He aquí unos consejos, para que a la hora de salir a la calle con tu perro, vos lo pasees a él, y no él a vos. Son todos tips, que yo, un paseador de perros, aseguro que funcionan si lo hacés bien.


Cómo hacer para que tu perro te haga caso

1- Antes que nada, asegurate de ponerle bien el pretal, o collar. No es nada lindo quedar como un dolobu corriendo el perro por la avenida.
tips

2- Guardate algo de comida (sea alimento seco o un pedazo de carne) en el bolsillo. Creeme que lo vas a necesitar, es fundamental.

3- Tratá, en lo posible, de ir solo. Que nadie te esté haciendo compañía hablandote o haciendo distraer al perro.

4- Una vez en la calle, lo primero que tenés que hacer, es acortar la correa. Llevalo bien cortito, que su cara esté tocando tu pierna, pero siempre que el cuerpo del perro esté detrás del tuyo. Muchos recomiendan que vayan del lado izquierdo de la persona, pero seamos honestos, solo queremos que nos hagan caso, sea del lado que sea.
perro

5- Poner voz firme, pero no gritar. Hay que darle órdenes cortas, nada de decirle "Quedate quieto o te pego" o "mirá que si no haces caso hoy no comés". Lo que se recomienda es darle órdenes en alemán, pero para los que no sabemos ese idioma, podemos quedarnos con el castellano.
Junto: eso le decimos cuando queremos que camine a nuestro lado
Basta: el perro debería tranquilizarse y quedarse quieto
Sit (me saltó el inglés): para que se siente
Los demás comandos, los va poniendo uno, cualquiera que sea corto y le sea cómodo.

6- No alargar las palabras... Si le decís Baaaaaaaasta. El perro no entiende. Debe ser BASTA. Corto y conciso.

7- No hay que darle un premio cada vez que se porta bien. Es su obligación. Pero si, de vez en cuando darle un poco de la comida que te guardaste en el bolsillo antes de salir. Si se pone pesado porque pasó otro perro cerca, te acercás, siempre a tu altura, bajás solo la mano, y le das muy poquito de comida. Nunca, pero nunca, estés a su altura. Eso a él le demuestra que es igual de grande que vos, y te puede dominar.

8- Cada vez que él haga algo que vos no querés, podés corregirlo con un tirón de correa. Éste, debe ser corto y bursco. Solo un tirón y aflojar.Aompañar esto con una palabra corta, que denote que se está equivocando, por ej, FOI - se utiliza porque no es una palabra que pueda confundir con otra órden, es solo para demostrarle que está haciendo algo mal -. No hay que tironear constantemente, sino puede ser considerado como una muestra de jugueteo, o trabajo de fuerza.

9- Este no es un proceso fácil, lleva su tiempo. Si la primer semana sigue llevándote, no te desesperes, ya va a cambiar. Un poco de paciencia, un lexotanil (no, mentira, cero fármacos por favor) y carácter, hace que realmente seas el mejor amigo para él. Hacete sentir como el líder de la manada. El macho alfa es el que domina, y vos sos ese macho alfa para el perro en todo momento, o deberías serlo (si sos mujer, también te tenemos que llamar el macho alfa).

10- Nunca te tenés que dejar dominar por lo que él quiere. Los horarios los ponés vos, y lo que le das también. Un ejemplo que jamás se debe hacer, es algo que hizo mi señora con mi perra. Ella la acostumbró todo los días a las 16hs a darle un caramelito (esos bastones larguitos que comen los perros). Ahora, no solo reconoce la palabra "caramelo", - la escucha la perra y se vuelve loca - sino que ya sabe que a las 4 de la tarde le toca su postre. Si no se lo damos, comienza a llorar hasta que lo consigue. Cuál sería la solución? no dejar que tu señora malcríe a la mascota, y si llora, que llore. No darle pelota hasta que se le pase.

11- Para que este complemento de resultado, también hay que practicar en casa, ejercicios de conducta. Por ejemplo, el "quieto" debe acatarlo tanto afuera como adentro. Un buen ejercicio es dejar un plato de comida, de preferencia el del mismo perro, al alcance de él. Darle la órden de quieto. Si les es más cómodo, hacerlo sentar primero (lo veremos en el próximo paso). Si el perro insiste en moverse, lo agarramos nuevamente, un paso hacia atrás, y nuevamente la órden. Esto se repite tantas veces haga falta, hasta que haga caso. Una vez que hizo caso, el ejercicio se vuelve a repetir al otro día, y así sucesivamente hasta que por fin se quede quieto a la primer órden.

12- El ejercicio de sentarse parece el más fácil, pero en realidad es el más complicado. Para poder hacerlo, uno debe dejarle puesto el collar. No conviene hacerlo en la calle, porque es más fácil que se distraiga. Le ponemos la mano derecha por debajo del cuello, agarrando el collar. La otra mano en su cadera, justo cuando termina la parte lumbar de la columna. Con la mano derecha, tiramos hacia arriba, y hacemos levantar su cuello. Con la mano izquierda, hacemos presión hacia abajo. Mientras hacemos esto, utilizamos la palabra que más nos convenga: sentate, sit, sentado. Una vez que conseguimos que el perro se siente, lo palmeamos en el pecho. Solo palmadas de "bien muchacho, bien hecho". Ni muy fuertes, ni muy débiles. No se lo debe acariciar, porque sino será mal interpretado el mensaje.

13- Una vez que conseguimos varias de estas cosas, podemos agregar otro perro al paseo. La intención es hacer que no se distraiga y te siga prestando atención. Si le interesa más jugar con el otro perro, usá el metodo de corrección de un tirón corto de correa y el FOI. A esta altura, la palabra FOI solamente debería bastar para que haga caso, ya que tendría que tener asociado que esa palabra viene con un tirón de correa.

P.D.: si es necesario, utilizá un collar de ahorque. Normalmente, es recomendado para los perros de gran porte, pero también se puede usar en los pequeños.

Qué bueno es poder hacer esto!!
paseo


Mi otro post, Cómo hacer para que el perro camine suelto.