Científicos del mundo descubrieron desde el año 1950 una gran masa de desechos que se formaba en el océano a miles de kilómetros de distancia de América. Para el 2012 ya muchos lo consideran el "Sétimo Continente" por su gigantesco tamaño.

Descubren el “Sétimo Continente”

El volumen de esta masa de desechos que se encuentra en el Océano Pacífico es gigantesca, es una enorme isla de basura de 3.5 millones de toneladas, con una circunferencia de 22.200 kilómetros y una superficie de 3,4 millones de kilómetros cuadrados, la cual se encuentra navegando entre San Francisco y Hawaii.

La enorme isla de basura, o más bien la “gran mancha de basura del Pacífico” o también “el sétimo continente” como muchos prefieren llamarla, tiene un tamaño superior al de Francia, España, y Portugal.

Este fenómeno que se detectó por primera vez en la década de 1950 ha ido creciendo rápidamente a causa de la desmedida dependencia del ser humano al plástico. La enorme mancha de basura consta en un 80% de plástico, en el que abundan boyas, redes de pesca, tapones de botellas, objetos de todo tipo escapados de las cloacas y millones de residuos y pequeñas partículas de plástico. Según los datos aportados por el Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNEE) de Francia.

El motivo por el que la basura de todo el planeta ha finalizado en el Océano Pacífico, es la existencia de un remolino gigante provocado por la fuerza de la corriente espiral del Pacífico Norte.

Ahora, la Sociedad de Exploración Francesa (SEF) y el Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNEE), iniciarán una expedición a partir del 2 de mayo a la gran isla de basura, para analizar la composición del montón de basura y advertir al mundo sobre su existencia.