Qué es un Netbook

El Termino Netbook es el más usado para hacer referencia a un ordenador portátil ultracompacto o ultraportátil.

El netbook tiene una apariencia estética muy similar a la de un portátil convencional, aunque su tamaño es notablemente inferior. Generalmente suele traer instalado un sistema operativo Windows o Ubuntu, aunque últimamente se está empezando a instalar Android y Moblin 2.0.

¿Merece la pena comprar un netbook?

La funcionalidad de los netbook está siendo motivo de polémica entre distintos sectores de la sociedad, ya que no queda muy claro por ambas partes su verdadero sitio en el ocio personal.

Antes de pararnos a mirar las ventajas e inconvenientes de un netbook, vamos a ver por qué este tipo de ordenadores ultraportátiles se han convertido en todo un producto que los especialistas en marketing y ventas llaman de compra compulsiva.

Ante la situación de crisis y la necesidad de tener que poseer todos los caprichos y aparatos que usan los demás, los consumidores hemos rebajado el índice de exigencia al mínimo, por lo que si juntamos ese factor, al jugoso precio que nos ofertan los netbooks y a la delicada y pequeña presencia que nos muestran los fabricantes, entonces es cierto que tenemos todo un producto de compra compulsiva.

Ventajas de un netbook

No hay duda alguna de que cuando un producto como los netbook toma índices de ventas que no sólo amortiguan la caída de otros productos del sector, sino que generan beneficios capaces de sostener multinacionales enteras, es que ese producto gusta.

Los consumidores que deciden comprar un netbook, acceden a este tipo de productos por varias razones:
Que Ventajas e inconvenientes tienes de un netbook
Portabilidad absoluta: generalmente, el tamaño de un netbook no supera las 10 pulgadas. Son tan pequeños que cogen en cualquier bolso de mujer, mochila de niño, bandolera, etc. y su peso no supera en la mayoría de los casos 1,8 kilogramos.

Gracias a su pequeño tamaño y ligereza, los netbooks resultan muy manejables para utilizarlo en cualquier lugar, además de pasar más desapercibido ante la gente.

Precio de un netbook: otra de las razones por las que los consumidores acuden a los grandes almacenes a por un ultraportátil, es su precio. Los netbooks suelen ofrecer un precio medio de 350 euros, lo cual ayuda mucho en familias que necesitan un ordenador muy barato, o bien para otras familias que desean tener un equipo por persona.

Conectar un netbook a Internet: resulta muy atractivo estar por casa y tener en todo momento un ordenador ligero y pequeño con el que poder leer los correos electrónicos, enviar mensajes por Facebook o Twitter, ver las noticias del día, el tiempo o incluso ver videos de YouTube.

Esta posibilidad, es otra de las ventajas de un netbook, puesto que otorga libertad e independencia tanto personal como geográfica a la hora de consultar la red.

Consumo de un netbook: al ser pequeños y de prestaciones básicas para ser usado como ordenador secundario, el consumo de un netbook es increíblemente menor al de un portátil convencional.

Hablamos de que según la calidad y capacidad de batería, podemos llegar a tener autonomías de hasta 11 horas de trabajo intensivo sin tener que acudir a un enchufe para recargarlo. Actualmente existen modelos en el mercado como el Samsung N120 y el Samsung N310 que ofrecen 10 y 11.5 horas de autonomía respectivamente.

Inconvenientes de un netbook

Hay quien considera que los netbook o ultraportátiles sugieren un paso atrás en la evolución de la tecnología en mano de los ciudadanos, debido a que son pequeños portátiles con prestaciones muy reducidas, y que además no cubren prácticamente las necesidades de hasta el usuario más tolerante.

El bajo precio que ofertan y sus engañosas campañas publicitarias, han hecho que cientos de miles de consumidores que habían optado por comprar un netbook, lo descambiasen en la primera semana de uso. Las estadísticas hablan de un 12% menos de ventas en el tercer trimestre de 2008, lo que nos da a pensar en varios inconvenientes que presentan los ultraportátiles:

Tamaño de un netbook: es cierto que su pequeño tamaño es ideal para presumir y llevarlo a todas partes, pero la misma característica que usan sus fabricantes para vender los netbooks, se ha vuelto en el principal motivo de rechazo.

La pantalla de un netbook es tan pequeña que resulta molesta al cabo de un buen rato de lectura para los ojos. Por su parte, el teclado tampoco ayuda mucho a su uso como dispositivo ofimático, ya que el teclado que ofrecen los netbooks es tan pequeño que llega un momento en el que los dedos se entrecruzan, llevando a fatigar a aquellos que lo usan en institutos, universidades, bibliotecas, etc.
de
Precio de un netbook: es cierto que pagar 350 euros por una cucada así es todo un chollo. Lo defraudante llega cuando te dispones a realizar tareas tales como retocar imágenes, editar videos, echar un rato de ocio con tu juego favorito, etc. y te encuentras que has invertido tu dinero (por llamarlo de cualquier forma) en una caja con pantalla que tan sólo sabe leer, ya que las aplicaciones más populares y de mayor reputación se ven impedidas a funcionar en tan poca potencia.

Yo siempre digo que lo barato sale caro. Por poco dinero más, puedes encontrar portátiles bastante más potentes y funcionales que aunque no te permitan presumir delante de la gente por su estética, resultan verdaderas herramientas de trabajo y ocio.

Instalación de programas en un netbook: si bien es cierto que existen ya algunos modelos que incorporan unidad óptica para poder instalar programas en un netbook, también os digo que dichos ultraportátiles ya no se pueden clasificar como tales, ya que en estos casos, el tamaño que han tenido que dar los fabricantes a los modelos de netbooks con lector de CD, se acercan más a las dimensiones de un portátil convencional que a los primeros.

Generalmente los modelos que encontraréis en el mercado no traen este lector, por lo que la instalación de programas en un netbook, o incluso la reinstalación del sistema operativo en caso de tener que formatearlo, os hará que tengáis que usar el proceso de instalación mediante un dispositivo de almacenamiento externo.

Esto incluye la descarga (de software legal por supuesto) en un PC, luego tendréis que transferir los datos al dispositivo de almacenamiento que uséis, y por último ya podréis instalar el software en el netbook.

Conclusión

He intentado ser lo más sincero posible, tanto para lo bueno como para lo malo. Mi consejo es que tengáis muy claro estas directrices si se os plantea la situación de comprar un netbook, así llegaréis a la tienda con bastante información a la hora de invertir vuestro dinero cuando el instinto de compra os abarque.
Ventajas
Saludos.