epelpad

El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Reseña Boku ga Inai Machi

Reseña Boku ga Inai Machi


Título original: Boku Dake ga Inai Machi.
Título en inglés: Erased.
Título en español: Desaparecida.

Antes de comenzar, cabe aclarar que la reseña es un análisis del anime y no del manga.

Boku ga Inai Machi


Año 2006. Satoru Fujinuma es un autor de manga frustrado que trabaja como repartidor de pizzas para llegar a final de mes. Lo que no sabe nadie es que posee un don excepcional: cada vez que tiene lugar alguna tragedia cerca de él es proyectado unos minutos hacia atrás en el tiempo para tratar de impedirla. Precisamente uno de estos episodios hace aflorar los recuerdos reprimidos de su infancia traumática, lo que acaba teniendo consecuencias demoledoras y trágicas en su presente. Una vez más, sufre una de sus Regresiones, solo que esta vez lo lleva hasta el año 1988, justo antes de que su compañera de clase Kayo Hinazuki se convirtiera en la primera víctima de un asesino en serie. ¿Será el Satoru de 10 años capaz de reparar el pasado para cambiar el presente?

regresiones


Boku Dake ga Inai Machi presenta una historia que si bien no es novedosa, ya que existen varias series con la temática del joven veinteañero que vuelve a ser chico pero mantiene su mentalidad adulta, llama la atención y atrapa desde el capítulo 1, lo cual es algo muy importante a mí parecer. Dándole dinamismo y generando incertidumbre en el espectador.

Por otra parte, y siendo el punto más positivo de la serie, vemos como la historia se desenvuelve más allá del punto fuerte en donde Satoru debe impedir el asesinato de su compañera Kayo. Ya que nos muestra la conexión empática que hay entre los diferentes personajes que tiene la trama y como Satoru va contagiando este sentimiento con el correr de los capítulos, más que nada en Kayo. Intentando salvarla no solo de un asesino, sino también de la violencia doméstica que ella recibe a diario. También vemos justamente como ambas vidas se contraponen en el ámbito familiar. Siendo dos caras de una misma moneda.

El gran problema que tiene la serie fue que intentaron hacer una trama en pocos capítulos (12) cuando había, como se suele decir, mucha tela para cortar. Y hago hincapié en esto, porque no supieron ejecutar bien lo que podría haber llegado a ser una muy buena trama. Bien contada y organizada. Por este combo de cosas se dejan baches importantes, no explican ciertas cuestiones pertinentes (una de ellas, los viajes en el tiempo de Satoru) y más o menos nos dicen “esto es así y punto, saca tus conclusiones”. También hay falta de desarrollo en los personajes y carece de una… mística “detectivesca” (por así decirlo) y de suspenso.

En lo que respecta al punto principal, también fallaron. Son demasiado predecibles ciertas cuestiones. Y en poco tiempo nos imaginamos quien podría llegar a ser el culpable y el desenlace de la historia. Digamos que la trama comienza bien arriba y se va desinflando con el correr de los capítulos.

Aunque en sí la trama me resultó entretenida, no puedo negar que tiene falencias argumentativas que pueden verse a simple vista. Y algunas situaciones que plantea esta serie son tan poco probables, imaginándolas en el plano de la vida real, que es comprensible que generen un malestar en el público.

Por último, ya que cabe destacar todo lo bueno de una serie, podemos decir que el opening es bueno desde el aspecto musical. La banda a cargo fue Asian Kung Fu Generation y la canción se llama RE:RE:

satoru




kayo


Profundizando en la opinión de arriba, podríamos decir que hay muchas cuestiones que generan un rechazo por parte del público. Vuelvo a repetir, la serie me gustó. Pero es esa serie que no te dan ganas de volver a ver. La terminas de ver y la guardas bien al fondo en un cajón y no vuelve a ver la luz.

La identidad del asesino
Para ser una serie de suspenso e intriga, en donde quieren llevar al espectador hasta el final de la trama para descubrir la verdad, fallaron desde el momento en que se puede ver en dos ocasiones claras al asesino en el opening. Segundo 0:56 y minuto 1:12 (en el reflejo del anteojo).

anime


El giro en la historia
Supongamos que no nos dimos cuenta de lo que sucede en el opening. Cuando digo arriba que en poco tiempo nos imaginamos quien puede llegar a ser el asesino es porque la serie carece de objetivos potenciales: Adultos. Por más que quisieran maquillar la personalidad del profesor, era un sospechoso bastante claro; tan claro como que Shiratori era un chivo expiatorio. Más aún porque el asesino no es una persona X en la vida de Satoru, sino que él sabe (y lo expresa) que es alguien que conoce del pasado.

Son ideas mías, pero creo que hubiese sido más retorcido y a la vez sorprendente que el asesino hubiese sido uno de los amigos de Satoru. Kenya por su nivel de intelectualidad y la posibilidad de perpetrar un crimen si ser descubierto, o Misato por ser una chica odiosa a la cual dejaron todos de lado (de hecho en uno de los capítulos termina con una imagen de ella yéndose del salón de clases con una ira latente en su interior bastante turbia). Para esto, tendrían que haber cambiado alguna cosa menor, pero hubiese sido un giro en la trama más interesante.

Las regresiones
Que no expliquen el tema de las regresiones es un punto totalmente desfavorable en la serie. Da a entender cualquier cosa. ¿Satoru es realmente una persona que puede viajar en el tiempo por sus propios medios o hay un Dios benevolente que le dio la oportunidad de redimirse por sus errores del pasado? La última vez que regresa a 1988 (cuando es apresado) es como si le pidera a un ser omnipotente una última oportunidad. La verdad, que siendo parte del núcleo de esta historia, no fue explicado como correspondía. Más que nada porque, según Satoru, las regresiones comprendían un lapso de tiempo corto entre puntos A y B. Con tintes de Deja vú, pero más vívido y con una clara capacidad de reacción. Sin embargo pasó de ser una regresión de poco tiempo a un salto de línea en el tiempo abismal.

erased


El permisivo comportamiento de Sachiko
Sachiko se muestra como una madre compresiva, cariñosa y totalmente segura del comportamiento que tiene su hijo. Y justamente hace que esto llame la atención, ya que no objeta ninguna de las acciones de Satoru, lo trata como un adulto siendo que solo tiene 10 años. Por ejemplo, no vela por la seguridad de su hijo, ya que Satoru llega a altas horas de la noche y se va a primera hora de la madrugada. Tampoco hace nada sabiendo que Satoru esconde a Kayo por días en algún lugar remoto teniendo en cuenta el peligro que esto representa para una niña de 10 años.

desconocida


¿No haces nada al respecto?
Teniendo la posibilidad de conocer su pasado y con una mentalidad de adulto, Satoru sigue cometiendo errores que exasperan. Como el drama interno en la familia de Kayo; la chica aparece con claras marcas producto de golpizas y hasta la encuentra tirada toda golpeada pero sin embargo no hace nada al respecto. Simplemente espera…
Siendo un chico de 10 años es factible que la reacción sea quedarse petrificado ante determinadas situaciones violentas, siendo grande no comparto en esta situación.

seinen



Otras cuestiones menores, pero absurdas

1) La marca de zapato en la caja de cartón es tan poco posible que me hizo reír cuando lo vi. Siquiera fueron capaces de simular una marca de suciedad producto del zapato embarrado, sino que directamente la suela queda bien marcada como si el asesino hubiese pisado cemento fresco.

Reseña Boku ga Inai Machi


2) El asesino entra el micro abandonado cuando está Kayo dentro de él. Pero por esas mágicas cuestiones que tiene el universo, decide no revisarlo, siendo que hay una cortina sospechosa que divide en dos el micro por dentro.

Boku ga Inai Machi




regresiones

1 comentario - Reseña Boku ga Inai Machi

banshee98 +1
fue el primer anime que vi despues de unos años sin ver y la verdad me gusto, me lo vi todo en un dia, pero no le preste mucha atencion a esos detalles, no me habia dado cuenta lo del zapato
en cualquier momento me lo veo de nuevo