Call of Duty muestra sus primeros síntomas de agotamiento

A pesar de los grandes resultados iniciales, Modern Warfare 3 parece estancado en cuanto a sus resultados en el mercado, y no logra superar el ritmo que en su momento tenía su antecesor, Black Ops. Ello significa los primeros resultados negativos de Call of Duty, que se unen a las numerosas voces críticas sobre la falta de frescura y originalidad de la saga.
Del inicio estratosférico que conoció Modern Warfare 3 nos fuimos haciendo eco de manera casi continua. El nuevo Call of Duty estaba arrasando en ventas, alcanzando cifras espectaculares en un tiempo récord, a pesar de alguna que otra voz crítica sobre la estrategia seguida por Activision para con su principal saga. Pero, como decíamos, los resultados parecían no corresponderse a dichas críticas, lo que significaba acallar cualquier síntoma de problemas en Call of Duty.

Sin embargo, parece que la cosa, en las últimas semanas, se ha torcido. Al menos, eso aseguran desde diferentes firmas de analistas, como Macquarie Equities, quienes señalan, tal y como recoge el portal Gamasutra, que durante el pasado mes de marzo, MW3 mostró un notable descenso en ventas, muy por debajo de lo conseguido por Black Ops durante el mismo mes del pasado año.

En concreto, la firma asegura que el nuevo CoD vende por debajo de alrededor del 4,2 por ciento de lo que hacía el anterior Call of Duty. Y este primer revés, lógicamente, hace reaparecer los problemas.

Porque gran parte de la comunidad de Call of Duty ha mostrado un profundo malestar con la compañía al respecto de Modern Warfare 3, subrayando la escasa originalidad del título y una repetición demasiada evidente con respecto a las anteriores entregas.

Modern Warfare 3 no logra vender al ritmo de Black Ops

Y ahora ello podría transformarse en verdaderos problemas, ya que estos primeros resultados negativos, sumados a las críticas podrían significar un cierto agotamiento de la saga, y un importante toque de atención a Activision, para que se replantee su estrategia a seguir para el nuevo Call of Duty, que presumiblemente vendrá bajo el título de Black Ops 2.