Como detectar un mentiroso

alguien


Dice un dicho: “La primera vez que me engañes es culpa tuya, la segunda, culpa mía”; todo mundo miente, desde la más pequeña “mentira piadosa” hasta la más gigantesca; pero depende de nosotros también el qué tan seguido caigamos en esas faltas a la verdad, sobre todo cuando se trata de grandes embustes.


El psicólogo y programador neurolingüista, Roberto Andrade asegura que en realidad somos como niños, que los gestos que suele hacer un pequeño cuando miente son los mismos que hace un adulto, sólo que más sutiles, muy fáciles de detectar si aprendes cuáles son.


No es nada del otro mundo, es sólo cuestión de poner atención y hacerle caso a tu intuición, muchas veces tu subconsciente capta algunas pistas y aunque no lo hayas notado, “algo” te dice que no es verdad lo que escuchas.


Si quieres darle “pruebas” a tu sexto sentido, estas son algunas de las señales cuando alguien miente:


1. Los gestos y las emociones no concuerdan ni surgen naturalmente; por ejemplo, una risa fingida suele detenerse súbitamente. Los mentirosos normalmente muestran sus falsas emociones con la boca y las cejas, pero sus gestos lucen un tanto “caricaturescos”, las emociones verdaderas involucran más músculos de la cara, se nota en la mirada, el entrecejo, la mandíbula y las mejillas, y por supuesto, también en la postura del cuerpo.


2. Un mentiroso se siente incómodo al mirar a los ojos a la persona que lo cuestiona. Los más acostumbrados a mentir suelen hacer contacto visual, pero desvían continuamente la mirada, parpadean con más frecuencia o sus ojos lucen como si no te estuvieran “viendo” realmente.


3. Alguien sabe que está mintiendo suele tomar una postura defensiva, se irrita si se le cuestiona y responde secamente sin dar explicaciones; si pones atención puede notar inconsistencias, como historias diferentes en diferentes días, o mezclar las cosas; si sospechas puedes preguntar detalles sin importancia, cosas que tal vez pudo no haber considerado si “planeo” antes su versión. Un indicio común es que el mentiroso acusa al otro de ser eso mismo, o inventarse alguna culpa tratando de evitar ser el “acusado”.


4. Una persona que miente suele interponer inconscientemente objetos entre ella y la persona con la que habla –así logra exponerse menos- ya sea colocándose atrás de un sillón, una mesa, la puerta del clóset, la cortina de la ducha o hasta un libro. También es común que mientan mientras hacen alguna otra actividad como lavar los platos o afeitarse.


5. El tono normal de voz no es natural, ya que la respiración se acelera e, invariablemente y aumenta el ritmo cardíaco (que es cómo detecta las mentiras el polígrafo).


6. Alguien que miente tratará de concluir rápidamente el tema y empezará a hablar de otra cosa; si lo consigue, se notará claramente un cambio corporal y su tono de voz, mucho más tranquilos.


7. Hay una tendencia en los mentirosos a usar las mismas palabras de su interlocutor para responder una pregunta, por ejemplo, si le preguntas: “¿Te fuiste a tomar cervezas con tus amigos?, diría: “No, no fui a tomar cervezas con mis amigos”.


8. Cuando una persona miente y siente culpa, tratará de reforzar su versión más de lo necesario, responde a cosas que no se le preguntan, especialmente en las pausas o silencios.


9. El lenguaje físico es muy importante, cuando alguien no dice la verdad, su expresión corporal es muy limitada, rígida o artificial. Normalmente hace pocos movimientos con las manos, los brazos o las piernas.


10. Y, finalmente, alguien que miente no puede evitar tocarse la cara con frecuencia como la garganta y la boca, aunque sea sutilmente. Los expertos en el tema aseguran que es un gesto muy común rascarse o tocarse la nariz, ya que sus vasos capilares se dilatan… así que si “crece” la nariz, una prueba infalible de que se trata de un Pinocho.


Pero antes de convertirte en un implacable caza mentiras, intenta ponerte en el papel de la otra persona y sus motivos para no decir la verdad, tal vez tiene temor de tu reacción o le preocupa decepcionarte; si tienes amplias sospechas considera preguntar directamente si te están mintiendo, mucha gente se siente culpable y finalmente confiesa la verdad.



culpa