedentes.

Por todo ello, por su especialización en clanes y en batallas muy estratégicas, es por lo que Battlefield 3 va a tener que exponerse a la ruborización popular de una generación "mainstream" con gatillo fácil, y por el que puede tener una fuga de jugadores en un periodo corto de tiempo que no terminen de amoldarse a su estilo de juego mucho más exigente. Sus competidores, por otro lado, también tienen su punto táctico, con legiones de aficionados brutalmente buenos, pero en lo que respecta a la simulación de una guerra real, Battlefield 3 no tiene rival.

bf3
Análisis Battlefield 3
Conclusión/puntaje

A día de hoy, no estamos seguros si hemos pasado por Battlefield 3 o él ha pasado por nosotros. Lo que sí es cierto es que hemos descubierto un gran juego, pero en prismas diferentes a los que esperábamos. Seguimos prefiriendo la experiencia de despegar en un jet que realmente podamos controlar que en una campaña con un detalle muchísimo mayor donde sólo podemos controlar una mirilla. Quizá, DICE ha mimado tanto su producto y su motor gráfico, que en su infinito amor por él ha permitido cultivar una experiencia más ligera y disfrutable que profunda y provocadora. Los modos que intentan luchar cara a cara con Call of Duty (tercera mención) terminan desinflándose ante sus pocas opciones bajo un menú bastante obtuso (donde incluso no puedes salir de la partida ni tocar nada cuando estás en el hall esperando el siguiente mapa). Por el contrario, los modos que han hecho grande siempre a la franquicia brillan aquí con luz de oro, demostrando la madurez del estudio y abarcando el género competitivo en todas sus letras. Si eres purista del videojuego, puede que no veas nada nuevo por aquí. Si eres jugador de género, tienes la oportunidad perfecta para afinar tus gustos y elegir con más conocimiento de causa. Pero no nos cabe ningún género de duda. Si eres competidor, eres Battlefield 3.

Puntaje: 8.5

Battlefield


link: http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=NDDfPxF3EFE


link: http://www.youtube.com/watch?v=-FktL2pu2wE&feature=fvwrel


link: http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=iJAjaVdUA4c


link: http://www.youtube.com/watch?v=8YrSUnO8zNg&feature=relmfu


analisis

Fuentes de Información - Análisis Battlefield 3

Dar puntos
5 Puntos
Votos: 0 - T!score: 0/10
  • 0 Seguidores
  • 2.576 Visitas
  • 1 Favoritos

9 comentarios - Análisis Battlefield 3

@fire-water Hace más de 2 años -4
me gusta mas modern warfare 3 pero si quiero mas realismo elijo battlefield 3
@kanox307 Hace más de 2 años +2
NUNCA PUEDO ESATR EN UN PUTO AVION EN MULTIPLAYER,,,!!!
@m00nt1c0 Hace más de 2 años +1
Comentar ahora cuesta Karma.
@Emas_88 Hace más de 2 años +1
Llegaste un poquito tarde me parece.
Digo lo que digo siempre.
Historia, MW3 cuando veces te va a sorprender la historia 1, multiplayer normal. Eso si, la historia si te agarra medio sensible te pone tenso, largas un lagrimon, es como una pelicula.
Realismo al mago, sonido, una SP bueno, un MP espectacualar Battlefield 3. Te aburris del MP. Si, despues de muuuuchos meses.
@Braxton1981 Hace más de 2 años +1
m00nt1c0 dijo:Comentar ahora cuesta Karma.


Con lo que cuesta una décima de karma, ya da miedo comentar XD

Muy buen post... y estoy deacuerdo en todo lo que digas y con tu manera de pensar... seas quien seas y pienses como pienses (no me culpes, cuido mi karma)
@Pichon Hace más de 2 años
no tenes la de MW3 de la misma fuente? Quiero reirme un rato...
@_manugnr Hace más de 2 años +1
Braxton1981 dijo:
m00nt1c0 dijo:Comentar ahora cuesta Karma.


Con lo que cuesta una décima de karma, ya da miedo comentar XD

Muy buen post... y estoy deacuerdo en todo lo que digas y con tu manera de pensar... seas quien seas y pienses como pienses (no me culpes, cuido mi karma)

jajajajajajaja es verdad ahora insultas y te volves un novato

LOS AMO A TODOOOOOS!!!!!
@RamzesG Hace más de 1 año
estos fps me aburren, la igual que COD, lo unico que hay que hacer es ir del punto A al B matando todo lo que se mueva, lo que cambia son los graficos...
@FaceSteel Hace más de 1 año
Los gráficos, la interactividad, la destrucción, el ambiente, los vehiculos, el pilotaje... Si, casi igualito.
@kenzoman7 Hace más de 1 año +1
@FaceSteel Además, en Battlefield no tenés que esperar a un script para poder derribar una pared: tiras unas granadas y ya tenés una vía de escape (en el multijugador)...