El futuro de Microsoft depende de Windows 9


El desarrollo de Windows 9 aún no ha comenzado, pero según algunas personas familiarizadas con el asunto, la empresa revelará más detalles sobre este tema durante la conferencia de desarrolladores BUILD en abril. Es muy probable que el proceso de desarrollo comience ese mismo mes, así que Microsoft está convencida de que el sistema operativo estará listo en menos de 12 meses.

Aunque podría parecer que Microsoft está apresurando las cosas un poco, Windows 9 es un producto realmente crítico para el gigante informático de Redmond, especialmente porque su futuro depende de cuán bien se venderá el sistema operativo después del lanzamiento.

Windows 9 es el primer sistema operativo completo que viene después de Windows 8, la plataforma moderna que no logró impresionar pero en cambio generó una nueva ola de críticas dirigidas al gigante informático, quien, a pesar de todas estas cuestiones, siguió siendo el líder del mercado de sistemas operativos de escritorio.

No obstante, Microsoft tiene que hacer de Windows 9 un producto exitoso, porque el futuro de la empresa depende de cómo será recibido este sistema operativo por los usuarios.

bill gates

Microsoft Windows 9 Concept


En primer lugar, Microsoft necesita traer de vuelta a los usuarios que han decidido volver a Windows 7 o incluso abandonar Windows por completo y adoptar Mac OS X o Linux después de probar Windows 8. La confusión creada por Windows 8 fue el catalizador de un importante crecimiento en la cuota de mercado de Linux, y muchas distribuciones son consideradas ahora alternativas muy potentes a Windows.

En segundo lugar, como señala Preston Gralla de ComputerWorld, el éxito de Satya Nadella al mando de Microsoft también puede depender de Windows 9.

Steve Ballmer se vio obligado a retirarse después de que la empresa invirtió una fortuna en Windows 8, pero no logró reavivar el mercado de PCs. Además, la plataforma moderna causó una pérdida importante para la empresa.

Con Satya Nadella en la posición de CEO y con Bill Gates involucrado más activamente en las actividades de la empresa, Microsoft debe resolver todos los problemas y hacer de Windows 9 un sistema operativo exitoso para dar al nuevo director ejecutivo la oportunidad de seguir manejando la compañía. Aunque es difícil de creer que el nuevo CEO dimitiría en caso de que una versión de Windows decepcionara, claramente no es la mejor manera de comenzar una carrera como CEO de Microsoft.

Microsoft

Los primeros signos de mejoras preparadas para Windows 9 son muy prometedores, ya que unas fuentes familiarizadas con el asunto apuntan al regreso del Menú Inicio, así como a mejoras diseñadas para hacer el sistema operativo más apropiado para ordenadores de sobremesa.

Por supuesto, todavía no se sabe con certeza si Windows 9 realmente tiene todo lo necesario para tener éxito o no, pero todo depende de cómo Microsoft decide manejar el feedback de los consumidores, ya que claramente necesita abordar todas las solicitudes de los usuarios.