El tamaño del pene está en los dedos de la mano


Las leyendas urbanas sobre aspectos que pueden representar el tamaño del pene son infinitas. Que si una nariz grande implica un miembro proporcional, que cuanto más larga sea la colilla del tabaco más largo será, etc. Pero ninguna de ellas tiene una base científica detrás que la respalde. Hasta ahora. Un equipo de urólogos de Seúl (Corea) ha dado con un factor físico que sí puede predecir la longitud del pene adulto: la ratio entre los dedos anular e índice de la mano derecha. Cuanto más largo sea el dedo anular respecto al dedo índice, más largo es el pene.

Los autores, que publican su hallazgo en 'Asian Journal of Andrology', explican que la ratio de estos dedos ya había sido relacionada previamente con otros aspectos de la biología reproductiva e incluso puede estar relacionada con el riesgo de cáncer de próstata. "Pensamos que los niveles de testosterona prenatal podían tener algo que ver con la longitud del pene y, por tanto, dado que la formación de los dedos también está influida por esta hormona igual también jugaban un papel", indica Tae Beom Kim, coordinador de la investigación, del Hospital Gachon Gil de Incheon (Corea).

Para comprobar su hipótesis contaron con la participación de 144 varones mayores de 20 años que estaban hospitalizados para someterse a una cirugía por algún problema urológico. De todos ellos estudiaron la altura, el peso y las longitudes del segundo y cuarto dedo de la mano diestra y del pene. Éste último se midió bajo anestesia y tanto en estado flácido como estirado (que no erecto).

Observaron que de todas las variables estudiadas, sólo la altura estaba relacionada con el tamaño del pene flácido mientras que la ratio de los dedos es lo único que dio una idea acertada del tamaño del miembro viril estirado.

Hormonas clave

La posible explicación está en los andrógenos (las hormonas sexuales masculinas, entre ellas la testosterona). Los autores señalan que estas hormonas son claves para el desarrollo normal del pene. Los niveles fetales de andrógenos en los hombres se van elevando entre las semanas ocho y 24 de gestación, llegando al máximo entre las semanas 14 y 16. Estas hormonas también están relacionadas con la formación de otras estructuras, entre ellas los dedos. Una alta concentración de testosterona lleva a un bajo ratio entre los dígitos y sugiere una actividad testicular prenatal alta y, también, un pene largo.

En un comentario que acompaña al estudio, Denise Brooks, del departamento de Biología del Skidmore College de Nueva York (EEUU) indica que los participantes estudiados son asiáticos, que tienen penes más pequeños que otras poblaciones, por lo que no se sabe si estos resultados son extrapolables a otros hombres, aunque lo lógico es pensar que sí.

En declaraciones a ELMUNDO.es, esta experta destaca que "el trabajo es importante porque es el primero en establecer una relación entre los dedos y la longitud del pene. Aunque es pronto para saber si este vínculo puede tener alguna implicación clínica, sí es cierto que la ratio entre el segundo y cuarto dedo ha sido asociado a condiciones médicas como el cáncer de próstata, de mama y ataques al corazón, así que a lo mejor hay que ahondar más en esta cuestión".