Ola de frío persistente ha causado 460 muertos en Europa

El país más afectado es Ucrania, en donde por lo menos 136 personas fallecieron por las bajas temperaturas desde el 27 de enero.

Ola de frío persistente ha causado 460 muertos

El balance de la ola de frío en Europa, que persistirá al menos hasta la semana próxima, aumentó este martes, especialmente en el este del continente, hasta superar los 460 muertos.

En Ucrania, donde por lo menos 136 personas murieron de frío desde el 27 de enero, las temperaturas bajarán hasta -30°C el fin de semana, según los servicios meteorológicos.

En los países del Este, el frío mata sobre todo a personas sin vivienda o en estado de ebriedad.

El número de muertos en Polonia aumentó a 68, con seis fallecidos en las últimas 24 horas, anunció la policía, y ha habido 23 fallecimientos en Lituania, 10 en Letonia y uno en Estonia.

En la República Checa, un hombre de 44 años murió de frío en una cabaña en los suburbios de Praga, lo que lleva a 24 el número de muertos, según la agencia de prensa CTK.

Se han registrado tres muertos en Eslovaquia y uno en Moldavia. En Rumania, el balance oficial era el martes de 38 muertos. En Bulgaria, se han registrado 16 muertos desde fines de enero, y otros ocho por las inundaciones del lunes.

En Hungría, una mujer murió el martes a causa de una fuga de monóxido de carbono en Bordany (sur), lo que eleva el balance de la ola de frío en el país a 13 muertos.

En Bosnia, una anciana murió el martes cerca de Mostar (sur), lo que aumenta a 19 las víctimas mortales en los balcanes, de las cuales 10 en Serbia, cuatro en Bosnia, tres en Croacia, una en Montenegro y una en Macedonia.

En Alemania, el frío mató a un anciano en Baja Sajonia (norte). Un hombre de 68 años fue hallado muerto el lunes en una habitación sin calefacción. El balance total se eleva al menos a cuatro muertos, según la prensa.

La nieve seguía cayendo en Austria, donde el balance era de 4 muertos, mientras en Francia, que suma ya seis muertes, el este del país seguía en alerta meteorológica.

En Holanda, las temperaturas cayeron a -18,9 grados en el norte del país. Un hombre de 55 años murió el sábado en Rijpwetering (oeste), según la policía local.

En Italia el balance aumentó a 40 muertos, tras registrarse 10 nuevas víctimas el martes. La nieve llegó al sur, incluyendo Sicilia, y se dejaron ver lobos hambrientos en pueblos aislados de los Abruzzos.

En Grecia, una británica residente en la isla de Symi, en el mar Egeo, se ahogó. Un octogenario murió el domingo por inundaciones en el Peloponeso (oeste) y dos clandestinos murieron la semana pasada tratando de cruzar la frontera desde Turquía.

La ola de frío, que con nieve, lluvias torrenciales y granizo se extendió al otro lado del Mediterráneo, hacia el norte de África, ya ha causado 25 muertos desde el viernes en Argelia, muchos por intoxicación provocada por gas o en accidentes de carretera.