Conquista del desierto:

En la época de los gobiernos liberales y luego los oligarcas (conservadores), una corriente de pensamiento eurioea llamada positivismo, que sustentaba el desarrollo humano,el orden y el progreso, fue la que inspiró las ideas que se aplicarían en nuestro país. La cultura europea era considerada superior, por lo tanto era necesario civilizar a todos aquellos individuos considerados atrasados o bárbaros, usando la fuerza si era necesario. El concepto de desierto que deriva de esta corriente de pensamiento no se refiere a un lugar deshabitado, sino a un sitio habitado pero sin los valores y adelantos de la civilización europea. Los indios y los gauchos eran elementos indeseables para esa nueva sociedad, y por lo tanto, debía darse una solución a esos problemas. El llamado "problema del indio" había sido abordado en distintos momentos de la historia, primero por los españoles, y luego, con grandes limitaciones, por los primeros gobiernos patrios (que debían atender la guerra de independencia), y luego por Rosas que extendió la llamada "frontera con el indio" hacia el sur de la provincia de Buenos Aires, y recién en la década del '70, bajo la presidencia de Avellaneda, se encaró la solución definitiva.

Principales caciques:
-Calfucurá
-Baigorrita
-Namuncurá
-Mariano Rosas
-Catriel
-Coliques
-Pincén
-Cachul
-Epumer
-Sayhueque

Principales jefes militares:
-Julio A. Roca
-Rudecindo Roca
-Alvarado
Napoleón Uriburu
-Nicolás Levalle
-L. Vinter
-Racedo
-C. Villegas

Hacia 1870, aumentaron los malones indios a lo largo de toda la frontera entre blancos e indígenas. Las principales tribus (ranqueles, pampas, mapuches y boroganos) y los principales caciques atacaban poblaciones, poniendo como excusa que el gobierno no les entregaba lo prometido (alimentos y animales). Llegado a la presidencia Avellaneda, se decidió realizar un plan para solucionar el llamado problema del indio, debido a que se habia producido en 1875 el mayor ataque indígena conocido hasta entonces, que recibió el nombre de "Malón Grande" o "invasión grande", donde mas de 3500 indios entraron por el centro de la provincia de Buenos Aires, destruyendo pueblos enteros como Olivarría, Tandil, Azul, etc. Solamente en Azul mataron a más de 400 hombres, se llevaron 500 cautivas y 300.000 animales. El ejército los persiguió, venciendolos en los combates de La Tigra y Paragüil, recuperando 225.000 animales. Este hecho decidió a Avellaneda a encargarle al ministro de guerra, Adolfo Alsina, la confección de un plan para avanzar en el desierto, plan que debería llegar hasta el Río Negro, y que Alsina definió como: "El plan del poder ejecutivo es contra el desierto para poblarlo y no contra los indios para destruirlos". Consistía en construir una zanja (la zanja de Alsina) de más de 700km entre Bahía Blanca y la laguna La Amarga, en el sur de Córdoba, que en teoría debía impedir el paso de los indios, y que se complementaría con la instalación de fortines mejor comunicados entre sí. De dicha zanja se llegaron a construis 374 km. en la provincia de Buenos Aires, interrumpiendo el llamado "Camino del indio", por donde huían los malones"
La Conquista del Desierto

La muerte de Alsina dejó inconcluso su plan, y en su reemplazo fue nombrado el Gral. Julio Argentino Roca, quien rechazó el plan de Alsina por considerarlo ineficiente, y realizó un nuevo plan, que iría a buscar al indio a su guarida hasta someterlo definitivamente. El plan de Alsina tuvo algunos pequeños logros, estableció 5 pueblos, extendió la frontera 56.000 km. y amplió la red de telégrafos.
Roca planteó de entrada una guerra ofensiva, modernizó el ejército y estableció un plazo de 2 años para terminarla, a la vez que cortaría, según Roca, el comercio ilegal de animales con regiones del sur de Chile (estaba demostrado que los principales caciques vendían el ganado a 2 o 3 pesos fuertes por cabeza y que algunos caciques como Purrán recibían sueldos del gobierno chileno para realizar este trabajo). El plan de Roca consistía en enviar 5 columnas militares que barrerían el territorio hacia el sur, saliendo de Bs. As. (2 columnas), sur de Santa Fe, sur de Córdoba y San Luis, y Sur de Mendoza, debiendo llegar hasta los ríos Negro y Neuquén ("El indio es como la basura, hay que barrerlo", Roca), complementandose con una columna naval que entraría por el Río Negro. Así atacó a Namuncurá, Catriel y Pincen, que fueron siendo vencidos o se rindieron ante el avance del ejército, salvo Baigorrita, que murió combatiendo el avance blanco. Pincen, Epumer y Catriel fueron capturados, y lo mismo ocurrió con Namuncurá tiempo después. El 11 de octubre de 1878, se creó por ley nacional la gobernación militar de la Patagonia, y se logró extender la frontera, se crearon nuevos fortines, se crearon pueblos y el primer gobernador fue el coronel Álvaro Barros. Junto con Roca, acudieron científicos e investigadores, que estudiaron la geografía y contribuyeron a la grandeza de la Patria (como Francisco P. Moreno).
Ya en la presidencia de Roca, los malones se redujeron en importancia y en cantidad, se trazaron límites con Chile y se aseguró los extremos del sur, enviando tropas y creando nuevas poblaciones.

roca

Consecuencias:
-Se incorporó la Patagonia
-Se crearon nuevos pueblos
-Se extendieron el ferrocarril y el telégrafo
-Miles de indios murieron en la campaña
-Más de 14.000 indios fueron reducidos a la servidumbre, y llevados a las ciudades para trabajar.
-Los indios sobrevivientes, en muchos casos caminaron más de 1.400 km. hasta los puertos de Bahía Blanca y Carmen de Patagones, y desde allí, en barco hasta Bs. As., donde fueron entregados a las familias de la ciudad a través de la Sociedad de Beneficencia, en un marco de desesperación para los indígenas, que veían cómo les robaban a sus hijos.
-A los participantes de la campaña se les pagó con tierras, mientras grandes extensiones se entregaron a otros personajes vinculados con el poder. Los soldados comunes, que habían recibido pequeñas extensiones de tierra, las vendieron baratas a los acaparadores, generando todo esto los nuevos latifundios y la nueva oligarquía terrateniente.
-En 1880, Roca asumió la presidencia