El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

resident evil nemesis historia

En Raccoon City nadie cree los increíbles reportes de Jill Valentine, Rebecca Chambers, Chris Redfield y Barry Burton. Hartos de tratar de hacerle entender a Brian Irons, el jefe de la policía, que Umbrella está detrás del caso de la Mansión Spencer y de una oscura conspiración, Chris, Barry y Rebecca deciden viajar a la central de Umbrella, en Europa, para seguir investigando a la corporación desde las raíces. Jill se planea ir con ellos y, pocas semanas después, cuando por fin decide irse, el T-Virus infecta toda la ciudad, transformando a todos en zombis en pocas horas; cuando ya todo es un caos, ni el departamento de policía ni el ejército están preparados para una situación así y también sucumben ante las criaturas. Jill intenta escapar usando la fuerza bruta contra los zombis, pero el peligro aumenta al encontrarse con Brad Vickers, otro de sus compañeros de STARS y el único que queda vivo en la ciudad aparte de ella. Él le dice que algo está persiguiendo y matando a todos los miembros del grupo de élite al que pertenecen (se dice que en ese momento Jill ya había dejado de ser miembro de STARS, pero no hay pruebas que demuestren tal afirmación, y sí hay algunos detalles que podrían desmentirlo). Poco después, Jill consigue llegar hasta la comisaría en busca de alguien que pueda ayudarla, cuando aparece Brad y una gran bestia humanoide, llamada Némesis, creada por la despiadada Corporación Umbrella para hacer callar a los STARS sosobre la verdad de Umbrella, lo asesina brutalmente golpeándolo y atravesándole sádicamente la cabeza, haciéndola estallar con un tentáculo que sale de su brazo. Después intenta acabar también con Jill, quien consigue escapar o bien dejarlo inconsciente el tiempo suficiente. Ya dentro de la comisaría, en la sala de STARS, Jill puede escuchar un mensaje de auxilio de un tal Carlos en la vieja radio que usaban para comunicaciones. Decidida a encontrar al superviviente, Jill escapa de allí, perseguida de cerca por Némesis, y se dirige hacia el sur de la ciudad. No tarda mucho en encontrar a un muchacho que aparenta ser mercenario de Umbrella (UBCS) llamado Carlos Oliveira. Dependiendo de las decisiones del jugador hasta este punto, Carlos aparecerá en el restaurante o en el edificio de la prensa. Parece ser que el muchacho no está infectado. Némesis aparece enseguida y, sin dar tiempo para presentaciones, inicia el ataque, pero juntos consiguen detenerlo o escapar según las acciones del jugador. Carlos explica que él y sus dos compañeros, los únicos que también han sobrevivido, planean escapar de la ciudad usando un tren que lleva a la torre del reloj, donde los vendrá a rescatar un helicóptero. Jill no duda en cooperar, y conoce a los otros dos compañeros de Carlos que han sobrevivido, Mikhail Victor, que está gravemente herido, y el líder, Nicholai Gianovaef, que desconfía de Jill. Sin embargo, acaba aceptando su ayuda atendiendo a las razones que le da Carlos. Pero todavía faltan preparativos para poder usar el tren —un cable, un fusible y aceite especial— y Jill parte en búsqueda de esos componentes; Nicholai y Carlos también, por su parte. Finalmente Jill regresa con todo lo necesario y parten al fin. Una vez más, dependiendo de los caminos que el jugador haya elegido, Mikhail los acompañará o no. Poco después de haber partido Némesis irrumpe en el tren y Mikhail se sacrifica para que Jill y Carlos puedan continuar más o menos sanos y salvos usando una granada a modo de kamikaze, que hace estallar el vagón donde se encuentra él y Némesis, el cual sale despedido por una ventanilla. A causa de la explosión, el tren descarrila sin remedio y se estrella justo enfrente de la torre del reloj. Cuando creen que están a punto de ser salvados, Némesis vuelve a hacer aparición y destruye el helicóptero de rescate que llegaba con su lanzacohetes. Entonces comienza una dura batalla y, finalmente, Némesis consigue herir a Jill gravemente asestándole un golpe brutal con un tentáculo e infectándola con el famoso T-Virus. Al ver lo que ocurre, Carlos ataca a la bestia y consigue hacerle bastante daño, o bien, otra posibilidad es que él llega más tarde y recoge a Jill, que está desmayada por la acción del virus. Carlos empieza la búsqueda del antídoto para curar a Jill, y se dirige al hospital más cercano y accesible; pero, cuando se hace con el antídoto, debe huir rápidamente porque alguien ha instalado una bomba en el hospital, que estalla pocos segundos después de que Carlos consigue salir. Jill sigue reposando en la capilla de la torre, el único lugar seguro de la zona, aparentemente, mientras el virus va haciendo su efecto en su cuerpo. Némesis se lanza de nuevo al ataque, enfrentándose otra vez a Carlos, pero Némesis ha cambiado desde su último encuentro; ha mutado y ahora tiene largos tentáculos bailando por todo el cuerpo, habiendo desgarrado ya su ropa, y ahora se muestra más ágil y mucho más fuerte. Carlos consigue escapar y darle la cura a Jill justo a tiempo. Nuevamente con el control de Jill, el jugador se dirige a la fábrica abandonada en las afueras de Raccoon City, que en realidad es un laboratorio secreto de la maléfica Corporación Umbrella, pero antes pasa por el parque de la ciudad, donde se encuentra con más criaturas carnívoras y peligrosas. Jill explora a fondo la fábrica y se reencuentra con Nicholai, que pretende asesinarla por última vez, pero Némesis llega y lo destroza haciendo estallar su cuerpo de manera sangrienta, quedando sus restos colgando de una tubería en el techo. Dependiendo de las elecciones del jugador en ciertos puntos del juego este personaje puede morir de otra manera distinta: aparece montado en un helicóptero con intenciones de acabar al fin con Jill, pero ella, más astuta, destruye el aparato con el que intentaba huir cobardemente, y muere finalmente. Sin vehículo para escapar, Jill y Carlos se desaniman por un momento, pero pronto recuperan la esperanza y prosiguen su camino. Sea cual sea el hilo argumental que se sigue, Jill tiene un último enfrentamiento encarnizado con Némesis en su forma humanoide. Su cuerpo cae, finalmente, destrozado en un basurero biológico. Carlos aparece poco después diciéndole que no hay tiempo para nada porque han decidido destruir por completo Raccoon City al amanecer con una bomba (o puede aparecer diciendo esto y salvando a Jill de un grupo de zombis justo antes de entrar en la fábrica dependiendo de la versión argumental), con el fin de intentar prevenir una infección a escala mundial. Al seguir el camino hacia el helipuerto, Jill queda encerrada en un extraño compartimento gigante repleto de cadáveres de soldados de las Fuerzas Especiales de Estados Unidos, donde también hay un cuerpo de un Tyrant (Resident Evil y Resident Evil 2) y un cañón enorme que necesita energía para funcionar porque su generador está desactivado. Jill, al ver que la única salida se abre al activar tal generador, restablece en su lugar una de las tres baterías necesarias. Pero una extraña criatura cae del techo; se trata de los restos de Némesis que, al alimentarse con el Tyrant muerto que allí había, muta y se convierte en un supermonstruo rebosante de fuerza y con un tamaño considerable. Mientras semejante ser deambula con intención de devorar a Jill, ella intenta activar por completo el generador. El tiempo pasa y el misil está llegando a Raccoon City, pero finalmente lo consigue y puede acceder al gran cañón de energía que, bien utilizado, destruye el cuerpo deforme de la pseudoevolución de Némesis. Finalmente la puerta de salida se desbloquea, pero el monstruo sigue vivo y Jill se ve obligada, pero de buena gana, a acabar con él personalmente usando un revólver Magnum que por allí, entre los cadáveres, hay (también se puede elegir ignorar a la bestia y huir o no hacer nada; en cualquiera de los dos casos Jill huye por la puerta sin más, más o menos herida). Entonces se mueve ágilmente, recoge el arma y dispara con regocijo contra lo que queda de Némesis, el cual gime y se retuerce de dolor y rabia, si es que tal criatura siente algo concreto. Mirándolo fijamente y diciéndole «¿Querías STARS? Yo te daré STARS» lo remata por completo y finalmente huye. En la salida Carlos y un helicóptero (el helicóptero llega un poco después en el otro final) la esperan para poner fin a esa pesadilla. Mientras escapan en el helicóptero pueden contemplar cómo cae el misil justo en el centro de Raccoon City arrasando por completo la ciudad, y les llega la onda expansiva pero únicamente zarandeando el helicóptero.

3 comentarios - resident evil nemesis historia

AxelReich -2
buenisimo post... Aunque no con mucha info. creo que me quedo leyendo los libros no+... Te recomiendo leerlos asi entenderas mejor la historia porque te faltan muchas partes.... huele como a que jugaste el juego y nos lo contas xD... pero muy bueno de todas maneras
Tronkito09 +4
es muy largo y se hace muy denso para leerlo.Te digo de onda trata de resumirlo y agregarle imagenes y puede q recibas muchos puntos xq la historia esta muy buena