El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Recitados Folclóricos

Hola gente de Taringa! Como andan ja Bueno este es mi primer post y trata de diferentes recitados que yo eh escuchado y me han gustado mucho

El mugroso - El pampa obera


link: http://www.youtube.com/watch?v=0WP-uYSAw0s

Letra

De chico quise tener, un caballo pa´mi solo
y soñaba con un moro o tal vez un alazán
sus clines poder peinar y cepillar su buen lomo
ponerle de nombre, toro…. refusilo o alacrán

Nunca salí de mi asombro cuando pa´mi cumpleaños
mi tata medio mamado, sin saber lo que decía
me dijo… mijo en tu día, esto te via a regalar
salí pal patio nomás, vas a llorar de alegría

Algo ya me imaginaba, mas no podía creer
pues no quería entender que si para el patio iba
ahi nomás me lo vería atadito algún palenque
con el recao y rebenque, que mas luego luciría

Tomé aire bien profundo y para el patio arranqué
de mi madre me agarré de miedo a que la emoción
me dé un bajo de presión y no pudiera gozar
después de tanto esperar, lo que yo siempre soñé

Y al fin,… no me equivoqué, estaba atao a un palenque
no les miento, hubo gente que hasta de miedo gritó
mi gurisita lloró, al ver un bicho tan fiero
que si viviera Don Fierro, lo hincaba con su facón

Era negro, oloroso,.. piojos, pulgas, garrapatas
cayos en sus cuatro patas, tenía una sola herraruda
le faltaban dentaduras, sus bazos como alpargatas
sus orejas eran chatas, sus entrepiernas peludas

Su aliento era endemoniao, y su pelaje lanudo
sus ojos, dos huevos duros miraban desorientao
menos mal que estaba atao, de bozal tenía una soga
llena de bosta su cola,… parecía estar chupao

Hice tripa corazón, agradeciendo el regalo
y les juro mis paisanos, estaba todo roñoso
lo bautizamos Mugroso, si daba miedo tocarlo
“ y ahora tenés que montarlo “ gritaba el tata orgulloso

En el campo lo largué,… y que me perdone Dios
nunca le llevé ración ni jamás lo molesté
yo no sé como aguantó esas noches congeladas
y el pobre sin decir nada, solito sobrevivió

Fue una noche de tormentas, … con rayos y refusilos
yo me había quedao dormido, después de larga tarea
mi china como una fiera, de un grito me despertó
“ levantate por favor que se nos muere la nena “

De un salto llegué a su catre, y arrodillado quedé
sus dos piecitos toqué, los mismos estaban morados
ay Jesucristo que hago, mi niña no se movía
la pobre se me moría y yo sin saber que hacer

“ Andá a buscar al doctor, andá apurate mi viejo
aunque el pueblo quede lejos, tráemelo por favor “
y pa un padre con dolor, que me importaba el mal tiempo
y justo en ese momento,… El Mugroso, relinchó

Nunca se lo había visto, merodear cerca e´ la casa
pero esa noche a Dios gracias, mi sufrimiento sintió
en la puerta se paró lleno de barro sus ancas
le crucé mi poncho pampa, que de apero me sirvió

Y allí el Mugroso partió, sin tener que talonearlo
si parecía un canario que la jaula abandonó
y al campo lo atravesó, como el mejor pura sangre
y sin hacer mucho alarde, cumplía con su misión

A la casa del doctor, llegamos como fantasmas
y en un momento de calma, el hombre con su experiencia
no hay que tener mucha cencia, pa´entender los que me dijo
“ que querés que hagamos mijo, con semejante tormenta “

Yo sin mucho titubear, corriendo fui a su galpón
en mi desesperación, hasta el farol me olvidé
un viejo sulky encontré con sus monturas resecas
solito vino el sotreta, y entre las varas lo até

Castigarlo,…..¿ para qué ? si salió como una bala
parecía la luz mala, naides lo podía ver
y en menos de un santiamén, hasta mi rancho voló
y en la puerta se paró, como diciendo… Llegué

Yo en un llanto me quebré, pidiendo un milagro a Dios
pa´que ilumine al doctor y a sus manos sanadoras
después de rezar dos horas, sentao en un viejo apero
mi niña salió al alero, y un fuerte beso me dio

Al doctor, le dí las gracias,.. juré que le pagaría
pero una cuenta tenía que arreglar con mi caballo
el desafiando a los rayos y a la adversidad del tiempo
se tragó hasta el firmamento, pa´ayudar a este paisano

Como te via agradecer, Mugroso por lo que hiciste
si como nunca corriste, demostrando tu valor
fuiste en el campo canción, y en el camino una roca
sangre salió por tu boca, lastimao por el dolor

Yo que fui tan disgraciao, nunca te sentí mi amigo
lo pongo a Dios de testigo que las cosas han de cambiar
“ dejeme china llorar, si el nos devolvió la vida “
vamos a darle comida, que bien que se lo ha ganao
Y con mi china abrazao, fuimos a darle las gracias
parece que la disgracia, no me había abandonao
porque ahí estaba tirao, el Mugroso agonizando
sus ojos iban buscando, la figura de un finao

No te mueras por favor, dispués de lo que tu has hecho
su cabeza alcé en mi pecho, lo mantenía abrazao
me miró como cansao, y con tremenda tristeza
volvió a inclinar su cabeza, y dormido se quedó

Fue tan grande el sacrificio, que esa noche hizo por mí
que yo ni cuenta me dí, que estaba tan agotao
sin embargo el disgraciao, se mostró como el mejor
dejándome una lección que jamás he de olvidar

En el campo lo enterré, con una cruz de recuerdo
y cada vez que me acuerdo, le dedico una oración
por él hice esta canción, para vos pingo querido
pa´que no entrés al olvido, TE LLEVO EN MI CORAZÓN

El jaguar obero-Mario Pino


link: http://www.youtube.com/watch?v=i8GwPylM5Hk

Letra

En la estancia "Gallinales", había una fiesta criolla
donde se corría una polla entre piones y puesteros
vino y asado con cuero para toda la reunión
había gran animación en aquel hermoso día
causaba aquella alegría el cumpleaños del patrón.
Acoplados ya los gauchos llego allí un desconocido
como hombre bien vestido criollo de linda estatura,
rastra de oro en la cintura, buena vincha buen sombrero
traía aquel forastero de tan simpático rostro
calzaba en las bota e potro grandes rodajas de acero.
Se presento al capataz y solicito permiso
fijándole compromiso para ayudar en la criolla
dijo formare en la Troya como simple aficionau
y el capataz conformau dijo bondadosamente
quédese tranquilamente, me causa el mayor agrado.
Habían en el corral veinte potros invernados,
entre esos, dos reservados pero uno sobresaliente,
era un mestizo imponente, le decían el Jaguar,
nadie lo quería montar por las mañas que tenia,
y aquel que lo conocía jamás lo quería ensillar.
Era terrible en el lomo y baqueano en la volcada,
igualmente en la patada cuando negaba el estribo,
para el diente positivo cuando le ceñían el lazo,
curtidos a los porrazos audaz y atropellador
y acometí al domador a dientes y a manotazos
El capataz hizo oferta para aquel que lo ensillara,
siempre que no lo bajara tendría diez libra en la mano !!!Acepto!!!
Acepto dijo un paisano y era el mozo forastero,
procuro ganar dinero aunque me lleve un porrazo,
no extrañaran mi fracaso, si caigo no es el primero;
muy bien dijo el capataz, pero les diré al corriente,
que aquí hay hombres muy jinetes, nadies le paran el lomo
bellaquea nose como, tiene una astucia enemiga,
es un crudo sin fatiga aporreado por demás,
tengo la segurida que uste jamas lo castiga.
Creo dijo el forastero, pero soy algo porfiau,
le tiene fe a su mentau yo también a mis rodillas,
a mis espuelas sencillas baqueanas en las paletas,
jamás he sido hombre de yeta y a su jaguar en progreso,
le juego quinientos peso que no me saca ni aprieta,
también le juego al que guste, todo entero mi chapiau,
a mi zaino requemau que es mi único tesoro,
les juego mi rastra de oro que es una prenda prolija
y también juego esta sortija que es una prenda estimada,
me gusta más la parada cuando me juegan en fija.
El capataz en calor, lo desafiau acepto,
con testigos valoro las pilchas que había jugau,
dijo el mozo entusiasmau, capataz,
si hay recelo, si piensa verme en el suelo como me ha creído incapaz,
le juego diez libras más y se lo jineteo en pelo.
En el acto fue aceptau,
al capataz convenía y en pelo le parecía mas en fija la victoria,
si hasta parecía una historia del jaguar, sus pormenores,
a sus mañas y rigor, le teminan los mentaus,
con bastos había derrotau ciento y tantos e´domadores,
la pionada se reía, decía un domador mentau,
este indio sale pelau, abochornau y de a pie,
el Jaguar se tiene fe, tiene diez años en el trillo,
tiene juerza en los carrillos y es baqueano en las gambetas,
cuando siente las rozetas hace crujir los colmillos.
Había en esa hermosa fiesta, más de veinte mil personas,
guitarras y acordeonas, tocaban alegremente,
dijo el capataz sonriente, muchachos, a la portera,
ya no hay más horas de espera cada cual con su rebenque,
y el jaguar en el palenque estaba que era una fiera,
unos armaban los lazos, los otros las boliadotas,
y contaban sin demoras ver el jaguar apartado,
los autos bien colocados con un testigo por guía,
claramente se veía de costado y por derecho,
los fotógrafos en provecho, sacando fotografías,
al jaguar en el palenque, un criollo se lo orejeo,
y el jinete lo salto con el rebenque en la mano,
grito ¡¡larguelo paisano a esa fiera tan mentada!!
Y el otro en sus compadradas le dijo potrillo arisco,
y en la punta del hocico le pego una cachetada.
El bruto con tal agravio soltó un ronquido alterau,
igual que tigre cebau salio buscando ventaja,
cuando sintió la rodaja, armo surco en las gramillas,
bellaqueando de costilla se cambiaba de costau,
y el jinete iba parau, solamente en las rodillas.
Doce cuadras bellaqueo, de aquella forma entonada,
aquella fiera enconada hacia crujir los dientudos,
como voltearlo no pudo busco astucia en su defiendo,
parecía dirse cayendo, en el salto se volcó,
en el aire se voleo y el gaucho salio corriendo.
Cuando quiso enderezarse el criollo están horquetau,
y le grito te ha chasqueau, no me aprietas mamarracho,
he de chusiarte el escracho si sos un gran cabortero,
vos sos el Jaguar Overo que te has tragau un chambón,
sabrás que yo soy el lion, quien vino a rayarte el cuero.
Como si hubiese entendido, el Jaguar se enarbolo,
y el rebenque retumbo en las paletas heridas,
bellaqueando siempre a vueltas a las cruces lo llevo,
en el salto se volcó y aprovecho la volada,
dando una mortal sentada, que casi lo despidió,
lo salvaron las espuelas, en el cuero retorcido,
y el animal ya rendido enderezo pal corral,
un criollo le tiro un pial y le grito Viva Cuñau,
como tan bien se ha portau, este pial lo esta esperando,
Salio el gaucho trompezando, totalmente acalambrau.
El público lo aplaudió, con entusiasmada gloria,
vivaraz de la victoria y el de merecida fama
y hasta un enjambre de damas que se encontraban reunidas,
todas ellas persuadidas, también lo felicitaron
y con gusto le curaron las dos rodillas heridas.
El Jaguar quedo estirau, el golpe lo desmayo
y a los tres días murió completamente infestau,
horriblemente espueliau perdió toda su energía,
y un gaucho viejo decía, este indio tiene reserva,
debe tener buena yerba o domar con brujería

El Malevo-Argentino Luna


link: http://www.youtube.com/watch?v=1yUS7DGnU7Q

Letra

Yo no atrancaba la puerta
de mi rancho ni durmiendo...
pa' que?... si al lao de ajuera,
por malo que juece el tiempo
la enrrejaba de colmillos,
el coraje de mi perro
Cimarrón, medio atigrao
lo hallé perdido en las sierras,
boquiando de agusanao
malo como manga é piedra,
tuve que traerlo enlazao
pa' curarle las bicheras

Y ahí se quedó aquerenciao
compañero de horas lerdas
trotiando abajo el estribo
ni calculaba las leguas
y en donde aflojaba cincha...
se echaba a cuidar mis priendas.

Eso si... muy delicao
manosearlo ni le cuento
se ponía de ojo extraviao
y se le erizaba el pelo
con que tenia bien ganao
su apelativo....... El Malevo...

Que animal capacitao
pa'l trabajo en campo abierto
había que verlo al mentao
trajinando en un rodeo
de ser cristiano clavao
que era dotor ese perro.

yo echar tropilla al corral
le chiflaba entre los dedos
Y embretao en el chiflido
Me los traíba clina al viento
Y era un abrojo priendido
A los garrones del trueno.

Una vez bandeando tropa
con mucha agua en el Río Negro
caí quebrao de un apretón
entre un remolino é cuernos
y me gano la mollera
la oscuridad y el silencio.

cuando volví a abrir los ojos
cruzaba una nube el cielo
gemidos y lambetazos
llegaban como de lejos
redepente compriendí
medio me senté en el suelo
para entregarle las gracias
hermano de ésta te quedo debiendo
no me halla ni el pan bendito
si no me sacas ,Malevo
y una inmensa gratitud
se me atracó en el garguero.

Gueno, la cosa pasó
yo dentre pa'l casamiento
hice el horno, la cocina...
mi rancho estiró un alero
y en su chúcara clinera
charqueó el arroró y el rezo

A los dos años
gateaba mi gurí sobre un peleo
o andaba por el guardapatio
priendido a la cruz del perro
ah!! porque él me le sacó
las cosquillas al Malevo.

Lo habrá tomao por cachorro
de su cría el pendenciero
le soportaba imprudencias
se priestaba pa' sus juegos
y ande amenazaba caerse
se le echaba bajo el cuerpo.

La cosa jue tan de golpe
que hasta me parece cuento
fue después de un mediodía
como pa' fines de enero
yo me había echao en el catre
pa' descabezar un sueño

La patrona trajinaba
prosiando con el borrego
y un redepente aquel grito
como de terror ¡ROSENDOOO!..
Y ya me pelé pa'l patio
Manotiando un caronero.

Ella estaba contra el horno
Tartamudeando en silencio
Tenía el guricito alzao
tembloroso contra el pecho
y avanzando agazapao
como una fiera... mi perro.

Enseñaba unos colmillos como puñales
los pelos se le habían puesto de un modo
que costaba conocerlo
y en la brasa de sus ojos
se habían quemao los recuerdos.

De un salto me le puse en frente
le pegue el grito ¡MALEVO!
Le vi soltar una baba
Esta rabioso ROSENDO!
No te me acerques hermano
No te me acerques hermano
Echa pa' tras... echa pa' tras
¡¡¡Fuera perro !!!

Redepente me saltó
ladié pa' un costao el cuerpo
y sentí como la mano
le topaba contra el pecho
y cayó casi sin ruido
como una jerga en el suelo.

cuando lo miré los ojos
se le habían puesto muy guenos
como dándome la gracias
se le acortaba el resuello
se arrastró .... lamió mis pieces
y me broto un lagrimeo.

No tenía pa' elegir
hermano tabas enfermo
fue por el cachorro sabes?
de no, no lo hubiera hecho !!
meneo la cola una vez, dos veces...
y quedó muerto.

Por eso es que desde entonces
no me gusta tener perro
y cuando voy de a caballo
me parece que lo siento
seguir abajo el estribo
trote y trote por el tiempo.

Perro lobo-Raul Ojeda


link: http://www.youtube.com/watch?v=gjkLvCFQ9rs

Letra

Me contó un caso un anciano,
que allá en la selva africana,
de una historia inhumana
que le sucedió a un paisano.
Era un hachero baqueano
que entre los montes vivía
y un perro-lobo tenía
pa aliviar su soledad;
era tan fiel su amistad,
que como hermano quería.

Le decían sus compañeros
que el perro-lobo es traidor,
que es fiera y no siente amor,
y de carácter ligero...
Pero se casó el hachero
con una mujer preciosa,
y la llevó hasta su choza
donde allí formó su hogar;
y el perro la entró a cuidar
como si fuera una diosa.

Un día le entró la duda,
por su hijo, de algunos meses;
cuando un lobo se enfurece
no hay quien se salva y se escuda.
Y con esa pena muda
hasta su rancho llegó,
cuando la mujer no salió
como él'taba acostumbrao:
viendo al perro ensangrentao
un pensamiento lo ahogó.

Y pensando en su cachorro
que el perro le había matado,
lo insultó: -"¡Lobo malvado,
así pagás mi cariño!
No sabías que era mi niño,
todo mi amor y mi suerte;
¿Porqué tuve que quererte
y me matás la ilusión?
¡También con tu corazón
voy a cobrarme su muerte!"

Y el perro viendo quien era,
se quedó hechado, tranquilo,
y él manotió de dos filos,
el hacha de la cumbrera.
Y se la hundió en la sesera,
llorando a su niño hermoso;
y no pensó de furioso
que dormía el niño aquél;
y cerca del catre de él
se encontraba muerto un oso.

La mujer volvió del río,
de recoger el lavado,
y vió al hombre arrodillado
que entre sollozos decía,
-"Perro, perdón, no sabía
de que peleaste por m'hijo";
y entre los dientes maldijo
quien a esa duda lo ató:
y así llorando enterró
al perro que le salvó el hijo.

Un par de botas-Argentino Luna


link: http://www.youtube.com/watch?v=S_yU5QqjLHU

Letra

Sentado en su despacho, el comisario hojeando expedientes,
Cuando el cabo se presento trayendo al detenido..
Un mozo de treinta años a lo sumo,
Vestia bombacha gris y corralera, que a juzgar por lo viejas,
Estaban dando pruebas de la miseria e su dueño..

Sin levantar la vista e los papeles,
presto oidos a la palabra el cabo:
- Me lo entrego el Sargento, asigun dicen, este paisano vago le robo unas botas al bolichero los Vascos, Comisario..
- Unas botas? Aha..
- Ladron barato...
- Como te llamas?
- Orencio Nievas
- Y de ande sos?
- De aca mesmo señor
- Trabajas?
- No señor, no hallo trabajo...
Estuve conchabao pa la cosecha en la chacra e Barcala, pero en cuantito termino la juntada e maiz me echaron..
Ahora hago algunas changas y ansi vivo..
- A que le llamas changas, a andar robando?
El paisano bajo la vista al suelo...
- Ande tenes las botas?
- En el rancho..
- Cabo, mande a buscarlas y paselo pa adentro a este ratero que ya vamos a ver lo que le damos.
Salio el Cabo llevandose al detenido y el comisario se quedo pensando..
- Un par de botas...
Ni pa robar sirven estos paisanos vagos...
No habian pasado dos horas que un melico se le cuadro en la puerta del despacho..
- Permiso Comisario..
Fui hasta el rancho el detenido Nievas a trair las botas que le robo a Don Vivas...
Me las dio su mujer, las tenia puestas un hijo de ellos, un chico de siete años...
- Con que esas son las botas?
Son muy chicas pa ensuciarse las manos..
Que decia la mujer?
- Y nada, lloraba como una magdalena, Comisario, y cuando me diba a ir me dio esta carta, pa que se la entregara a ud. en sus propias manos..
- Aver deame
Mujeres que despiden los maridos, je, nada mas natural, pero lo malo que siempre los hayan angelitos aunque le hagan sombra al mesmo diablo...
Pero esa carta era distinta a todas,
Escrita en un papel de estrasa mugriento y arrugado,
Las palabras, eran una hilera torpe de garabatos, que habian estampao la gracia y la inocencia, de aquella criaturita de siete años, ajeno por completo a la disgracia que la miseria echo sobre su rancho...
El ceño el Comisario se fruncia al tiempo que la iba decifrando...
Y al acabar de leer casi temblaba la sucia hoja e papel entre sus manos..
- Agente..
- Mande mi Comisario
- Vaya y devuelva a la mujer de Nievas esas botas que ha traido, digale.. digale que jue un error que nos disculpe..
Despues me le pregunta al bolichero de parte el Comisario, cuanto valen la botas, se las paga y que se olvide el caso..
Espere no se vaya
A Orencio Nievas ya mesmo me lo largan, y que no deje de llegarse mañana mesmo...
Puede que le haya hallao algun trabajo..
Se retiro el milico tras la orden, y Don Segundo se acomodo en la silla, pa ripasar esa hoja, que aun temblaba como un pajarito hondeao entre sus manos...

- Siñores reyes magos:
Yo les pido que se acuerden este año de trairme las botitas..
Yo soy bueno, y asigun me han contado, si uno se porta bien todito el año, ustedes siempre dejan un regalito.
Tomando de la hoja, sintio como una brasa dentro el pecho, y echo ajuera la rabia murmurando..
Mientras la miseria haga ladrones de esa laya ..
Yo nunca servire pa comisario...

Cosas que pasan-Jose Larralde


link: http://www.youtube.com/watch?v=GSZpMblGVPU

Nadie salió a despedirme
cuando me fui de la estancia
solamente el ovejero, un perro nomás,
Cosas que pasan.
El asunto, una zoncera,
un simple cambio de palabras,
y el olvido de un mocoso,
del que puedo ser su tata.
Y yo que no aguanto pulgas,
a pesar de mi ignorancia,
ya no mas pedí las cuentas,
sin importarme de nada.

No hubiera pasado esto,
si el padre no se marchara,
pero los patrones mueren,
y después los hijos mandan.
Y hasta parece mentira,
pero es cosa señalada,
que de una sangre pareja,
salga la cría cambiada.

Los treinta años al servicio,
pal’ mozo no fueron nada,
se olvido mil cosas buenas,
por una que salió mala.
Yo me había aquerenciao,
nunca conocí otra casa,
que apegado a las costumbres,
me hallaba en aquella estancia.

Sí hasta parece mentira,
mocoso sin sombra e’ barba
que de guricito andaba,
prendido de mis bombachas.
Por él, le quité a unos teros
dos pichoncitos, malaya!
Y otra vez, nunca había bajao un nido,
y por él gatié las ramas.

Cuando ya se hizo muchacho,
yo le amansé el malacara,
y se lo entregué de riendas,
pa’ que él solo lo enfrenara.
Tenía un lazo trenzao,
que gané en una domada,
pal’ santo se lo osequié,
ya que siempre lo admiraba.

Y la única vez que El patrón,
me pegó una levantada,
fue por cargarme las culpas,
que a él le hubieran sido caras.
Zonceras, cosas del campo,
la tranquera mal cerrada,
y el terneraje e’ plantel,
que se sale de las casas.
Y eso, pal’ finao patrón,
Era cosa delicada.

Y bueno, pa’ que acordarme
de una época pasada,
me dije pa’ mis adentros,
todo eso no vale nada.

Sin mirarnos, arreglamos,
metí en el cinto la plata,
le estiré pa’ despedirme mi mano,
Pa’ que apretara,
y me la dejó tendida,
cosa que yo no esperaba.
Porque ese mozo no sabe,
si un día ha de hacerle falta...

Tranqueando me fui hasta el catre,
alcé un atado que dejara,
y me rumbié pal’ palenque,
echándome atrás el ala.
Ensillé, gané el camino,
pegué la ultima mirada
al monte, al galpón, los bretes,
el molino, las aguadas,

De arriba abrí la tranquera,
eche el pañuelo a la espalda,
por costumbre, prendí un negro,
talonié mi moro Pampa,
y ya me largué al galope,
chiflando como si nada.

Nadie salió a despedirme
Cuando me fui de la estancia,
Solamente el ovejero, un perro nomás,
Cosas que pasan...

Bueno ,eso es todo amigos jaja espero que les alla gustado...Comenten

2 comentarios - Recitados Folclóricos

GabitinkeR33 +2
Muy bueno alfin un poco de musica Argentina en taringa
nicolaskkk +1
Concuerdo con este usuario! Mañana te dejo puntos.. Buen post