Herman@s Taringueros

Bastante agua paso debajo del puente, y bastantes miles de caracteres han pasado por T!, lamentablemente la mayoría de ellos de pura basura. Este es mi post numero 200, luego de casi 5 años en T!, y quiero agradecer a los 100 o 200 seguidores que todavía me puedan quedar por estar ahí (a pesar de que el conteo dice 5000 y pico), y como siempre, espero que este humide aporte a lo que fue la Inteligencia Colectiva les sirva o les entretenga un rato.

Vamos al tema en cuestión.

Se esta hablando por algunos rincones de la Red que dentro de poco (algunos dicen que el 21 o 22 de Diciembre) va a haber un periodo de 3 dias de una oscuridad total, como nunca antes se ha visto.

Estuve investigando un poco sobre el tema, y, si no queres seguir leyendo el post, te cuento que al final resulto ser un cuento mas de los que andan dando vueltas por la red.

El origen de toda esta historia no es nuevo, sino que se remonta a un concepto que publico el señor Paul Otto Hesse (de quien no se sabe a ciencia cierta si era astrónomo o ingeniero) en 1949 en un libro que se llama El Dia Final (mal traducido del título original alemán Der Jüngste Tag, que en realidad significa El Dia Del Juicio Final).

Como es lo de los 3 dias de oscuridad? Te lo explico


En el libro, este buen hombre expone que existe en el espacio un área de concentración de radiación (fotones, para ser precisos), que estaría situada entre nuestro sistema solar y la constelación de las Pléyades, que es un grupo de aproximadamente 500 estrellas a unos 440 años luz de distancia.

oscuridad

El malo de la película.


De dónde sacó esa idea, no se sabe, ya que por observación directa no lo podría haber determinado con los instrumentos que existían en ese tiempo.

Más concretamente, en el libro afirma que nuestro sistema solar (completito, con todo lo que hay adentro) estaría en órbita (¡?) alrededor de una de las estrellas de esta constelación, Alcione (que no es una estrella sola, sino un grupo de 4, o, como se lo llama mas técnicamente, un sistema cuádruple), y que dentro de poco llegaríamos a un punto de la supuesta orbita en el que cruzaríamos ese 'cinturón de fotones'.

cinturon
La constelacion de las Pleyades


En base a estas afirmaciones (que para los que mínimamente conocen de astronomía, ya empiezan a sonar graciosas), se determino lo siguiente:

- Tomando como base la posición relativa de los dos sistemas estelares, el solar tendría que estar viajando en dirección a la constelación de Tauro (donde están las Pléyades) cuando en realidad está yendo hacia el lado contrario

- Tendría que moverse a una velocidad de 30.000 kilómetros por segundo,

- Y el sistema Alcione tendría que tener una masa de un millón de millones de soles para que a la distancia de 440 años luz pueda tener alguna influencia gravitatoria en nuestro sistema.

Pero para que el trolleo que le pegaron al pobre Hesse no sea tan categórico, hay que darle el crédito de haber desarrollado una idea muy traída de los pelos, pero original sin dudas.

Pero entonces… de donde viene el asunto de los 3 días de oscuridad?

El que le dio el color apocalíptico al asunto fue un tal Samael Aun Weor (al que su mamá le dio el nombre de Víctor Manuel Gómez Rodríguez), un colombiano que, según su biografía, se dedico al esoterismo en forma más o menos seria al principio, pero al que después de leer el libro de Hesse, o se le salieron los patos de la fila y empezó a delirar acerca de los efectos que produciría el cruce de nuestro sistema por el área de radiación, o vio una veta bastante interesante para salir a robar gallinas con la onda New Age, en versión apocalíptica.

dias
Víctor Manuel Gómez Rodríguez


Este payaso sabría mucho de esoterismo, pero de física o astronomía, menos que vos y yo juntos de neurocirugía, ya que expone que en el momento en que se produzca la entrada del Sistema Solar al cinturón de fotones (al que astutamente no determina para poder moverlo a conveniencia), se produciría una ‘reacción’ entre los fotones que vienen del Sol y los que existen en el cinturón que provocaría su anulación mutua (como si fuera antimateria) y tendría como consecuencia un periodo de oscuridad de 3 días, que sería el tiempo que demoraría el Sistema Solar en cruzar el área de radiación.

Los fotones no tienen la capacidad de reaccionar entre ellos, por el simple hecho de no tener masa, y por consiguiente, no tener ningún tipo de carga eléctrica que permita su aniquilación mutua.

Pero astutamente, don Gómez afirma que la radiación del cinturón es de un tipo desconocido hasta ahora, aplicando en viejo invento de los yanquees de la ‘desmentibilidad plausible’, es decir, una mentira que no se puede probar muy probablemente sea considerada como una verdad.

Es por eso que mucha gente, sin el debido conocimiento ni el deseo de poner en duda una afirmación un tanto alarmante, cree en este payaso, y vive asustada de algo que, al final de cuentas, es físicamente imposible.

Asi que para resumir, mis queridos herman@s taringueros, quédense tranquilos, que como dijo el Innombrable De Anillaco, nadie se muere en la víspera, y el 22 de diciembre a ponerse bien en pedo para prepararte para la maratón de Noche Buena, Navidad y Año Nuevo.

Un abrazo para todos, y hasta el próximo aporte.

Fuentes: texto propio basado en los artículos de Wikipedia http://en.wikipedia.org/wiki/Photon_belt y http://es.wikipedia.org/wiki/Cinturón_de_fotones.

Imágenes extraidas de http://saltanoticiassaltaarchivos.bligoo.com.ar/guillermo-capellan-el-cinturon-fotonico-es-otra-profecia-alcionica-sobre-el-fin-el-mundo