africanos de bolas gigantes-miraloLa Tribu Bubal es conocida porque los hombres tienen los testículos muy grandes.

La misteriosa tribu y sus vacas deambulan en la frontera entre Kenia y Somalia.
Esta es la única nación en el mundo que practica una tradición muy inusual:
los niños beben la sangre menstrual de sus vacas hasta que se casan. Los Bubals creen que lamer la vagina de la vaca les hace ser guerreros fuertes y valientes.

Científicos italianos han descubierto recientemente que la menstruación de las vacas es una fuente de vitaminas tales como B6, B12, E y D. Además, tiene de hierro, magnesio, fósforo, calcio y potasio. Por eso, los científicos piensan, que las vacas protegen a la tribu de la enfermedad más terrible de la región - la anemia (falta de hemoglobina). Lo más interesante ocurre después con los cambios hormonales, todos los varones de la tribu africana, después de que llegan a la pubertad sus testículos crecen hasta 70-80 centímetros de diámetro. El "milagro de la naturaleza" ocurre debido a la ingestión de ese mensatrual alimento. Las hormonas de la sangre menstrual del ganado provoca cambios irreversibles en los seres humanos. Cabe destacar, que esos testículos gigantes no ejercen ninguna influencia negativa sobre la función reproductora, aunque sí causa muchos otros problemas obvios.
Turistas de todo el mundo están dispuestos a pagar enormes de dinero para echar un vistazo los testículos gigantes de la tribu. De esta manera, los turistas ayudan a la nación tribal mejorar la calidad de sus comidas.
No se descarta, pues, que la próxima generación de Bubals no tendrá nada de lo que presumir.