Historia de la Birome

La historia de la birome se incia en 1938, en Hungría, donde un periodista Laszlo Biro se dio cuenta de que la tinta que se usaba para imprimir periodicos se secaba rápido, dejando el papel seco y sin arrugas, lo que era genial porque escribir con pluma fuente o con la pluma y el tintero ya había fastidiado a la humanidad por siglos y ya estaban hartos. Trató de usar esta tinta de periodico con plumas fuente, pero la tinta era tan espesa que no podía bajar a la hendidura que tiene en la puntita la pluma. Entonces uniendo fuerzas con su hermano Georg, quimico, desarrollaron una nueva punta, como la que tienen las biromes Bic que compramos en las librerias por cincuenta centavos. Patentaron su diseño novedoso, y se dieron cuenta de que no era tan novedoso. Encontraron que había una patente registrada en 1888 que ya estaba vencida y hasta se dice que Galileo ya habría (en su epoca por supuesto) diseñado algo muy similar. De todas formas, Galileo estaba muerto hace años y la patente estaba vencida, asi que registraron su invento y pasaron a la historia.

Pero uds. se preguntaran "¿Y eso de que la birome es un invento argentino?". Bueno, ya les cuento. En el año 1943 los hermanos Biro se mudan a Argentina, vuelven a patentar el invento y fundan "Biro Pens of Argentina". Las biromes se empiezana vender en Buenos Aires en ese año. Paralelamente en Estados Unidos, Eversharp, que vendia lapices mecánicos ("portaminas" para la mayoria) y Eberhard-Faber (se debe tratar del Faber el de los lapices), unen fuerzas y licencian las ventas del invento en su país. Pero no contaron con la astucia de un empresario norteamericano que estaba de visita en Buenos Aires que al ver las biromes compra de todos los modelos y colores y se las lleva para su país. Allí funda su nueva empresa Reynolds Interantional Pen Company, que produce las biromes diseñadas por Biro sin permiso y luego de unos años, con su modelo "Reynodls Rocket" vence en ventas a Eversharp. El modelo de Reynolds se convirtió en la primer birome en ser vendida en los estados unidos en el año 1945. Imaginen la alegria de Eversharp y Eberhard-Faber (en serio, imaginenló porque no se cómo sigue esta historia).

¿Qué sacamos en claro de esta historia? Que era todo mentira. La birome no fue inventada en Argentina, ni mucho menos por un argentino. Se trató de un hungaro y la inventó en Hungría. La Argentina sólo fue el escenario del surgimiento de la invención, siendo Buenos Aires la primer ciudad donde se vendió la birome en todo el mundo, cosa que no es moco de pavo (siempre quise decir eso). Lamento haberle pinchado la burbuja a algunos que cuando miran la bic azul se ponen la escarapela y hasta dejan escapar una lagrima de la emoción. Espero que les haya gustado y de paso hayan aprendido algo.


FUENTE:
http://quedice.blogspot.com/2004/10/la-birome-historia-y-mitos.html