link: http://www.youtube.com/watch?v=gMZfp272tbg&feature=player_embedded

Huyó hasta el mar para no ser sacrificada y hoy es el símbolo de la lucha por los derechos de los animales.El 18 de mayo, una vaca decidió emprender la que sería la gran y última aventura de su vida, huyendo de su trágico e inevitable final en un matadero. Su fuga la llevó a trasladarse desde la zona de Castiglione di Sicilia hasta Santa Teresa di Riva, un pueblo de mar ubicado en la provincia de Mesina, Italia. Justamente por el nombre de la localidad, quienes se conmovieron con su historia la apodaron “Teresa”.

Si bien la res de pelaje blanco pertenece a una raza de bovinos que se cría para consumo humano, su destino no habría sido ése, ya que debido a la brucelosis, el pobre animal iba a ser sacrificado sin ninguna compasión.

En su huida, recorrió un camino muy extenso hasta llegar al mar, donde no dudó ni un instante en zambullirse y en nadar tan rápido como sus fuerzas se lo permitieron en dirección a las costas de Calabria. Sin embargo, fue atrapada por la guardia costera, que luego la devolvió a sus dueños.

Los italianos, al conocer la historia de “Teresa” y su lucha por ser libre, decidieron, junto al periódico local TempoStretto y las redes sociales, difundir la noticia. Incluso, en Facebook se formó un grupo, Salviamo la coraggiosa mucca Teresa (“Salvemos a la valiente vaca Teresa”), que ya suma miles de seguidores. Además, muchas personas se mostraron muy interesados por ella y se ofrecieron a adoptarla.

Sin embargo, la iniciativa fundamental para evitar su muerte es conseguir la sensibilización de las autoridades locales, a quienes se les puede enviar desde cualquier parte del mundo correos electrónicos a la dirección de mail indicada en la red social virtual. Así, la hazaña de Teresa no habrá sido en vano.



Recomenda a tus seguidores Por Teresa
Comenta Por teresa