Entró a robar, a dos chicas las amenazó y violó a la madre

El ladrón le exigió plata que ella no tenía y amenazó con abusar de sus hijas, de 4 y 6 años. “A ellas no les hagas nada, por favor”, le suplicó la mujer con desesperación. El asaltante le hizo caso: juntó algunos objetos de valor de la casa, cerró la puerta de la habitación donde dormían las nenas y, antes de escapar, la violó .

Caco entró a robar y violo a una madre

Aunque estaba a cara descubierta, en ningún momento permitió que la víctima lo viera; la mantuvo todo el tiempo con una frazada sobre la cabeza. Varias veces le dijo que si no le entregaba plata se la iba a agarrar con una de sus hijas.

Cuando ocurrió el ataque, en la madrugada del miércoles, la mujer –de 26 años– estaba en la cocina de su casa del barrio Las Lilas. El asaltante había conseguido entrar forzando un ventiluz del baño, apenas un rato después de que su esposo hubiera salido hacia su trabajo , en el puerto.

“Unas horas antes, cuando regresaba a su casa después de hacer los mandados por el barrio, tres pibes que estaban en la esquina le dijeron cosas. Pero ella no les dio importancia y siguió caminando”, relató un familiar de la mujer. “Yo creo que el violador es de la zona , alguien que sabía que ella iba a estar sola y que sabía que podía tener plata: le pedía la que gana el marido en el puerto”, agregó.

El ladrón se armó con un cuchillo de la cocina, le cubrió el rostro a la mujer con una frazada y la ató de pies y manos con cables que encontró en la casa . Buscó y no encontró dinero, ya que la víctima no tenía. Por eso la amenazó con violar a sus hijas.

Igual, el delincuente encontró un reproductor de DVD, una cámara filmadora y un par de teléfonos celulares, además de unos pocos pesos que la mujer llevaba encima. Ese fue todo el botín.

Tras reunir todo esto, el ladrón cerró con llave el cuarto donde dormían las nenas y violó a la mujer. Antes de irse le aflojó las ataduras para que pudiera liberarse sola.

Al igual que los familiares de la víctima, los investigadores creen que el violador es alguien que vive en el mismo barrio, ya que conocía los movimientos de la casa . Por ahora, está prófugo.

Hace menos de un año que la víctima y su marido se instalaron en la zona del ataque, cerca de la casa de un familiar. Antes habían ido a probar suerte a Tucumán, adonde el muchacho había conseguido un empleo, pero enseguida debieron regresar a Mar del Plata .

El barrio Las Lilas, donde viven, está ubicado a unos siete kilómetros del centro de Mar del Plata, es de clase media y muchas calles todavía no han sido asfaltadas. Algunas cuadras son peligrosas para circular en la noche.

http://www.clarin.com/policiales/inseguridad/Entro-chicas-amenazo-violo-madre_0_463153798.html