Cartas De Los Soldados De Malvinas

Estas son distintas cartas que se enviaron a familiares en Argentina por parte de soldados que se encontraban peleando en las Islas Malvinas


Este poema se encontró en la chaqueta del soldado Marcelo Daniel Massad, fallecido en Malvinas



Escucha Dios:
Yo nunca hablé contigo, Hoy quiero saludarte: ¿Cómo estás?
¿Tú sabes? Me decían que no existes, y yo, tonto, creí que era verdad.
Anoche vi tu cielo. Me encontraba oculto en un hoyo de granada...
¡Quién iría a creer que para verte bastara con tenderse uno de espaldas!
No sé si aún querrás darme la mano; al menos, creo que me entiendes.
Es raro que no te hayaencontrado antes, Si no en un infierno como éste.
Pues bien... Yo todo lo he dicho. Aunque la ofensiva nos espera para muy pronto,
Dios no tengo miedo desde que descubrí que estabas cerca.
La señal! Bien Dios, ya debo irme. Olvidaba decirte... que te quiero.
El choque será horrible... en esta noche ¡Quién sabe! tal vez llame a tu cielo.
Comprendo que no he sido amigo tuyo. Pero ¿me esperarás si hasta ti llego?
¡Cómo! ¡Mira Dios: estoy llorando! tarde te descubrí ¡Cuanto lo siento!
(Qué raro: sin temor voy a la muerte...) Dispensa, debo irme ¡Buena Suerte!

Carta para su padre que el Tte. Estévez dejara en Sarmiento, Chubut, antes de partir a Malvinas




Querido Papá
Cuando recibas esta carta yo ya estaré rindiendo cuentas de mis acciones a Dios, Nuestro Señor. Él, que sabe lo que hace, así lo ha dispuesto; que muera en el cumplimiento de la misión. Pero, fijate vos, Qué misión! ¿No es cierto
¿Té acordás cuando era chico y hacía planes, diseñaba vehículos y armas, todos destinados a recuperar las Islas Malvinas y restaurar en ellas nuestra soberanía
Dios, un padre generoso, ha querido que este hijo totalmente carente de méritos, viva esta experiencia única y deje su vida en ofrenda a nuestra patria
Lo único que a todos quiero pedirles es:
- Que restauren una sincera unidad en la familia bajo la cruz de Jesucristo.
- Que me recuerden con alegría y que mi vocación no sea la apertura de la tristeza y muy importante: que recen por mí.
Papá:
Hay cosas en la vida que un día cualquiera no se dicen entre hombres, pero hoy debo decírtelas: Gracias por tenerte por modelo de bien nacido.
Gracias por tener tu apellido. Gracias por ser católico, argentino y de sangre española. Gracias por ser como soy, que es el fruto de ese hogar donde vos sos el pilar
Hasta el reencuentro, si Dios lo permite. Un fuerte abrazo.
Dios y Patria o muerte!.
Roberto.

Roberto Néstor Estévez, Teniente de Infantería del Ejército Argentino y Comando. Cayó conduciendo una fracción de su regimiento (el 25 de Infantería) en medio de un duro combate en el cerro Darwin, Isla Soledad, Archipiélago de Las Malvinas, el 28 de mayo de 1982.

El Teniente Estévez escribió esta carta en Sarmiento, Provincia de Chubut (sur de Argentina), el día de la partida de su unidad a las Malvinas, el 27 de marzo de 1982. Debía ser entregada a su padre por un camarada, en caso de que él muriera en combate, lo que ocurrió dos meses después, en la batalla de Darwin-Pradera del Ganso.


Carta que fue redactada por el Mayor Juan J. Falconier siete días antes de ser derribado por un misil inglés en Malvinas.


A Nequi y Moroni:
Su padre no los abandonó. Simplemente dio su vida por los demás.
Por Ustedes y vuestros hijos y los que hereden mi Patria.
Les va a faltar mi compañía y mis consejos, pero les dejo la mejor compañía y el más sabio consejero: a Dios. Aférrense a él. Sientan que los aman hasta les estalle el pecho de alegría y amen limpiamente. Es
la única forma de vivir la buena vida.
Luchen para no dejarse tentar, para no alejarse de él, para no aflojar.
Yo estaré junto a Ustedes, codo a codo, aferrando el amor.
Sean una familia. Respetando y amando a mamá aunque le vean errores. Sean siempre sólo uno, siempre unidos.
Les dejo mi apellido: Falconier. Para que lo lleven con orgullo y dignifiquen. No con dinero ni con bienes materiales, sino con cultura, con amor, con la belleza de las almas limpias, siendo cada vez más
hombres y menos animal. Y por sobre todo, enfrentando la vida con la verdad, asumiendo responsabilidades aunque les cueste sufrir sin sabores o la vida misma.
Les dejo, muy poco en el orden material. Un apellido: Falconier
A Dios, ante quien todo lo demás no importa
Papá.

Carta del soldado Jose Luis Hierro, para su familia




Islas Malvinas 7/06/1982

Queridos papá, mamá, Juani y Juanjo:

Perdonen que hace 8 días que no les mandaba nada, pero aquí nos dijeron que no sale ni entra nada. Yo igual voy a intentar mandar una. Sí, me llegó telegrama del 24 de ustedes y de Cristina y también me llegó ayer uno del 29 pero no se entiende nada, no está firmado pero pienso es de ustedes. La última carta de ustedes de Mar del Plata es del 11/04 y después nada más. Mi última carta es la que les mandé desde el hospital el 29/04 o el 30/04.
Me imagino lo preocupados que ustedes estarán por las últimas noticias. Es cierto que los ingleses están muy cerca, pero a mi puesto de combate les juro no me ha venido ninguno a “visitar” y espero no lo hagan.
Hay que seguir rezando y pidiendo a la Virgen para que esto se arregle en “paz” y se acabe ya. Cada vez tenemos más ganas de volver cada uno a su casa sea como sea, ganando o perdiendo, pero volver y pronto. Al final se nos quedó en el tintero el viaje, pobre papá, tanto juntar y organizar y yo le tiré abajo todo, aunque deslindo responsabilidades en el loco de nuestro presidente y su desvelo de grandeza.
Acá todos, pero todos, lo agarraríamos del fundillo de los pantalones y lo pondríamos como nosotros 55 días; en estos pozos. Y yo con él a todos esos patriotas de ciudad que por lo que ustedes dicen allá está minado. Acabé el discurso. Ja. Ja.
Espero yo llegar de esto, antes que la carta, así no los preocupo más con esto, pero es hora que sepan lo que pensamos nosotros de Malvinas.
Bueno nada más, besos y abrazos para los cuatro, siempre, siempre los tengo en mis pensamientos.

Los quiero mucho.
Chau, José Luis


Carta escrita por el sargento ayudante GN Ramón Gumerciando Acosta, - Medalla La Nación Argentina al Valor en Combate – a su hijo Diego antes de morir en acción.




Puerto Argentino 2 de Junio de 1982
Querido hijo Diego, que tal muchacho? Cómo te encuentras?
Perdóname que no me haya despedido de ti, pero es que no tuve tiempo, por eso es que te escribo para que sepas que te quiero mucho y te considero todo un hombrecito y sabrás ocupar mi lugar en casa cuando yo no estoy.
Te escribo desde mi posición y te cuento que hace dos días íbamos en un helicóptero y me bombardearon, cayo el helicóptero y se incendió, murieron varios compañeros míos pero yo me salvé y ahora estamos esperando el ataque final.
Yo salvé tres compañeros de entre las llamas. Te cuento para que sepas que tienes un padre del que puedes sentirte orgulloso y quiero que guardes esta carta como un documento por si yo no vuelvo: o si vuelvo para que el día de mañana cuando estemos juntos me la leas en casa.
Nosotros no nos entregaremos, pelearemos hasta el final y si Dios y la Virgen permiten nos salvaremos.
En estos momentos estamos rodeados y será lo que Dios y la Virgen quieran. Recen por nosotros y fuerza hasta la victoria final.
Un gran abrazo a tu madre y a tu hermana – cuídalos muchos, como un verdadero Acosta. Estudia mucho.
"VIVA LA PATRIA"



Querida MAMA:
HOY RECIB TU CARTA, LA DE ****** y la de ******* FECHADA 18/4/82 y 19/4/82 RESPECTIVAMENTE, la cual me trajo una alegria inmensa, indescriptible. Ante todo un abrazo y muchos besos a todos. A esta fecha ya habras recibivo mis cartas anteriores y con respecto a la ultima la de 29/4/82 no la tomes tan en serio, pasa que estaba deprimido y aburrido por eso tan melodramatica. Con respecto al diario que mande en mi primer carta desde aqui. Le faltan cosas que no puse por miedo a angustiarlos, pero ahora que todo paso, les voy a contar: Cuando entramos en la ciudad nos recibieron con disparos, a los que nosotros respondimos con gran fuerza, le tiramos con un OBUS e hizo pleno impacto en la casa destruyendolo, se rindieron, me ordenan palpar de armas a los prisioneros, cuando estaba haciendo eso intento sacar un puñal pero antes me habia dado cuenta y le pegue con la culata del fusil en la cabeza dejandolo inconciente. Despues de eso hubo tiros por todos lados y pasaban cerca, pero en esos momentos no sentis nada, ni miedo, ni emocion lo unico que sentis es mas amor por tu bandera. Despues personalmente les voy a contar todo lo que vivi aqui el 2/4/82. Gary que en ******. Vinimos la mitadde RI25.
HERMANO QUERIDO te contesto tus lineas y me alegro que te encuentres bien, no va a pasar nada. Orgulloso me siento pero no agrandado sigo siendo igual en ese aspecto.
Nosotros nos vamos a quedar hasta que todo se solucione. De licencia no hay probabilidades por ahora. Yo rezo para que les vaya bien a todos por alla y que nada cambie para cuando yo regrese si dios quiere. Besos para vos querido hermano.
MIA:
Me alegro qeu estes bien y trabajando. Ojala ye vaya mejor todavia te lo mereces. Espero qeu cuando vuelva me presentes una amiga como para mi.
Yo contesto todas las cartas apenas las recibo, pero no se porque no llegan- Gracias por escribirme y seguilo haciendo. yo tambien tengo muchas ganas de verte a vos y a todos en especial a PAPA y MAMA. y decile a ***** que no le contesto poque esas cartas quedaron en *****.
Espero recibir cartas pronto. Saludos y abrazos a todos mis amigos.


Queridos PAdres:
Espero qeu al recibir estas pocas pero cariñosas letras se encuentren ustedes gozando de bienestar y por supuesto gozando de buena salud.
Te hago saber que estamos en las Malvinas ????? mama estamos muy bien lo unico es que hace frio pero mucho nada de macana.
Aca todo es joda asi que no te hagas ningun problema, ni vos, ni ***, ni Eva, ni papa , nada. Hoy es martes 13. Mala suerte, pero para los otros porque nosotros estamos por comer un flor de azado. Te cuento mas los ingleses se van a pegar la vuelta y nosotros no se cuando volvemos pero espero que para el bautismo pueda estar alla ***. Sin mas qeu contarles por ahora porque cuando vaya te voy a contar tantas cosas lindas. Bueno
Chau. Besos para todos
Juan
PD: Quedate tranquila es lo que les pido a todos
Chau Juan



Si bien no es una carta, la cancion se trata de una carta que nunca llego a su madre, como seguramente paso en muchos casos realmente



La carta perdida
Mañana del día veintidós,
madre, hoy es tu cumpleaños.
Chaco ¡qué lejos estoy!
En mi carta les dejo mi amor.
Todo es blanco y aquí a mi alrededor
nos humillan con grandezas
el Tano, el Polaco, el Andrés.
Madre, cayeron los tres.
Es de noche y los salgo a buscar,
mil estrellas me quieren contar,
hace frío y aquí en soledad
hay mil almas que de guardia están.
Y sos un poco de sol,
toda nieve, toda viento.
Sos un puerto argentino
con bandera de otra nación.
Es la carta que nunca llegó,
escrita allá en Malvinas.
Fue en abril del ochenta y dos
de un soldado que nunca volvió.


SI LES GUSTO EL APORTE,

LES AGRADEZCO SUS COMENTARIOS...


GRACIAS POR SU VISITA

3 comentarios - Cartas De Los Soldados De Malvinas