niño sicario que degollaba a sus victimas....

El Ejército mexicano capturó la noche de este jueves en el estado de Morelos a un sicario del Cártel Pacífico Sur (CPS) de 14 años, que confesó haber asesinado y degollado a varias personas después de ser reclutado a los 11 años.

Se trata de Edgar Jiménez Lugo, alias 'El Ponchis', que estaba bajo las órdenes de Julio Radilla, jefe del CPS, actualmente prófugo de la justicia.

El 'niño sicario', como lo identificó la Vigésimo Cuarta Zona Militar, fue detenido en el aeropuerto Mariano Matamoros de Cuernavaca, unos 90 kilómetros al sur de Ciudad de México.

Las hermanas de Edgar Jiménez. | Efe
La detención ocurrió cuando pretendía tomar un vuelo rumbo a Tijuana, en el norte del país, para trasladarse después a la ciudad estadounidense de San Diego.

Junto con 'El Ponchis' fueron detenidas sus dos hermanas, de 17 y 23 años, conocidas como 'Las Chavelas', que, de acuerdo con las investigaciones, eran las que conducían vehículos con cuerpos desmembrados para arrojarlos a la autopista México-Acapulco.

Niños


Esta mañana, 'El Ponchis' y sus hermanas Elizabeth y Oliva fueron remitidos a la delegación de la Procuraduría General de la República. Ahí el joven sicario confesó haber matado a cuatro personas.

"He matado a cuatro personas, los degollaba. Sentía feo al hacerlo, me obligaban. Que si no lo hacía me iban a matar. Yo nada más los degüello, pero nunca fui a colgar a los puentes, nunca", dijo Jiménez, en declaraciones a la prensa.

'El Ponchis', nacido en San Diego, dijo que entró al CPS después de haber sufrido un 'levantón' (secuestro sin fines de rescate) cuando tenía 11 años. "Me dijeron que me iban a matar", afirmó.

Vivía en la comunidad de Tejalpa, en el municipio de Jiutepec, principal centro de operación del CPS, y era el encargado de decapitar y degollar a las víctimas.

Jiménez logró evadir la Justicia en dos ocasiones. La primera fue la madrugada del 29 de octubre cuando los militares catearon una casa de seguridad en Tejalpa y detuvieron a seis de sus compañeros y posteriormente el 11 de noviembre cuando el Ejército capturó a la pareja sentimental de su jefe en Cuernavaca.