Moya ha sido una figura predominante de la política argentina a lo largo de su ejercicio como titular de la Confederación General del Trabajo (CGT). vale decir que este Secretario General ha ido de un extremo al otro en los hilos de la política, no tuvo mayores entredichos con el menemismo, si bien le realizo algunos paros y manifestación nunca tuvo la vehemencia que debió tener el mayor representante de los trabajadores en el país. siendo que en la noche de la Argentina, nombre que se propone a la nefasta década de los ´90, resulto ser la mas lesiva a los trabajadores. Luego con el gobierno de Fernando de la Rua pareciera que despertó de su aletargada siesta y fue tan vehemente como pocas veces se lo vio, tanto que empezó a realizar para con el fin de desabastecer ciudades (lo que es irónico visto un tiempo después en donde se quejaba que los productores rurales en épocas de la 125 producían desabastecimiento por la falta de trasporte a causa de los distintos cortes de ruta). Luego con la crisis económica del 2001 se volvió a silencia, podría entenderse que en un estilo de pacto tácito (o no), ceso con su vehemencia y permitió todo lo allí acontecido ( no es intención por el momento juzgar esa etapa). Luego con la administración Kirchnerista o K según lo desee el lector, el Sr. secretario general volvió a dormir o si se lo quiere a convalidar las políticas oficiales ya que no se lo vio en una clara oposición tanto fue así que fue el segundo de Nestor Kirchner en la formula presentada para dirigir el PJ nacional.
Entiéndase que sus movimientos pendulares obedecen a una sola razón, que el sindicalismo argentino nunca ha sido revisado y discutido. Siempre se ha planteado el enriquecimiento "ilícito" de sus dirigentes, la falta de representación de los secretarios generales con los trabajadores (salvo con el gremio de camioneros). esto estuvo a punto de darse en épocas de Nestor Kirchner (presidencia de Cristina), pero fue interrumpido por la lastimosa y dolorosa muerte del militante del polo obrero. Pero esa discusión debe darse la representación de los trabajadores Argentino debe discutirse. llegar a esa discusión será muy pero muy difícil y tendrá innumerables palo en las ruedas. pero solo podrá hacerlo un gobierno que contenga una representación suficiente y una decisión política fuerte, ya que estos llamados "gordos de la CGT" darán la mayor de sus luchas intentando desviar el blanqueamientos y discusión dirigencial por un ataque directo de los trabajadores. será en últimas instancias la sociedad toda quien obtara por terminar el caudillismo de los secretario generales de la CGT y alli me encotrarán