Calendario judío actual

El calendario judío actual comienza a contar desde la creación mítica del mundo, según la Biblia. No obstante, este calendario sólo se usa desde el siglo XI como muy pronto. Se trata de una reforma del calendario hebreo antiguo debida al rabino Hillel en el 258, aunque no se aplicaría hasta mucho después. Se estableció la creación del mundo 3.760 años antes que la era Cristiana. Hubo diversos intentos de establecer el comienzo del mundo, la era Judía. La dificultad reside en que los cálculos se basan en el estudio del Antiguo Testamento y existen diferentes redacciones que dan distintas fechas, la más corta es de 3.483 años a.C., y la más larga de 6.984 años a.C., aunque las más comunes fueron las de 3.952 (18 de marzo, defendida por Beda el Venerable) y la de 4004 a.C., concretamente el 23 de octubre a las nueve de la mañana, según los cálculos de James Usher (1581-1656).

El judío es un calendario lunisolar. Los años comunes tienen 12 meses y los años embolismales tienen un mes adicional. Además, en el calendario judío, los años pueden ser defectivos, regulares y abundantes.
El calendario judío consta de ciclos de 19 años, de los cuales 7 son embolismales, el 3º, 6º, 9º, 11º, 14º, 17º y 19º (ciclo de Metón). La correspondencia con el calendario cristiano es aún más difícil. Existen tablas de correspondencia de años pero en la práctica cada año judío se corresponde con un año cristiano, aunque el año judío comienza un día entre el 25 de agosto y el 5 de octubre. Teóricamente el año comienza con la primera luna nueva de otoño, pero:

1) Si la luna nueva tiene lugar en domingo, miércoles o viernes se traslada al día siguiente (Adu).
2) Si la luna nueva ocurre a las 6 de la tarde (12 horas contadas desde la salida del sol) la luna será visible al día siguiente, y se traslada a este día el comienzo del año (Jach).
3) Si por causa del Jach el comienzo del año cae en domingo, miércoles o viernes se traslada un día más.
4) Si la luna nueva de un año ordinario cae en martes entre las 9 y las 18 el año comienza el jueves; ya que de lo contrario el próximo año el comienzo de año caería en sábado después de las 18, habría que transladar el comienzo del año al martes, y el año no tendría los días que debiera (Gatrad).
5) Si un año ordinario que sigue a uno embolismal la luna nueva tiene lugar en lunes entre las 15 y las 18 eso quiere decir que el año anterior el comienzo de año cayó en martes después de las 18 y hubo de transladarse al jueves. Si se comenzase el lunes el año tendría un día menos, así que se translada al martes (Betutakpat).

La pascua judía tiene lugar siempre el 15 de nisan, 163 días antes de año nuevo.

Los judíos consideran tres ciclos: el sabático, de siete años; el jubilar, de 50 años y el pascual de 532 años, resultado de multiplicar el ciclo de 19 años, lunar, por el de 28 años, solar.

Los meses judíos son: tisheri (30 días), jeshvan (29), kislev (casleu) (30), tevet (29), shevat (30), adar o adar I (29 días en los años comunes y 30 días en los años embolismales), el intercalar adarbet o adar II, (29) nisan (30), iyar (29), sivan (30), tamuz (29), av (30) y elul (29). En los años defectivos se quita el primer día del mes de Tisheri, en los años abundantes se añade un día al mes de jeshvan. El día comienza con la caída del sol (a la seis de la tarde), tiene 24 horas, cada hora son 1,080 chlakim, y cada chlakim 76 regaim (instantes).

Calendario musulmán
La era Musulmana comienza con la fuga de Mahoma desde La Meca a Media: la Hégira. Este hecho tiene lugar el 20 de septiembre del 622 y se toma como punto de partida de la cronología musulmana. Durante el califato de Omar I (segundo califa) se estableció la fecha de la Hégira el 16 de julio del 622, inicio del año lunar en el que ocurrió en hecho histórico de la huida.

El año musulmán es lunar. Se basa en ciclos lunares de 30 años (360 lunaciones, de tradición sumeria). Los 30 años del ciclo se dividen en 19 años de 354 días y 11 años de 355 días. Los años de 354 días se llaman años simples y se dividen en seis meses de 30 días y otros seis meses de 29 días. Los años de 355 días se llaman intercalares y se dividen en siete meses de 30 días y otros cinco de 29 días. Años y meses van alternándose. Es decir, cada 33 años musulmanes equivalen a 32 años cristianos. Las intercalaciones se hacen añadiendo un día al final del mes de dulhiyah en los años 2º, 5º, 7º, 10º, 13º, 16º, 18º, 21º, 24º, 26º y 29º de cada ciclo de 30 años.

El año musulmán se compone de 12 meses de 30 ó 29 días: moherren (30 días), safar (29), rabi al-auuel (30), rabi al-ajir (el último) (29), yumda al-ula (el primero) (30), yumda al-ajira (la última) (29), rayeb (30), chaaban (29), ramadán (30), chaual (30), dulcada (30) y dulhiyah (29 ó 30). Los días de la semana son siete: al-ahad, al-izayn, al-zalaza, al-arbaa (el cuarto), al-jamis, al yumua (viernes) y al-sabat. El día comienza con la caída del sol, y el mes comienza unos dos días después de la luna llena, cuando comienza a verse el cuarto creciente.

Si consideramos la diferencia de días entre el calendario lunar y el solar, y el hecho de comenzar el año en fechas diferentes, nos daremos cuenta de la dificultad de establecer una correspondencia entre el calendario musulmán y el cristiano. Existen tablas de correspondencia de años, pero para un cálculo rápido y aproximado sirven las siguientes fórmulas:

Para pasar del año musulmán al cristiano G = H + 622 – (H/33)

Para pasar del año cristiano al musulmán H = G – 622 + (G - 622/32)

Donde:
G = año cristiano (gregoriano)
H = año musulmán (hégira)

Estas fórmulas sirven para establecer la correspondencia de años musulmanes y cristianos de una manera aproximada. Para establecer la correspondencia de una fecha concreta la cosa es casi imposible, e incluso los historiadores admiten un error de un día más o menos. La causa de este desfase es que el inicio y el fin de cada mes se regula según el ciclo lunar observable, lo que lleva a introducir un día de más cuando las observaciones no coinciden con el cálculo teórico.

Los astrónomos musulmanes usaron en sus cálculos el calendario parsi, hasta la adopción del gregoriano como calendario internacional.

Fuente y mas calendarios. http://club.telepolis.com/pastranec/interesantes/calenda.htm