Hola taringueros hoy les vengo a presentar el mimeógrafo. Espero que les guste mi post .

El mimeógrafo o polígrafo, llamado también a veces ciclostil, es un instrumento utilizado para hacer copias de papel escrito en grandes cantidades. Utiliza en la reproducción un tipo de papel llamado esténcil.

Historia

Un prototipo de máquina de impresión simple fue patentada, el 8 de agosto de 1887, por Thomas Alba Edison en los Estados Unidos. Fue utilizado por primera vez en 1887 por Albert Blake Dick, quien fue licenciado por Edison para la producción de la nueva invención.

La máquina fue perfeccionándose, manteniendo entretanto su simplicidad de manejo, incorporándose una pequeña rotativa manual que permitía una rápida reprografía de diversas copias.

¿Sabes que es un Mimeógrafo? , hacé uno

Uso y funcionamento

El mimeógrafo se utilizó como medio barato para producir muchas copias de un texto, sobre todo en escuelas. Estas máquinas, inventadas al inicio del siglo XX, eran totalmente manuales, después fue perfeccionada al añadirle un motor eléctrico.

Los textos eran preparados con la ayuda de una máquina de escribir, una matriz en papel, llamada esténcil, impregnada con tinta por una de sus caras.

lo

taringa

Memeógrafo andando









futbol

Hacer un mimeógrafo de gelatina .

Un sistema para copiar de bajo costo.

Los proyectos más grandes usan por lo general mimeógrafos o fotocopiadoras cuando necesitan duplicar algún material escrito, sean cartas, folletos o apuntes. Pero los proyectos más pequeños muchas veces carecen de los recursos para comprar un mimeógrafo. No pueden copiar material escrito que les ayude a comunicarse. El presente es un método muy simple para hacer copias. No se necesitan electricidad, máquinas de escribir o materiales caros. Quizás pueda iniciar una circular o duplicar apuntes para su grupo.

Este mimeógrafo es muy fácil de usar. Aunque un poco lento es mucho más barato que un mimeógrafo convencional. Cada esténcil le dará unas 50 copias por vez.

Estas instrucciones suenan muy complicadas, pero no es difícil, ¡y de verdad, funciona!

Lo que se necesita

Una vez comprados, los ingredientes tendrían que durar varios años. Esto es lo que se necesita…

* una bandeja: preferiblemente de metal, de unos 30cm x 22cm x 2cm (o lo suficientemente grande para que entre el papel que usa normalmente)
* cristales de gelatina natural: 35 gm (31/2 cucharadas) – búsquelos en una buena farmacia
* agua: 145 ml ( 3/4 taza)
* glicerina (glycerol): 180 ml (1 taza)
* agua salada (salmuera): disolver un puñado de sal en 3 tazas de agua
* dos latas grandes o recipientes vacíos, uno más grande que el otro.


1. Preparación de la gelatina

Ponga el agua salada en la lata más grande. Coloque la lata más pequeña dentro de la grande. A continuación mezcle todo dentro de la lata más pequeña. La lata con la salmuera evita que la mezcla se queme. Ponga el agua dentro de la lata más pequeña; coloque la lata más grande sobre una fuente de calor y haga hervir el agua y la salmuera.

Argentina


A continuación disuelva la gelatina en el agua, añadiéndola muy despacio y revolviendo constantemente. Cuando la gelatina se haya disuelto, añada la glicerina.

Continúe calentando la mezcla durante tres horas – la salmuera debe hervir suavemente. De vez en cuando, será necesario añadirle agua a la salmuera.

los

Vierta la mezcla en la bandeja. Seque bien las gotas de agua salada para que no goteen dentro de la bandeja al vertir la mezcla. Inmediatamente después de vertirla, reviente las burbujas de aire que se hayan formado en la superficie de la gelatina. Cubra la bandeja y deje enfriar. Asegúrese de que esté bien nivelada. La mezcla tarda de tres a seis horas en endurecerse.

el

La bandeja se puede usar después de seis horas, pero es preferible dejarla endurecer durante varios días antes de usarla.

Si se daña la superficie de la gelatina, ésta se puede simplemente derretir de nuevo (usando el baño de salmuera) y volver a usar.


la



2. Como hacer un esténcil

Primero necesitará papel carbónico (un carbón duplicador) o carbón Hecto – el tipo usado en mimeógrafos de alcohol. Este está cubierto con una capa fina de tinta, la cual se puede transferir, con presión, a papel. Estas hojas vienen en diferentes colores y se venden en las librerías más grandes. Si no las puede conseguir, pídalas a la dirección al pie de la página.

Este tipo de esténcil no es el que se usa en los mimeógrafos de tinta.

Coloque el papel carbón (con la superficie con tinta hacia arriba) sobre una superficie dura y lisa. Coloque sobre éste una hoja de papel lisa de buena calidad – esta hoja será el esténcil. (El papel de dactilografía es ideal, pero el papel de fotocopias y otros papeles suaves absorben demasiada tinta). Escriba claramente usando un bolígrafo. Si desea usar distintos colores puede cambiar el papel carbónico. El papel carbónico violeta es el mejor, ya que de éste se pueden obtener más copias.

Es mejor hacer los dibujos usando papel de calcar. Haga el dibujo original en lápiz (sin papel carbón debajo) y luego recalque usando un bolígrafo.

Si está escribiendo a máquina, coloque el papel carbón y el papel en la máquina de escribir, como hemos indicado, con el papel encima y el carbón (tinta hacia arriba) debajo.

¡Atención! No toque las superficies de carbón o de tinta, porque los aceites de la mano pueden prevenir que la tinta se transfiera a la gelatina.

Una vez que haya terminado de escribir, el esténcil estará listo. Si mira debajo del papel, podrá obsevar que donde usted ha escrito la tinta se ha quedado pegada. Este esténcil se puede usar dos o tres veces hasta que se haya terminado casi toda la tinta.


argentino



3. ¡Manos a la obra!

Usando una esponja, humedezca la superficie de la gelatina con un poco de agua.

al

Coloque el esténcil de papel, con la tinta hacia abajo, sobre la superficie y presione firmemente sobre el papel. Déjelo reposar durante dos minutos y luego retírelo. Coloque una tira angosta de papel en un extremo de la bandeja (sin cubrir la tinta), para poder retirar las copias sin dañar la superficie de la gelatina con las uñas. Coloque una hoja de papel en blanco sobre la superficie. Presione rápidamente por todas partes. Retire la copia terminada. Las primeras copias se deberán hacer rápido, pero las copias posteriores se deberán dejar cada vez más tiempo sobre la superficie para que absorban suficiente tinta para obtener una copia clara.

del

Después de haber hecho el número deseado de copias, quite la tira de papel protectora y pase una esponja húmeda suavemente sobre la superficie.

La bandeja no se podrá volver a usar inmediatamente. Simplemente cúbrala y estará lista para usar al cabo de dos horas.

Si tuviera que hacer otra página inmediatamente con frecuencia, sería bueno que considerara hacer una segunda bandeja.



las