El Socialismo Una Utopia o Una Realidad?



El socialismo surge en contraposición al pensamiento capitalista de la revolución industrial. La revolución capitalista prometió libertad, igualdad y la soberanía del pueblo mediante el ejerció de gobierno democrático liberal.

La economía capitalista dividió la sociedad en burguesía y proletariado, esto es: poseedores de medios de producción y vendedores de su fuerza de trabajo

En la economía capitalista la fuerza de trabajo recibe el salario en contrapartida al trabajo físico o intelectual que ejecuta en la fábrica.

En general, en los inicios del socialismo, dos corrientes defendían posiciones bien diferenciadas; Por un lado los Anarquista que proponían el socialismo fundado en:


1. El trabajador es quien debe poseer la propiedad de los medios y unidades de producción. Las unidades de producción al estar en manos de los trabajadores serian administradas bajo la figura de la autogestión.
2. Los Recursos Naturales y el Capital estarían a la total disposición de los trabajadores, quienes a partir del concepto de Comuna, establecería las prioridades de producción y de necesidades a satisfacer para toda la sociedad.
3. La Comuna seria la unidad de organización y participación primaria de la sociedad.
4. Para los anarquista no habría un Estado, solo a través de la autogestión el trabajador asumirían directamente la dirección de las fabricas y la organización de la sociedad, a través de la Comuna.
La Confederación de comunas y unidades de producción serian los encargados de organizar la sociedad.

Los socialistas marxista propugnaban, además de los cuatro primeros puntos de la propuesta Anarquista, los siguientes aspectos:

1. Que la propiedad de las empresas la detentara el Estado de los Trabajadores o Estado Socialista que representaría los intereses de todos los trabajadores.
2. Al mismo tiempo el Estado Socialista o Estado de los Trabajadores podrá planificar toda la producción y el uso global de los recursos.

En ambos casos se suprime la propiedad capitalista y la división social entre fuerza de trabajo asalariado y burgués propietario de medios de producción.
En la sociedad socialista la propiedad estará en manos de los trabajadores, quienes recibirán conforme su participación en el proceso de producción.

Los bienes producidos se destinaran no al enriquecimiento de unos pocos, sino a satisfacer las necesidades de toda la población trabajadora.

Para ello se contara con la planificación centralizada y de carácter nacional, que establece la utilización y producción de los recursos y los bienes a producir, en base a las ramas de la producción y las unidades de producción (cooperativas, pequeñas y medinas y grandes empresas).

En la sociedad socialista el mercado es sustituido por el Plan, quien decide y establece el destino de los recursos, el nivel de consumo de los trabajares y la distribución de bienes y servicios.

La propiedad privada seria la expresión de la propiedad colectiva o social de los medios de producción en sentido amplio.

En sentido restringido, en el socialismo la propiedad privada se limita a los bienes de uso personal del trabajador y su familia. Las diferencias que haya lugar vendrían dadas por las capacidades del individuo y su participación en el proceso de producción o cargo burocrático que desempeñe en el Aparato de Estado

El socialismo propugna entonces una sociedad sin Estado que manipule y domine al hombre.

El Estado Socialista seria lo suficientemente fuerte para organizar la sociedad, suprimiendo la propiedad privada. Es decir un instrumento de dominación del proletariado, para sustentar la transición hacia el Comunismo o la sociedad sin estado.

Este Estado de transición se le denominaría Dictadura del Proletariado

La estructura económica del socialismo:

Sustitución de la propiedad privada por la social:
La implantación de la sociedad social se logra aboliendo la economía capitalista, cuyos elementos fundamentales serian: el mercado, monopolio y el latifundio.
El Estado Socialista a través de la planificación centralizada establece la producción y las necesidades a satisfacer. De esa forma se evita producir productos superfluos, de lucro o innecesarios, que no producen bienestar y solamente sirven para generar consumismo y el enriquecimiento de unos pocos.

A través del sistema de planificación centralizado se asegura que todos tengan la alimentación básica necesaria, la atención necesaria y gratuita en la salud, la educación, vivienda, transporte colectivo, deporte y recreación.

A través de la planificación centralizada se lograría la estatización de la banca, la nacionalización del comercio exterior y la propiedad de las empresas. Acciones que conllevarían a la producción de los bienes y servicios que el país necesita.

Naturalmente esta condición de estimulo al trabajo del hombre no reposa sobre la base de acumulación de capital sino de bienestar colectivo, lo cual, junto al estimulo moral y la planificación centralizada tendrán en el mercado un canal auxiliar de distribuir equitativamente la riqueza nacional.

Par una mejor comprensión de estos postulados es importante acotar que, en toda realidad, el hombre trabaja motivado por:

a. La coacción física, fundada en la concepción del trabajo como una obligación que hay que cumplir so pena de violar la legislación laboral
b. El estimulo materialista, esto es la ejecución del trabajo te permite disfrutar de la remuneración al mismo, lo cual da la posibilidad de acceder a ciertos bienes y disfrute de los mismos
c. El estimulo moral, establece que el trabajo dignifica. Solo a través del trabajo se alcanza el bienestar colectivo.

En la medida que el trabajo sea estimulado a través de factores morales, el hombre será libre, digno y creativo.

La revolución socialista hace posible el rápido progreso en todos los sectores de la sociedad. No obstante la realización de la revolución depende en gran medida de la iniciativa de los trabajadores y en primer lugar del partido de los trabajadores, vanguardia obrera de la lucha de clases.
El socialismo como etapa previa a la transición de la sociedad comunista debe crear las condiciones para la formación de la propiedad socializada de los medios de producción.

En la transición a la sociedad comunista se observan dos fases; La primera, o fase inferior o Socialismo y la segunda fase el Comunismo.

Comunismo es el tipo elevado de sociedad sin Estado y sin clases; con la propiedad privada única en manos de los trabajadores organizados por la Comuna.

El comunismo es la sociedad de total igualdad de clase, donde junto al desarrollo integral del hombre, se desarrollaran las fuerzas productivas sobre la base del progresa de las ciencias y la técnica.

El comunismo es la sociedad organizada de trabajadores libres y conscientes de su participación en la organización y desatino de la sociedad.



Fuente



"Si la gente no lucha por lo que cree y sueña entonces no va a poder ser una realidad el socialismo"