Piñata Navideña



Piñata navideña (significado)





En las fiestas decembrinas no puede faltar el gran colorido de las piñatas, que no obstante que tuvieron su origen en China, para los mexicanos son muy nuestras.

Estos alegres objetos, están hechos con una olla de barro que está cubierta de un papel muy delgado al cual se le llama “de china” y papel estaño con combinaciones de colores muy libres, y aunque se hacen con diferentes figuras (animales, personajes frutas y verduras) la tradicional es la de siete picos.

El significado de la piñata tiene su origen en la época de la colonia, en la cual los frailes evangelizadores la utilizaban para que los originarios de México comprendieran el significado de bien y del mal en la nueva religión que estaban enseñando, y así la piñata se convirtió en la representación del demonio quien se viste de alegres colores para cautivar al hombre y que ceda a la tentación, por lo que cada pico representa a los siete pecados capitales: soberbia, avaricia, lujuria, ira, gula, envidia y pereza. El relleno de la piñata representa la gracia y el amor de Dios, y por eso el objetivo es romper la piñata y obtener los dulces y frutas que están dentro de ella.


Piñatas de siete picosPegarle a la piñata con los ojos vendados representa la fe, virtud que nos permite creer sin tener que ver. El palo con el que se le pega a la piñata representa a la fuerza de la virtud que rompe con los falsos y engañosos deleites del mundo.

Las razones de la receptividad a esta representación de los evangelizadores se atribuyen, entre otras teorías, a que a los indios mayas, tenían un juego en el que trataban de romper con los ojos vendados una olla de barro llena de chocolate que se balanceaba detenida de una cuerda.
Las piñatas son uno de los elementos principales de las posadas, fiestas que se llevan a acabo durante el periodo del 16 al 24 de diciembre, y que se relacionan con el nacimiento de Jesús.

Se cree que las posadas se originaron en el pueblo de San Agustín Acolman, a un lado de las pirámides de Teotihuacan, lugar sagrado de la Mesoamérica indígena. Según las investigaciones de Sebastián Verti, apoyado en las investigaciones de Germán Andrade Labastida, los aztecas celebraban con toda pompa el nacimiento de Huitzilopochtli, y esta ceremonia era precisamente en la época de Navidad; por la noche y al día siguiente había fiesta en todas las casas, donde se obsequiaba a los invitados suculenta comida y unas estatuitas o ídolos pequeños hechos con una pasta comestible llamada tzóatl, hecha de maíz azul, tostado y molido, mezclado con miel negra de maguey.

La analogía entre la fiesta ritualística azteca y la del nacimiento de Jesús, hizo que los frailes agustinos se aprovecharan para infundir en los indios la nueva religión. Para ello, durante los mismos días que los aztecas usaban para sus fiestas, los frailes hacían una representación cada uno de los nueve días anteriores al 25 de diciembre, de las jornadas que hicieron de Nazaret a Belén, José con su esposa María, para cumplir con la obligación de empadronamiento a que estaban sujetos todos los judíos, dando con esto origen a las fiestas caseras conocidas como posadas.

Las nueve jornadas, que se llevan a acabo una por día, simbolizan los nueve meses de embarazo de María. y las piñatas son la culminación de este festejo diario. Se celebran no solo en las sino que se llevan a cabo principalmente en las casas, de donde uno sale siempre con sus aguinaldos que son canastas llenas de dulces llamadas colación.



Piñatas de siete picos
Si se analiza el color del papel utilizado, se puede deducir que las primeras piñatas serían principalmente de color rojo, por uno de los significados que la iglesia le da a ese color que es el del pecado, y por ende del demonio. Sin embargo la tradición nos dice que las piñatas siempre fueron de diversos y vivos colores, acorde con los utilizados en las iglesias, en las ropas, los textiles, el arte efímero etc. por los indígenas mexicanos; y es que el color en su uso está tan introyectado en esta población que muy difícilmente se encontrará el color monocromático.

Actualmente las piñatas se utilizan en todo tipo de fiesta infantil, además de las posadas, y ya no sólo tienen siete picos sino que se hacen de todo tipo de figuras, pero lo que prevalece en cada una de ellas es el colorido del papel.
Pero creo que lo mejor es ver algo de la producción de la artesanía de las piñatas







Espero que este post haya sido de su agrado, Gracias!!!