Periodistas de EE.UU. difunden imágenes de satélite publicadas por el embajador de EE.UU. en Kiev que, según opina, demuestran que Rusia está atacando Ucrania. Sin embargo, expertos subrayan que las imágenes no tienen ninguna validez como prueba.

"Para fundamentar acusaciones tan graves como que Rusia dispara desde su territorio hacia el territorio ucraniano estas pruebas son realmente insostenibles", dijo el politólogo Juan Miguel Díaz Ferrer a RT. A él le parece que "para la credibilidad de un Gobierno tan importante como EE.UU." es ridículo "basarse en pruebas donde apenas se ve nada".

Si la información fuera cierta no se difundiría en las redes sociales




El embajador Geoffrey R. Pyatt publicó estas imágenes de satélite en su cuenta privada de Twitter. Según él, muestran que del 21 al 26 de julio Rusia disparó con artillería y lanzacohetes contra Ucrania: las flechas en las fotografías indicarían los cráteres que la artillería pesada rusa habría dejado en las posiciones de los militares ucranianos.

Los expertos destacan dos disconformidades: la primera, como dijo Díaz, es que en las fotografías "apenas se ve nada"; y la segunda, que las redes sociales no son la mejor manera de lanzar acusaciones contra un Estado. "Si la información fuera cierta no se difundiría en las redes sociales, sino que lo haría una autoridad pública en una conferencia de prensa. Estas imágenes no pueden servir como prueba de nada", dijo el economista estadounidense Paul Craig Roberts.

EE.UU. culpa a Rusia con imágenes de satélite indescifrables


En la página web del Departamento de Estado de EE.UU. no hay colgada ninguna información parecida. Las imágenes fueron promovidas en Twitter por CBS y otras cadenas estadounidenses como "prueba evidente" de la culpabilidad de Rusia.

Imágenes de los satélites rusos


El director del Centro ruso de Análisis del Comercio Mundial de Armas, Ígor Korotchenko, recuerda que el 24 de julio el Ministerio de Defensa de Rusia presentó en una conferencia de prensa imágenes de los satélites rusos y su descodificación detallada, así como datos del seguimiento por satélite e inteligencia electrónica. "Se adjuntaron mapas, planos y diagramas. La cuenta de Twitter del embajador carece de esto, en ella es imposible ver algo, incluso con una lupa", dijo Korotchenko a RT.

"En las últimas semanas, la zona de las hostilidades se supervisa regularmente, incluso mediante satélites de reconocimiento. Grupos de militares extranjeros, algunos de ellos estadounidenses, trabajan con radares en Rusia y no han encontrado nada", subraya Korotchenko.

¿Desviar la atención?


"Lo que publicó el embajador forma parte de la guerra de información que tiene como fin obligar a los países europeos a unirse a las sanciones contra Rusia", concluyó el director del Centro ruso de Análisis del Comercio Mundial de Armas.

Según otro experto, Víktor Litovkin, los tuits de Pyatt constituyen "una campaña mediática con el fin de desviar la atención de los ciudadanos de la tragedia del Boeing 777, ya que hay cada vez más pruebas de que la culpable de la tragedia es Ucrania".


EEUU
satelitales
imagenes