Los illuminati

Illuminati. Nombre por el que se conoce mayormente la Orden de los Perfectibilistas o Iluminados de Baviera. Fue una sociedad secreta fundada el 1 de mayo de 1776 en Ingolstadt, Baviera, Alemania por el alemán Adam Weishaupt. Illuminati en latín significa "Los Iluminados".

Los illuminati
Adam Weishaupt, fundador de los Illuminati.


Orígenes

Weishaupt creó esta sociedad con el propósito de derrocar a los gobiernos y reinos del mundo además de erradicar a todas las religiones y creencias para unificar la humanidad bajo un Nuevo Orden Mundial, basado en un sistema muy similar al comunista, y con una moneda única y una religión universal, donde según sus creencias, cada persona lograría la perfección.

Sin embargo, los propósitos finales eran solamente conocidos por Weishaupt y sus más íntimos seguidores. Nesta Webster, autora de Revolución Mundial. El Complot contra la civilización y profunda conocedora del tema, describe así las seis metas a largo plazo de los Illuminati:

Abolición de la monarquía y de todo gobierno organizado según el Antiguo Régimen.
Supresión de la propiedad privada de los medios de producción para individuos y sociedades, con la consecuente abolición de clases sociales.
Abolición de los derechos de herencia en cualquier caso.
Destrucción del concepto de patriotismo y nacionalismo y sustitución por un gobierno mundial y control internacional.
Abolición del concepto de la familia tradicional y clásica.
Prohibición de cualquier tipo de religión, (sobre todo la destrucción de la Iglesia Católica Apostólica Romana) estableciendo un ateísmo oficial.
Los Illuminati tienen su origen en los cultos precristianos y en las masonerías del mundo antiguo y medieval.

Tras la fundación, Adam Weishaupt (frater Spartacus) atrajo a jóvenes estudiantes y a Adolf von Knigge, quien escribió el Rito de Los Iluminados de Baviera, junto a él. Por ello, los Illuminati bávaros rápidamente se extendieron por Austria y otros puntos de Europa, afiliando a personalidades de la talla de Herder, Goethe, Cagliostro, el Conde de Saint-Germain, entre otros.

Animado por su éxito, Adam Weishaupt tomó la determinación de afiliarse a la masonería y ordenó la infiltración y el dominio de la misma.

En 1782, en una reunión de la masonería continental, los Illuminati intentaron la proeza sin éxito, por la oposición de la Gran Logia de Inglaterra y los recelos de Los Iluminados Teósofos y del Gran Oriente de Francia.

El 22 de junio de 1784, el Elector de Baviera intuyó el peligro que suponían Los Illuminati para la Iglesia católica y las monarquías, debido a su ideología revolucionaria, igualitaria y libertaria, y aprobó un edicto contra éstos y la masonería. En 1785, el edicto se confirmó y Weishaupt marchó al exilio de Ratisbona, para dirigir la Orden desde el extranjero y fallecer el 18 de noviembre de 1830.

Los restos de la Orden de Los Illuminati tuvieron dos destinos: Europa y Estados Unidos. Así, la implicación de los restos de la Orden en Europa en la Revolución francesa está fuera de toda duda. El conde de Mirabeau introdujo la Orden en Francia y los revolucionarios Saint-Just, Camile Desmoulins, Danton, Herbert y Marat fueron miembros de Los Illuminati. El famoso Conde de Cagliostro, que participó en las tramas del proceso revolucionario francés, creó la Masonería egipcia y fue asesinado en los calabozos de la Inquisición, también recibió la iniciación en las logias de Weishaupt.

Otra cuestión muy diferente es la prolongación de Los Illuminati en tierras norteamericanas. Si es posible asegurar que Los Illuminati desaparecieron de Europa en las primeras décadas del siglo XIX, de forma y manera absoluta, resulta inexacto afirmar lo mismo en el caso de Estados Unidos. Existen demasiadas pruebas que permiten afirmar lo contrario: el sello del dólar de Estados Unidos, las órdenes norteamericanas que se declaran hoy herederas de Los Illuminati y una serie de cartas que resultan reveladoras, sobre todo cartas del siglo XIX.

Así, en 1785, se constituyó la Logia Colombia de la Orden de Los Illuminati en New York, a la cual se afiliaron como Hermanos el gobernador De Witt; un ancestro de Franklin Delano Roosevelt, Clinton Roosevelt; Horace Greeley, director del Tribune; y el mismísimo Jefferson. Aquí, encontramos el embrión de la Orden de Los Illuminati en Estados Unidos, justo un año después de la prohibición en Baviera. La presencia en Estados Unidos de Los Illuminati se ha mantenido durante dos siglos, es decir, hasta el presente, pero en organizaciones iluministas (The Order, Skull&Bones, The Shriners, Grand Lodge Rockefeller) algo alejadas de las creencias de Los Illuminati bávaros, del Rito de Los Iluminados de Baviera y de las enseñanzas de Weishaupt.

Un ejemplo de esa presencia lo encontramos en un hecho histórico: el presidente estadounidense F.D. Roosevelt, miembro de los Shriners, ordenó que apareciesen en el dólar estadounidense la pirámide truncada con el triángulo y el ojo "que todo lo ve" en la parte superior (símbolo de Los Illuminati de Weishaupt), los trece escalones de la pirámide (13 grados del Rito de los Iluminados de Baviera), las inscripciones en latín Annuit Coeptis y Novus Ordo Seculorum, la fecha 1776 (fecha de la fundación de Los Illuminati de Baviera). El sello de la pirámide, para muchos, coronó una muy larga tradición iluminista en los EE.UU.

En la actualidad, existen dos o tres órdenes sucesoras de los Illuminati: Orden Illuminati del escritor y filósofo Gabriel López de Rojas, The Illuminati Order de Solomon Tulbure, Skull and Bones, etc. Los Illuminati fundados en España en 1995 por Gabriel López de Rojas siguen defendiendo los principios revolucionarios de los Illuminati bávaros, mientras que otras órdenes iluministas se han decantado por el capitalismo, muy en la línea de la francmasonería idealista.

Orden Mundial

El fin de la sociedad

Tiempo después del control sobre las logias francmasónicas que duró varios años la Inquisición descubrió los planes que tenían los Illuminati de derrocar la Iglesia católica y comenzó con la persecución y arresto de los miembros hasta erradicarlos por completo.

Los restos de los Illuminati fueron a parar a Estados Unidos y Francia. En EE.UU., participaron en la creación de la Logia Colombia y de los Skull & Bones, más tarde la primera conocida como Gran Logia Rockefeller. En Francia, participaron en los sucesos revolucionarios.

Teorías de conspiración y otros mitos

Hasta el día de hoy se han pregonado numerosas teorías de conspiración. Los Illuminati habrían subsistido después de su prohibición y serían responsables de un gran número de sucesos, los cuales son juzgados desagradables por los mismos difundidores, no por último la Revolución Francesa. Esta teoría tiene dos orígenes. A inicios del siglo XIX intentaron demostrar el jesuita francés Abbé Barruel y el erudito escocés John Robinson, independientemente el uno del otro, que no fue la constante represión del Tercer Estado, la propagación del ideal de la Iluminación, la mala cosecha del año anterior ni el mal manejo de la crisis que hizo el Luis XVI de Francia lo que desató la revolución, sino los Illuminati. Por esto se alegan ante todo tres pruebas.


En primer lugar que casi todos los directores importantes de la Revolución Francesa habrían sido Francmasones. La equiparación hecha entre Francmasones y los Iluminati es, como se mencionó arriba, falsa.

En segundo lugar existió de hecho en Francia poco antes de la Revolución Francesa una logia de Francmasones, la cual se hizo llamar, de manera muy similar a la orden de Adam Weishaupt, "Les Illuminés". Ya que este grupo era pequeño y menos influyente, molestó tan poco como el hecho, de que los Illuminés franceses eran adeptos a una tendencia mística y a la iluminación radical à la Knigge, lo cual Weishaupt no tenía en mente.

En tercer lugar fue dado a conocer que Johann Christoph Bode en 1787 viajó a Paris. La intención de su estadía, que sólo duró del 24 de Junio al 17 de Agosto, no era bajo ninguna circunstancia la indemnización de la Revolución. Bode había sido invitado más bien a un convenio francmasón, el cual para su llegada ya había concluido.

La tesis de que la Revolucíon Francesa fuese respaldada por los Illuminati carece de todo fundamento. No obstante Barruel y Robinson obtuvieron éxito con sus obras - sus teorías de conspiración no han perdido hasta hoy la fascinación de muchos publicistas de la derecha radical y otros grupúsculos. A mencionar aquí por ejemplo a Nesta Webster, una conocida fascista inglesa y teórica de conspiraciones de los años veinte, la sociedad norteamericana John Birch o el excandidato presidencial Pat Robertson. También la obsesión de teóricos antisemitas de la conspiración, como Des Griffin y Jan Udo quienes siempre imaginan nuevas huellas dejadas por el orden, se muestra la cercana relación entre el radicalismo de derecha y la paranoia antiilluminista.

Estas resistentes teorías de conspiración recibieron sustento entre otras cosas, gracias a que algunos grupos teosóficos y ocultistas intentaron por si mismos estilizar las supuestas desapariciones de Illuminati a lo largo de un siglo. Por ejemplo el historiador Leopold Engel fundó en 1896 la asociación mundial de Illuminati, la cual aprovechaba la sucesión de la orden de Weishaupt. Ya en 1929 fue retirada esta asociación registrada del Registro de Asociaciones de Berlin. También la Ordo Templo Orientis surgida en el 1912 y los Illuminati de Thanateros fundada en 1978 pretenden acogerse a la linea de tradición de los Illuminati de Baviera, pero realmente no tienen nada que ver con la orden iluminista-racionalista de Weishaupt, Bode y Knigge.

Símbolos Illuminati en el billete de un dólar

Este símbolo fue introducido por ordenes del Presidente Roosevelt en 1933.

En el billete de un dólar que es usado hoy en día aparece el "ojo que todo lo ve", que hace referencia al "Ojo de Horus", no es un símbolo cristiano, en ninguna parte se menciona en la Biblia, cobró importancia a partir del Renacimiento, y que tiene su origen en el antiguo Egipto, ya "Horus" representa el dios Sol. La iconografía presente en el billete introduce el Ojo en un una Pirámide egipcia con 13 escalones (origen masónico y cultos de Grecia) y que va acompañado de la sentencia "Annuit Cœptis" (1774-76 imprimido en el Louvre y en el Museo Británico-Símbolo de la orden secreta de los Iluminatis, támbien esa fecha representa el año que esta sociedad comenzó sus operaciones, conocida como la Facción Columbia, esta llego a Estados Unidos cuando se formó el primero gobierno de USA, por eso Washington DC esta en el estado de Columbia, támbien unas de las primeras Universidades de USA se llama Columbia, en el ámbito de los medios esta la Columbia Movies, Columbia Records, Columbia TV o más conocida por CBS).

Cabe destacar la aparición de las palabras "Novus Ordo Seclorum". Aunque obras de ficción literarias y cinematográficas traducen esas palabras como "Nuevo Orden Seglar", la traducción correcta sería "Nuevo Orden de las Eras"

conspiración

Los illuminati

Los Illuminati en la cultura popular

Los Illuminati aparecen repetidas veces en novelas populares, como por ejemplo en la Triología-Illuminati de Robert Shea y Robert Anton Wilson, en el Péndulo de Foucault de Umberto Eco, o en la obra Ángeles y Demonios de Dan Brown. Aquí son representados como bellacos siniestros, opacos productores de complots o diabólicos conspiradores mundiales, ya que los autores mencionados no toman datos sobre la orden a través de fuentes con hechos históricos bien justificados, sino predominantemente de las teorías conspirativas que circulan alrededor de los Illuminati. De la misma manera hoy son datos ficticios sobre la orden comúnmente tomados por error como verdaderos.

Así que de ninguna manera es el objetivo de los Illuminati provocar el Fin del Mundo, como por ejemplo en la formulación de Robert Anton Wilson "hacer de la escatología algo inmanente", tampoco eran miembros Bernini o Galileo Galilei, como refiere Brown, ni tampoco pertenecían a una línea de tradición milenaria desde Druidas Celtas hasta Asesinos y Templarios con el objetivo de encontrar el "umbilicus mundi".

Particularmente popular es la suposición difundida por las novelas, de que los Illuminati poseyeron símbolos determinados, a través de los cuales se hacían reconocibles a los iniciados e ingeniosos simbologistas. A estos supuestos símbolos Illuminati pertenecen entre otros:
*El Ojo que Todo lo ve
*El Ojo que Todo lo ve como piedra angular de una pirámide
*Ambigrama

FUENTE: http://es.wikipedia.org/wiki/Illuminati

9 comentarios - Los illuminati

@panchus
Sep...grandes judios hijos de puta y genocidas...




eh??? flaco sos ignorante, retrogrado y racista. Ojala te suspendan. Ademas idiota
@Ataud
lobogrisdelnorte7

me encantaria saber que fueron tus siete post, los cuales se ve que borraste, o te los borraron por desubicado.

gente como vos arruina T!
@lukpo2007
Tomb Raider..!



me acuerdo de eso por las tetas de angelina jolie (?)
@LeanZzZzD -1
buen post, los illuminati tenian razon, estaban del lado bueno, la maldita igelsia los trato de satanicos y hoy todos los giles creen en el diablo y esas pelotudeces, no saben ni de donde viene, ojala asi como enseñan catesismo enseñen al mundo la otra version de la historia, que demuentren ante los ojos de los cristianos del mundo los errores que puede cometer su dios...



los illuminati nunca moriran



Orden Mundial
@LeanZzZzD
hablaba claro de los primeros illuminatis, que nacieron despues de la muerte de Galileo, por cierto +5
@ferro07
Sabes porque no lo leo....el tema es muy interesante pero de Wikipedia lo sacaste??? osea esta hablando de una logia secreta que existe hace siglos que poseen recursos ilimitados y no te das cuanta de que sin duda controlan los grandes medios de comunicacion estre los cuales esta wkipija....ponele mas onda loco.
@PEPERIN0
UN PSIQUIATRA PARA lobogrisdelnorte7
@guselcrack
uhhh q grosoo!!.. en el Linege 2 mi alianza se llama illuminati y tiene mucho de esto!... es genial ahi pongo unas fotitos!....





conspiración



Los illuminati

@061106
Estimado LeanZzZzD, la Iglesia es una institución conformada por hombres y dirigida por hombres, es natural que se equivoquen y retrocedan sobre sus pasos para rectificar el camino. La Iglesia no es “maldita” por el contrario, es una institución muy respetable y que entre otras cosas comparte algunos conceptos también de estos grupos humanos.

Lo mismo sucede con estas asociaciones secretas, en más de una ocasión tienen que rectificar su camino por distintos errores, la diferencia es que no están expuestos como la Iglesia católica.