La Historia de River Plate comenzó cuando trabajadores de la carbonería “Wilson” tenían toda la intención de fundar un club de fútbol, fue así que a iniciativa de estos y la fusión con el equipo del barrio “Los Rosales” fundaron el club. Existieron varias deliberaciones para el nombre de la flamante institución.
Llegaron al actual a consecuencia que un socio (Martínez) vio bajar cajas a marineros cuando se construía el dique 3, y en las mismas figuraba la frase “The River Plate”.
A partir de ahí se firmo el acta fundacional y como así también designaron al primer presidente, Lepoldo Bard.

El primer partido fue contra el equipo de Maldonado (un club del barrio Palermo), no se conoce el resultado pero se sabe que el triunfador fue el equipo de River Plate.

El 27 de diciembre de 1908, tras disputar nuevamente el partido de desempate por el ascenso frente a Racing (y golearlo 7 a 0), logró subir a la división de privilegio.

Los apodos en la Historia de River Plate
El equipo de River Plate es conocido además de por su nombre, por varios apodos que lo han caracterizado a lo largo de sus más de 100 años de vida.


La camiseta de River Plate cuenta en la misma con una banda roja atravesando la blusa blanca, es por esto que también se le conoce como el equipo de “La Banda Roja”.
Cuenta la historia que a consecuencia de haberse organizado un carnaval, un carro alegórico que desfilaba por el mismo colgaba en su parte trasera una cinta roja de seda, esta fue robada por los chicos que la vieron y la utilizaron para adornar sus camisetas blancas prendiéndolas con alfileres.

También se les dice “Los Millonarios”, fue en la década del 30 a razón de abonar inmensas sumas de dinero para incorporar a los jugadores Carlos Peucelle y Bernabé Ferreira, revolucionando el mercado.

El mote de “Gallinas” fue a consecuencias de la mayor sequía de títulos que la institución vivió a lo largo de su historial, pasaron 18 años para que lograran nuevamente un campeonato local.
Luego de revertir este momento adverso, los propios simpatizantes lo utilizaron como referencia de “pujanza, rebeldía y espíritu de lucha” por parte de sus jugadores.

A pesar de que los enfrentamientos entre los cinco grandes del fútbol argentino (River Plate, Boca Junior, San Lorenz, Racing e Independiente) se consideran clásicos, es sin duda el enfrentamiento ante Boca Juniors el mayor de todos, es catalogado como “Super Clásico”.

El primer triunfo “millonario” ante su eterno rival profesionalmente fue en la última fecha del torneo del año 1933 y la victoria fue por 3 a 1, además del aliciente de haber ganando el clásico, se sumo el hecho que impidió que Boca Juniors se consagrara campeón argentino.

Ídolos en la historia de River Plate
La historia de River Plate cuenta que han habido grandes jugadores de fútbol que han sido leyendas tanto en Argentina como internacionalmente, que a su vez llegaron a la categoría de ídolos de la institución
Entre ellos se encuentran los nombres de Angel Amadeo Labruna, Adolfo Pedernera, Amadeo Carrizo, Enrique Omar Sivori, Roberto Zarate, Bernabé Ferreyra, José Manuel Moreno, Norberto “Beto” Alonso, Américo Rubén Gallego, Ermindo Anega, Juan José López, Leopoldo Jacinto Luque, Carlos Manuel Morete, Oscar Mas, Enzo Francescoli, Ariel Ortega, entre otros.




Títulos nacionales e internacionales
Desde el año 1932 donde se consagró por primera vez en su historia como Campeón Argentino, el conjunto de River Plate ha sumado hasta el momento 32 títulos locales, convirtiéndose de esta manera como el equipo que mayor veces lo ha conseguido, seguido por su eterno rival (Boca Juniors) con 22.
La última vuelta olímpica “millonaria” fue por el Torneo Clausura del año 2004.


A nivel internacional, por Copa Libertadores, tuvieron que pasar 26 años desde que diera comienza esta competencia internacional sudamericana para que los de “la banda roja” pudieran levantar la copa.

En 1966, llegaron a la final y perdieron frente a Peñarol de Montevideo, diez años después fue ante el equipo de brasil, Cruzeiro cuando perdieron su segunda chance de ser los mejores continentales.
Pero en 1986 bajo la conducción como técnico de Héctor “Bambino” Viera y dentro de la cancha por Norberto Alonso y un gran equipo, pudieron torcer la historia y derrotar en las dos finales al América de Cali de Colombia.

También ese mismo año por la Copa Intercontinental, triunfaron 1 a 0 en la final disputada en Tokio (Japón) ante el equipo rumano y campeón de europa Staua de Bucarest, el gol fue convertido por el puntero uruguayo Antonio Alzamendi.

Pasaron diez años nuevamente para que River Plate disputase una nueva final por la Copa Libertadores, y el destino quiso que el rival fuera América de Cali.
Derrota 1 a 0 en Colombia y victoria por 2 a 0 en Argentina.
Ramón Díaz como director técnico y la figura descollante del uruguayo Enzo Francescoli dentro del terreno de juego, llevaron a que River Plate se consagrara por segunda vez en su historia campeones de América.

Pero no pudo repetir lo que había conseguido diez años antes por la Copa Intercontinental, en esta oportunidad Juventus de Italia lo supero claramente y lo derroto por 1 a 0 en el partido decisivo en tierras niponas.

Cuenta en su haber por torneos internacionales, la Copa Interamericana lograda en 1987 y la Supercopa conquistada en 1997