La Copa Mundial de la FIFA Alemania 2006™ (FIFA Fussball-Weltmeisterschaft Deutschland 2006™, en alemán) fue la XVIII edición de la Copa Mundial de Fútbol. Esta versión del torneo se realizó en Alemania, entre el 9 de junio y el 9 de julio de 2006, siendo la segunda oportunidad en que dicho país organizaba este evento tras el campeonato realizado en 1974 en la entonces Alemania Occidental.

Para este torneo, 197 selecciones (casi la totalidad de las pertenecientes a la FIFA) participaron en las rondas clasificatorias, alcanzando un nuevo récord histórico de participantes. De éstos, 32 equipos participaron en la fase final del torneo.

El campeonato, que se inició el 9 de junio en el nuevo estadio Allianz Arena de Múnich, estuvo compuesto de dos fases: en la primera, se conformaron 8 grupos de 4 equipos cada uno, avanzando a la siguiente ronda los dos mejores de cada grupo. Los 16 equipos clasificados se enfrentaron en partidos eliminatorios hasta que los equipos de Italia y Francia se enfrentaron en la final realizada en el Estadio Olímpico de Berlín. Tras empatar 1:1 en el tiempo regular, se realizaron tiros penales para dirimir al nuevo campeón, hecho que solamente había ocurrido previamente en la Copa Mundial de Fútbol de 1994. En esta instancia, el equipo de Italia obtuvo por cuarta vez el trofeo tras derrotar al combinado galo por 5:3.

El torneo, que fue seguido por una audiencia acumulada a lo largo de todo su desarrollo superior a los 3.2 mil millones de personas en 207 países (convirtiéndolo en uno de los eventos mundiales más vistos en la historia), ha sido considerado como uno de los mejores en la historia, no solo debido a la organización del torneo sino también al ambiente alrededor de éste, reflejando el lema: "El mundo entre amigos".

En el ámbito deportivo, esta versión de la Copa Mundial demostró nuevamente la supremacía de los equipos europeos jugando en su continente en desmedro de sus rivales sudamericanos (solamente en la Copa Mundial de Fútbol de 1958 un equipo de América ganó en el Viejo continente). El torneo, además, presentó una de las tasas de goles más bajas en la historia y rompió el récord del Mundial con mayor número de tarjetas amarillas y rojas.

Elecciones
La idea de realizar por segunda vez una Copa Mundial en Alemania surgió en el comité general de la Deutscher Fußball-Bund, en noviembre de 1992. El presidente de dicha asociación Egidius Braun, y el director de prensa Wolfgang Niersbach fueron los más entusiastas promotores de la idea, que concitó apoyo tanto dentro del país como en algunas asociaciones internacionales cercanas. A fines de 1996, uno de los íconos del deporte alemán, Franz Beckenbauer, se integró al equipo y desde 1998 lideró el comité de la candidatura.

Alemania presentó oficialmente su candidatura junto a las de Brasil, Inglaterra, Marruecos y Sudáfrica. Sudáfrica figuraba como la favorita debido al planteamiento de rotación continental: se esperaba que África albergara por primera vez un Mundial. Siguiendo un planteamiento similar, Corea del Sur y Japón habían sido previamente elegidos para organizar el torneo de 2002 por primera vez en tierras asiáticas.

El sorteo se realizó en Zúrich, el 7 de julio de 2000. Brasil retiró su candidatura tres días antes y apoyó oficialmente a Sudáfrica, que también recibió el apoyo del presidente de la FIFA, Joseph Blatter, aupado a dicho puesto gracias al apoyo unánime de la CAF. "¡Hagamos historia! Llevemos el Mundial a África", dijo el presidente de la FIFA momentos antes de la votación. En la primera vuelta, Marruecos obtuvo 3 votos contra 5 de Inglaterra, 6 de Sudáfrica y 10 de Alemania, y quedó eliminado. En la ronda siguiente se descartó la candidatura de Inglaterra, que obtuvo 2 votos mientras los restantes participantes empataban a 11. En la última votación, los pronósticos auguraban un empate a 12 votos, lo que habría dejado la decisión en manos de Blatter, quien se habría presumiblemente decantado por la candidatura sudafricana. Sin embargo, la votación terminó con 12 votos para Alemania, 11 para Sudáfrica y una abstención del representante neozelandés, Charles Dempsey.

La elección de Alemania como sede, desplazando a Sudáfrica (que obtendría finalmente la organización de la Copa Mundial de Fútbol de 2010), se debió a diversos factores. Uno de ellos es la disputa por el número de cupos de Asia para la Copa Mundial de 2002; Blatter en dicha situación apoyó mantener el número en cuatro mientras que el presidente de la UEFA propuso un quinto puesto de repechaje, que fue finalmente aceptado. Durante la votación, los cuatro representantes asiáticos apoyaron en bloque la candidatura europea en detrimento de la defendida por Blatter. Además, Dempsey, que había votado a favor de Inglaterra, fue supuestamente convencido por los delegados de Asia para abstenerse.

La polémica con respecto a la decisión de Dempsey aumentó cuando se difundió el rumor de que había recibido sobornos por parte de los alemanes. Dicha situación se aclaró finalmente: el origen del rumor parece haber sido una carta de la revista alemana de humor Titanic enviada a diversos delegados (entre ellos, Dempsey) ofreciéndoles un reloj cucú y jamón a cambio de su voto por Alemania.

Equipos participantes
197 equipos de las 204 federaciones miembros de la FIFA se inscribieron para participar en el torneo. De ellos, 32 participaron en la fase final. Las clasificatorias para la Copa Mundial se realizaron entre el 6 de septiembre de 2003 y el 15 de noviembre de 2005.

Por primera vez, la selección que defendía el título (en este caso, Brasil) debió participar en el proceso clasificatorio. Alemania mantuvo su derecho de organizador y se clasificó automáticamente. Los 31 cupos restantes se repartieron a las 6 confederaciones internacionales que realizaron distintos torneos clasificatorios: Finalmente, se clasificaron 14 equipos de Europa, 4 de Norteamérica (incluyendo uno a través del repechaje con Asia), 4 de Sudamérica, 4 de Asia, 5 de África y uno de Oceanía (incluyendo uno a través del repechaje con Sudamérica).

De los 32 equipos, 8 se presentaron por primera vez en una fase final, aunque cabe destacar que República Checa y Serbia y Montenegro ya habían participado, como sucesores de facto de los seleccionados de Checoslovaquia y Yugoslavia, respectivamente.

Para la realización del torneo, el 9 de diciembre de 2005 se realizó un sorteo que determinó la distribución de los equipos en los ocho grupos de primera ronda, en la ciudad de Leipzig.

GRUPO A: Alemania, Polonia, Costa rica y Ecuador.
GRUPO B: Inglaterra, Suecia, Paraguay y Trinidad y tobago.
GRUPO C: Argentina, Holanda, Costa de marfil y Serbia y montenegro.
GRUPO D: Portugal, Mexico, Angola y Iran.
GRUPO E: Italia, Ghana, Rep. Checa y EEUU.
GRUPO F: Brasil, Australia, Croacia y Japon.
GRUPO G: Suiza, Francia, Corea del sur y Togo.
GRUPO H: España, Ucrania, Tunez y Arabia Saudita.
Mundial Alemania 2006

Organizacion
La organización del torneo quedó a cargo de un comité (Organisationskomitee, abreviado OK) presidido por Franz Beckenbauer. Horst Schmidt, con el cargo de primer vicepresidente, quedó a cargo de la organización de las sedes y estadios, seguridad, financiamiento, transporte y administración. Wolfgang Niersbach, segundo vicepresidente, ofició de jefe de prensa y encargado de publicidad, información y tecnología. Theo Zwanziger administró los asuntos legales y los recursos humanos, mientras que los asuntos de cultura y arte, mercadotecnia, turismo y alojamientos estuvieron a cargo de Fedor Radmann.

El Comité Organizador quedó formado por 14 miembros y un comité supervisor de 10. A este grupo se sumaron los embajadores deportivos: Jürgen Klinsmann, Oliver Bierhoff, Karl-Heinz Rummenigge y Rudi Völler. Posteriormente se sumaron 15 nuevos embajadores en representación de las diferentes ciudades sedes.

Sedes
12 ciudades de entre un total de 20 postulantes fueron elegidas sedes, quedando descartadas algunas como Bremen, Düsseldorf, Mönchengladbach, Bochum y Duisburgo. En las ciudades seleccionadas, los estadios comenzaron a prepararse poco tiempo después. Mientras que algunos se sometieron a arreglos menores, muchos debieron ser completamente restaurados y algunos fueron construidos especialmente.

Cada estadio remodelado necesitó una inversión que varió entre los 48 y 280 millones de euros. Además, se gastaron más de 1.380 millones de euros en la construcción de nuevos estadios. El costo superó ampliamente lo gastado durante el torneo de 1974, durante el cual se desembolsaron apenas 242 millones de marcos (aproximadamente 121 millones de euros) para la habilitación de todos los centros deportivos.

Muchos estadios tienen nombres de empresas auspiciadoras, como el Allianz Arena, uno de los estadios nuevos, que albergó el primer partido del torneo. Sin embargo, la FIFA prohíbe este tipo de nombres, por lo que la mayoría de los estadios se llamaron "Estadio de la Copa Mundial" durante la realización del torneo.

Berlín Estadio Olympiastadion Capacidad 76.176
Colonia Estadio RheinEnergieStadion Capacidad 46.120
Dortmund Estadio Signal Iduna Park Capacidad 66.981
Fráncfort Estadio Commerzbank-Arena Capacidad 48.132
Gelsenkirchen Estadio Veltins-Arena Capacidad 53.804
Hamburgo Estadio AOL Arena Capacidad 51.055
Hanóver Estadio AWD-Arena Capacidad 44.652
Kaiserslautern Estadio Fritz-Walter-Stadion Capacidad 41.170
Leipzig Estadio Zentralstadion Capacidad 44.199
Múnich Estadio Allianz Arena Capacidad 66.016
Núremberg Estadio easyCredit-Stadion Capacidad 41.926
Stuttgart Estudio Gottlieb-Daimler-Stadion Capacidad 54.267

mundial 2006

Arbitros
La FIFA eligió 23 árbitros profesionales de un total de 44. De éstos, el guatemalteco Carlos Batres, el griego Kyros Vasaras y el español Manuel Mejuto González renunciaron por problemas de salud, y fueron substituidos por el italiano Roberto Rosetti, el español Luis Medina Cantalejo y el mexicano Marco Antonio Rodríguez. Por otro lado, el árbitro italiano Massimo De Santis fue suspendido por la FIFA debido a las irregularidades acontecidas en la temporada 2005/06 de la liga italiana, mientras el árbitro jamaiquino Peter Prendergast se lesionó días antes del inicio del evento. Ninguno de los dos árbitros fue reemplazado, por lo que la lista quedó finalmente reducida a 21.

Markus Merk (aleman)
Horacio Elizondo (argentino)
Mark Shield (australiano)
Frank De Bleeckere (belga, belgica)
Coffi Codjia (benin)
Carlos Simon (brasileño)
Óscar Julián Ruiz (colombiano)
Luboš Michel (eslovaco)
Luis Medina Cantalejo (español)
Esam El Deen Abd El Fatah (egipcio)
Eric Poulat (frances)
Roberto Rosetti (italiano)
Graham Poll (ingles)
Toru Kamikawa (japones)
Valentin Ivanov (ruso)
Armando Archundia (mexico)
Marco Antonio Rodríguez (mexico)
Carlos Amarilla (paraguay)
Shamsul Maidin (singapur)
Massimo Busacca (suizo)
Jorge Luis Larrionda (uruguayo)

Reglas
Los 32 equipos que participan en la fase final se dividen en ocho grupos de cuatro equipos cada uno. Dentro de cada grupo cada equipo juega tres partidos, uno contra cada uno de los demás miembros del grupo. Según el resultado de cada partido se otorgan tres puntos al ganador y ninguno al perdedor, en caso de empate se otorga un punto a cada equipo.

Pasan a la siguiente ronda los dos equipos de cada grupo mejor clasificados. El orden de clasificación se determina teniendo en cuenta los siguientes criterios, en orden de preferencia:

El mayor número de puntos obtenidos teniendo en cuenta todos los partidos del grupo
La mayor diferencia de goles sumados teniendo en cuenta todos los partidos del grupo
El mayor número de goles a favor anotados teniendo en cuenta todos los partidos del grupo
Si dos o más equipos quedan igualados según los criterios anteriores sus posiciones se determinarán mediante los siguientes criterios, en orden de preferencia:

El mayor número de puntos obtenidos entre los equipos en cuestión
La diferencia de goles teniendo en cuenta los partidos entre los equipos en cuestión
El mayor número de goles a favor anotados por cada equipo en los partidos disputados entre los equipos en cuestión
Sorteo del comité organizador de la Copa Mundial
La segunda ronda incluye todas las fases desde los octavos de final hasta la final. El ganador de cada partido pasa a la siguiente fase, y el perdedor queda eliminado. Los equipos perdedores de las semifinales juegan un partido por el tercer y cuarto puesto. En el partido final el ganador obtiene la Copa del Mundo.

Si luego de los 90 minutos de juego el partido se encuentra empatado se juega un tiempo extra de dos etapas de 15 minutos cada una. Si el resultado sigue empatado tras este tiempo extra el partido se define por una tanda de cinco tiros penales. El equipo que menos falle será el ganador. Si después de esta tanda de penales siguen ambos equipos empatados se recurre a la ejecución de un nuevo tiro por cada equipo, repitiéndose hasta que un equipo aventaje al otro habiendo ejecutado ambos el mismo número de tiros.

Desarrollo
La primera fase se desarrolló sin grandes sorpresas. En el Grupo A, Alemania se clasificó invicta junto a Ecuador, a pesar del escepticismo inicial: algunos meses previo al torneo, sólo entre 3% y 5% de los alemanes creía que su equipo podría ganar el torneo e incluso el capitán Michael Ballack dijo que no sería una sorpresa ser eliminados en la primera ronda. En el Grupo B, Inglaterra y Suecia pasaron a la fase siguiente con irregulares participaciones, al igual que Brasil en el Grupo F, en el que Australia y Croacia lucharon hasta el último momento para alcanzar el segundo cupo que obtuvieron los Socceroos australianos. El Grupo C, considerado como el grupo de la muerte se definió fácilmente a favor de los experimentados combinados argentino y neerlandés. Sin embargo, el título de grupo de la muerte cayó finalmente en el Grupo E, donde italianos, ghaneses, checos y estadounidenses disputaron fieramente los dos cupos que recayeron finalmente en la Azzurra italiana y los africanos. En el Grupo D, México y Portugal avanzaron a los octavos de final, al igual que Francia y Suiza en el Grupo G; y España y Ucrania en el Grupo H

En los octavos de final, la supremacía europea se hizo presente con Alemania, Italia, Inglaterra, Portugal y Ucrania, quienes se clasificaron junto a los favoritos Argentina y Brasil. La primera sorpresa de la ronda fue la eliminación de España ante Francia, que había tenido una complicada clasificación en la primera rueda.

Durante los cuartos de final, los principales favoritos fueron eliminados. Alemania se clasificó para las semifinales luego de derrotar por penales tras un intenso encuentro a la Argentina. A medida que el combinado germano avanzaba, la confianza del pueblo en el equipo comenzó a crecer enormemente, generando un clima de patriotismo en el país pocas veces visto anteriormente, lo que se reflejaba por una enorme cantidad de banderas que flameaban en el país. Inglaterra quedó fuera del torneo tras perder ante Portugal, mientras que Francia derrotó fácilmente a una disminuida selección de Brasil, que a pesar de todos los pronósticos, no mostró su alto nivel de juego a lo largo de todo el torneo. El único resultado que estaba dentro de las probabilidades fue la holgada victoria italiana sobre la debutante Ucrania.

Alemania e Italia se enfrentaron en semifinales en uno de los partidos más emocionantes del torneo. Cuando todo indicaba que ambos equipos irían a la definición desde los doce pasos, Italia logró un gol a los 118' que dejó agonizando a los alemanes, lo que permitió una nueva anotación un minuto antes del final. A pesar de la eliminación, el apoyo del público alemán al equipo se mantuvo hasta la definición del tercer lugar ante Portugal, que fue derrotado por Francia tras un penalti de Zinedine Zidane, el capitán galo que había reaparecido en este torneo, y que sería el último de su carrera. Alemania derrotó por 3:1 a Portugal y obtuvo el tercer puesto del torneo.

La final, disputada el 9 de julio de 2006 en el Olympiastadion de Berlín, enfrentó a Italia y Francia, reeditando así la final de la Eurocopa 2000 ganada por Francia. Los galos se pusieron en ventaja tempranamente con un penalti de Zidane, pero Marco Materazzi igualaría el marcador minutos después. El partido fue equilibrado y esto se observó en los tiempos de posesión (Italia 52% Francia 48%). Francia, no logró derrotar al arquero Gianluigi Buffon, quien le quitó el gol a Zidane al atajarse de forma espectacular un cabezazo. A los 110', en una polémica situación, Materazzi insultó a Zidane y éste regresó donde el italiano, pegándole un cabezazo en el pecho, lo que provocaría su expulsión y posteriormente, una investigación realizada por la FIFA. Sin su capitán, Francia se replegó y el partido terminó empatado 1:1. En la tanda de penaltis, David Trézéguet erró su tiro, lo que le costó el campeonato. Así, Italia se coronó en forma justa y mostrando un fútbol estratégico, por cuarta vez como campeón mundial de fútbol con figuras como Gianluiggi Buffon, Fabbio Canavaro, Francesco Totti y Fabbio Grosso.

El torneo se caracterizó por una supremacía de Europa: los cuatro semifinalistas provenían de ese continente, hecho que sólo se repitió en 1934, 1966 y 1982. A pesar de la calidad de favoritos que tenían Brasil (ganador no sólo de la Copa Mundial de 2002, sino que también de la Copa América 2004 y Copa Confederaciones 2005) y Argentina, la tradición de que los sudamericanos no puedan alcanzar el campeonato en tierras europeas (a excepción de 1958) no se pudo quebrar. En la Copa también quedó demostrada la superioridad de los equipos tradicionales; a diferencia de 2002, donde equipos como Senegal y Estados Unidos llegaron a cuartos de final, y Turquía y Corea del Sur a semifinales, en Alemania 2006, todos los equipos de cuartos de final son de larga historia de éxitos. De los ocho equipos de octavos de final, seis fueron campeones mundiales y uno obtuvo el tercer lugar; Ucrania sería la excepción, pero fue parte de la poderosa selección de la Unión Soviética, que alcanzó también el tercer lugar.

El alto número de amonestaciones también fue una característica del torneo: 345 tarjetas amarillas y 28 tarjetas rojas, destacando el partido Portugal vs. Países Bajos, en el que cuatro jugadores fueron expulsados y se mostraron 16 tarjetas amarillas. Aunque no fueron determinantes como en 2002, los errores arbitrales también fueron un punto en contra del desarrollo del torneo, como las tres tarjetas amarillas de Josip Šimunić. El torneo también presentó una bajísima tasa de anotaciones, con solo 147 goles. Alemania 2006 promedió 2,297 goles por partido, la segunda cifra más baja del torneo, superando únicamente los 2,212 goles de Italia 1990.

Balón de oro
El Premio Balón de Oro adidas es entregado por la FIFA al mejor jugador del torneo. Para esto, el Grupo de Estudios Técnicos de la FIFA eligió a 10 candidatos: los franceses Zinedine Zidane, Thierry Henry y Patrick Vieira, los alemanes Michael Ballack y Miroslav Klose, el portugués Maniche y los italianos Andrea Pirlo, Fabio Cannavaro, Gianluca Zambrotta y Gianluigi Buffon.

El día 10 de julio, los periodistas acreditados votaron para elegir al ganador del premio de entre los 10 candidatos propuestos. Tras la votación salió elegido Zinedine Zidane a pesar de su polémica expulsión durante la final del torneo.


Mejor jugador joven
Por primera vez en la historia, la FIFA instituyó el Premio Gillette al Mejor Jugador Joven para aquellos jugadores nacidos desde el 1 de enero de 1985 en adelante. A través del sitio web oficial del torneo, se seleccionó a tres candidatos y otros tres fueron elegidos por el Grupo de Estudios Técnicos de la FIFA. La página recibió 966.513 votos, gracias a los cuales se escogió a Luis Valencia, Cristiano Ronaldo y Lionel Messi como los tres primeros candidatos, mientras que el GET eligió a Lukas Podolski, Tranquillo Barnetta y Cesc Fàbregas. Finalmente, sería el polaco nacionalizado alemán Podolski el valorado como mejor jugador joven del torneo.

Otros premios
La página web oficial del torneo realizó una encuesta para elegir al equipo más entretenido de la competición. Con el 45% de los votos, Portugal obtuvo dicha distinción, superando a la campeona Italia que alcanzó el 44%. Alemania, Argentina y Francia obtuvieron solamente el 3%, mientras que Brasil recibió solamente el 2% de las preferencias.

Por otro lado, las selecciones de Brasil y España recibieron el Premio FIFA al Juego Limpio por ser las selecciones con menor número de amonestaciones de entre las clasificadas para la segunda ronda del torneo.

En tanto, el arquero italiano Gianluigi Buffon, uno de los principales artífices de la obtención del cuarto título mundial para la Squadra Azzurra, recibió el Premio Lev Yashin al mejor portero del torneo.

Equipo estelar
La FIFA diseñó una nómina con el equipo estelar, compuesto por 23 jugadores que se destacaron a lo largo de la competición. Entre los elegidos se encuentran siete jugadores de la selección ganadora del torneo, Italia, cuatro representantes de las selecciones francesa, alemana y portuguesa, dos jugadores de la selección argentina, un jugador de Brasil y otro de Inglaterra.

Porteros:
Gianluigi Buffon
Jens Lehmann
Ricardo Pereira
Defensores:
Roberto Ayala
John Terry
Lilian Thuram
Philipp Lahm
Fabio Cannavaro
Gianluca Zambrotta
Ricardo Carvalho
Mediocampistas:
Zé Roberto
Patrick Vieira
Zinedine Zidane
Michael Ballack
Andrea Pirlo
Gennaro Gattuso
Luís Figo
Maniche
Delanteros:
Hernán Crespo
Thierry Henry
Miroslav Klose
Francesco Totti
Luca Toni

Campañas y voluntariado
Simultáneamente al torneo, se realizaron diversas campañas de carácter social, algunas dirigidas por la propia FIFA. Diversas organizaciones de defensa de los derechos humanos se integraron a la Campaña FIFA Fair Play para apoyar el respeto a los derechos de los trabajadores por las empresas patrocinadoras del evento. La misma FIFA apoyó la campaña en contra del racismo, especialmente tras diversos hechos violentos con dicha motivación en Alemania durante las semanas previas al inicio del evento, y la campaña Green Ball en favor de la protección del medio ambiente durante el desarrollo de la Copa.

Como parte de las celebraciones del evento, entre agosto y septiembre de 2006 se desarrolló por cuarta vez la Copa Mundial de Fútbol de personas con discapacidad mental, que contó con 16 equipos participantes. El inicio del torneo fue en Dortmund, y la final en Fráncfort.

Para la organización de la Copa Mundial, se necesitó una gran cantidad de voluntarios provenientes de diferentes países. Más de 50.000 personas presentaron su currículo, y aproximadamente 15.000 fueron seleccionados (entre 1.000 y 1.200 voluntarios por ciudad sede). Estos voluntarios provenían de 168 países distintos y un 68% eran personas menores de 30 años. Algunos de los requisitos mínimos era ser mayor de edad y saber hablar con fluidez alemán e inglés.

Finanzacion
Para financiar los costos del evento, FIFA permitió el patrocinio de diversas empresas, lo que le permitió recaudar más de €700 millones, ya que cada uno de los "patrocinadores oficiales" pagó €40 millones, y los "patrocinadores nacionales", €13 millones. Además, se ingresaron €1.900 millones en concepto de publicidad. Los patrocinadores del evento fueron adidas, Budweiser, Avaya, Coca-Cola, Continental, Deutsche Telekom, Emirates, Fujifilm, Gillette, Hyundai, MasterCard, McDonald's, Philips, Toshiba y Yahoo!. Esta larga lista de auspiciadores generó diversas críticas, y la FIFA fue acusada de "mercantilizar" el torneo, por lo que la organización anunció que reduciría el número de patrocinadores para los próximos eventos.

La venta de entradas también fue uno de las principales formas de financiamiento del evento. Las más baratas costaron €35 para los partidos de la primera fase (12 euros menos que una entrada similar para Corea-Japón 2002), y se elevaron hasta los € 600 para el partido final. Estas entradas además permitían la movilización de los turistas dentro de las ciudades sedes. De los 3,2 millones de tickets disponibles, solo 1,12 millones fueron puestos a la venta a través de Internet, mientras que las entradas restantes fueron distribuidas a los patrocinadores y a las federaciones miembros de la FIFA.

En la primera etapa de venta, realizada entre el 1 de febrero y el 31 de marzo de 2005, más de un millón de personas de 195 países presentaron ofertas para los 812.000 tickets disponibles. En total, se realizaron 8,7 millones de órdenes de compra, de las cuales 6,25 millones se realizaron de Alemania; en resumen, de 10 tickets ofertados, solo 1 estaba disponible. Es más, la demanda superó con creces la oferta disponible tan solo horas después del inicio del periodo de venta. Para resolver este problema, se decidió sortear las entradas bajo supervisión notarial, el 15 de abril de 2005.

Las entradas contaban con un complejo sistema de identificación que impedía su transferencia, como forma de evitar el mercado negro y la reventa de entradas. El sistema RFID incorporado a la entrada incluía diversos datos relacionados con el portador, pero no información personal de éste. Sin embargo, esto motivó que mucha gente no pudiese comprar entradas, lo que, sumado a la dificultad de implementar revisiones a más de 50.000 personas que ingresaban en promedio por partido, obligaron a la suspensión de estas medidas.

Cobertura mediatica
La Copa Mundial de Fútbol es uno de los eventos más importantes del mundo, por lo que la cobertura del torneo es una de las más grandes realizadas. Para este fin, más de 14.000 personas participaron en la transmisión y difusión del campeonato. El "Centro internacional de transmisiones" fue localizado en Múnich.

Sin duda, el principal medio utilizado fue la televisión, la cual transmitió por primera vez el evento completo en calidad HDTV. Los derechos de transmisión, pertenecientes a Infront AG, fueron vendidos a diversas cadenas de 205 países. En total, se calcula una audiencia total que supera los 30 mil millones de personas, que rompió marcas históricas de transmisión en diversos países, especialmente en aquellos que obtuvieron una buena participación deportiva. Por ejemplo, los partidos disputados por Australia, un país sin tradición futbolística, durante la madrugada fueron vistos por más de 2 millones de personas, convirtiéndose en el programa más visto del año hasta el momento[17]. A diferencia de lo que ocurre en televisión, en la radiodifusión es casi imposible licenciar los derechos para retransmitir algún partido, por lo que la FIFA vendió los derechos para ser "radio transmisora oficial".

Cultura
La celebración de la XVIII Copa Mundial propició una serie de eventos culturales, aprovechando la importante plataforma mediática que aportaba el torneo, en Alemania como fuera del país, principalmente a través del Goethe-Institut, que realizó exposiciones de la historia del fútbol en 127 países.

Diversas obras de arte se instalaron en Alemania en conmemoración del evento, como el Fußball Globus, una instalación móvil con forma de balón que recorrió las 12 ciudades sedes y en la que se realizaron encuentros de poesía, reuniones de literatura y foros de discusión. Durante la noche, además, la forma del balón se iluminaba dibujando la forma de los continentes alrededor de la obra.

Otro proyecto realizado fue el Walk of Ideas (Paseo de las ideas), una serie de seis esculturas colocadas en las principales ciudades de Alemania que representaban algunos de los aportes de dicho país a la historia de la humanidad. Las seis esculturas representaban el zapato de fútbol, los avances de la medicina, la imprenta, la música clásica, el automóvil y la teoría de la relatividad.

En Fráncfort, durante los días previos al Mundial, los rascacielos de la ciudad fueron iluminados con imágenes y videos de algunos hechos históricos del fútbol, como parte del proyecto Skyarena.

Durante los meses previos, el Comité Organizador había planeado para el 7 de junio (dos días antes del primer encuentro deportivo) una ceremonia inaugural con diversos artistas, entre los que destacaban David Bowie, Van Morrison, Brian Eno y Paul Simon. Esta ceremonia no llegó a realizarse como estaba previsto, a causa de la decisión de la FIFA, para evitar daños al césped del Estadio Olímpico de Berlín. Al igual que en torneos anteriores, la ceremonia de apertura se realizó antes del partido inaugural en Múnich. Tuvo una duración de 15 minutos, durante los cuales se presentaron diversos bailarines vestidos con tenidas típicas de Bavaria y que contó con la presencia de futbolistas de los equipos campeones del Mundial a lo largo de su historia. Durante la final del torneo, se presentaron, además, Plácido Domingo y Shakira.

En el ámbito musical, durante el torneo se lanzó el disco Voices from the FIFA World Cup, con temas de diversos artistas de diferentes partes del mundo.

Balon:
mundial alemania 2006

Hinchas alemanes:
mundial.

Estadio de Colonia:
Mundial Alemania 2006

Estadio de Berlin:
mundial 2006

Estadio de Frankfurt:
mundial alemania 2006

Estadio de Munich:
mundial.

Estadio de Hamburgo:
Mundial Alemania 2006

Estadio de Nuremberg:
mundial 2006

Futball globus:
mundial alemania 2006

Zapatos(¿Quien los usara?):
mundial.

Mascota oficial del mundial de alemania 2006:
Mundial Alemania 2006