Asteroide del tamaño de un autobús pasará cerca de la Tierra este viernes.

Tiene 11 metros de diámetro. Pasará a unos 60.000 kilómetros de nuestro planeta, menos de una quinta parte de la distancia con la luna. Es una de las aproximaciones más cercanas registradas, pero no hay peligro.

Asteroide del gigante pasará cerca de la Tierra.
"Asteroide Vesta"

Al igual que sucede en mucha películas de ciencia ficción un asteroide pasará cerca de la Tierra este viernes esquivándola por muy poco. Por suerte, en la realidad no habrá ni pánico ni psicosis colectiva, ya que no hay riesgo de que la roca choque contra nuestro planeta.

El momento más cercano será a las 16:00 horas GMT. Se estima que el asteroide tiene alrededor de 11 metros de diámetro y fue detectado por primera vez el pasado miércoles.

En el momento que más cerca estará de nuestro planeta, la roca espacial -llamada 2012 BX34- la distancia será 60.000 kilómetros aproximadamente. Esto menos de una quinta parte de la distancia con la luna.

Sin riesgo

Los astrónomos destacan que no hay razón para preocuparse.

'Es uno de las aproximaciones más cercanas registradas', explica Gareth Williams, director asociado del Minor Planet Center en los Estados Unidos.

'Se coloca así entre las 20 aproximaciones más cercanas, pero suficientemente lejos... como para que no haya absolutamente ninguna posibilidad de que nos golpee', explicó a la BBC.

El trayecto del asteroide convierte a la roca en la más cercana en pasar cerca de la Tierra desde que el objeto 2011 MD hiciera lo propio en 2011.

Estimaciones anteriores situaban al asteroide a una distancia más cercana, de unos 20.000 kilómetros, muy similar a la que se encuentran los satélites geoestacionarios, pero las observaciones realizadas durante la noche revelaron que afortunadamente pasaría más lejos.

El tamaño del asteroide es similar al de los tradicionales autobuses de dos pisos que circulan por las calles de Londres. 'Si bien el tamaño de un autobús puede parecer grande, realmente son pequeños, ya que en caso de entrar en la atmósfera se destruiría y la mayor parte del material se quemaría', sostuvo Williams. El científico quiso dejar en claro, que ni siquiera esa posibilidad existe en este caso.

A pesar de que el asteroide no se podrá observar a simple vista, Williams sostuvo que los astrónomos aficionados podrían avistarlo.

'Hemos tenido tres observaciones en las últimas horas hechas por aficionados en el Reino Unido', comentó. Por eso, aquellos que dispongan de un telescopio, pueden tranquilamente montarlo en su patio trasero. Quizás logren ver a esta roca espacial.

BBC Mundo.com - Todos los derechos reservados. Se prohíbe todo tipo de reproducción sin la debida autorización por escrito de parte de la BBC.

BBC Mundo, BBC Mundo, Actualización: viernes, 27 de enero de 2012 5:42