Guerra A Un Paso: Iran despues LatinoAmerica

Publicado: 10 feb 2012 | 04:54 MSK

EE. UU. está incrementando su potencial militar en el Golfo Pérsico con misiles de crucero subsónicos ‘Tomahawk’, capaces de abatir cualquier objetivo en casi todo el territorio iraní.

Se espera que a principios de abril el número de misiles de este tipo aumente de unos 320 -que dispone actualmente el Pentágono en este punto estratégico próximo a la República Islámica- hasta alcanzar los 430.


Estos datos han sido obtenidos con base al detallado análisis de características táctico-técnicas de las fuerzas navales de EE. UU., concentradas en la región, donde ya se encuentran dos portaaviones estadounidenses, el ‘Abraham Lincoln’ y el ‘Carl Vinson’.

[b]En total, en el Estrecho de Ormuz, además de estos portaaviones, EE. UU. dispone de dos cruceros con 26 misiles a bordo cada uno; cuatro destructores, con capacidad de portar de 8 a 56 misiles y dos submarinos nucleares del tipo ‘Annapolis’ que portan 12 misiles de crucero cada uno.
[/b]
Al mismo tiempo, se prevé que para las mismas fechas llegue a la zona el portaaviones ‘Enterprise’. Con su llegada, el grupo de combate estadounidense contará con un potencial armamentístico de misiles de crucero de medio y largo alcance 'Tomahawk' -capaces de volar a baja altura de modo que puede ser lanzado desde un submarino sumergido- de al menos 430.

Mientras tanto, para defender sus intereses, Teherán admite que atacará cualquier punto usado por las tropas enemigas. Además, el país persa había amenazado también con cerrar el estrecho de Ormuz si se aplica un embargo contra el petróleo iraní.
Articulo completo en: http://actualidad.rt.com/actualidad/internacional/issue_35987.html


guerra

El Gobierno de Israel baraja "todas las opciones" en caso de que las sanciones impuestas sobre Irán no lleven a Teherán a detener su programa nuclear. Así lo declaró el ministro israelí de Asuntos Exteriores, Avigdor Lieberman, ante varios miembros del Consejo de Seguridad de la ONU.

El ministro hizo hincapié en que la República Islámica sigue siendo "la mayor amenaza a la paz y la seguridad en el mundo", e instó al Consejo de Seguridad a que actúe ante las declaraciones de las autoridades persas, que hace unos días se mostraron a favor "de borrar a Israel del mapa".

Irán no se toma en serio las amenazas

Mientras tanto, el representante permanente de Irán ante la ONU, Mohamed Khazaee, declaró que duda de que el país hebreo se atreva a atacar su territorio. El diplomático advirtió que “Irán es tan fuerte” que “las consecuencias del dicho ataque serían catastróficas tanto para Israel, así como para cualquier país que le ayude en ello”.

¿Guerra psicológica?

Sin embargo, el politólogo y periodista Alberto Cruz opina que la guerra contra Irán no estallará, ya que "el mundo unipolar no existirá más".

“La postura rusa en Siria está poniendo claramente de manifiesto que estamos asistiendo al fin del mundo unipolar, que no va a haber otra Libia. Además, está el caso de China que tiene intereses claros y directos en Irán, ya que su comercio con este país es superior a los 40.000 millones de dólares. Atacar Irán significa atacar, aunque sea indirectamente, los intereses chinos que evidentemente no lo va a consentir”, sostiene el experto.

evo morales

Según él, “todo esto forma parte de una guerra psicológica por parte de Occidente no solo contra Irán, sino también indirectamente contra Rusia en el caso sirio, y contra China en el caso iraní”.

Articulo completo en: http://actualidad.rt.com/actualidad/internacional/issue_35995.html



-----------------------------------------------------------------

EEUU


A esta altura del nuevo milenio ya resulta muy claro que muchas de las instituciones internacionales que surgieron en el siglo XX, tras la segunda guerra mundial y la guerra fría que la siguió, están ahora inmersas en una crisis que se presenta como irreversible. Las NU (aquí y aquí) y especialmente su Consejo de Seguridad se muestran actualmente incapaces para evitar que los EEUU y sus aliados europeos, bajo la cobertura militar de la OTAN (aquí) una alianza de los países más ricos del hemisferio norte, originalmente defensiva y limitada en su accionar geográfico, que largamente se ha excedido en su misión original como lo prueban el ataque a Libia y la impúdica caza del hombre realizada contra Muammar al Gadafi y las actuales amenazas a Siria e Irán.

Al parecer, los EEUU y sus aliados de la OTAN se sientan libres de autoinvestirse en una suerte de violentos gendarmes mundiales que bajo el pretexto de la defensa de la paz, la democracia y los derechos humanos, se dedican a voltear gobiernos, masacrar pueblos y apropiarse de sus recursos naturales sin que nada parezca poder detenerlos.

Sin embargo, ese viejo orden que se resiste a cambiar comenzó a desmoronarse junto con el Muro de Berlín. Al nuevo orden mundial multipolar con nuevos protagonistas, tanto países como regiones enteras, que ahora mismo está surgiendo -si bien lo hace con dificultades y debiendo enfrentar serios conflictos- le corresponden nuevas instituciones que cumplan las nuevas y exigentes funciones que estos cambios les demandan.

Lo que se describe anteriormente de manera muy apretada sucede con la OEA (aquí y aquí), una institución signada por el liderazgo casi dictatorial de los EEUU y sometida a sus intereses económicos y geopolíticos. Juan José Arévalo Bermejo (aquí) el gran maestro y gobernante guatemalteco (1945-1951) la definió acertadamente como la relación que se establece entre el tiburón y las sardinas.
Arévalo fue el antecesor en el cargo presidencial de Jacobo Arbenz Guzmán (aquí) quien fuera derrocado por un golpe de estado propiciado por la CIA (aquí y aquí) en lo que fuera la primera intervención de los EEUU de este tipo. La primera en una larga serie de atropellos propiciados por los EEUU a la institucionalidad de nuestras naciones de latinoamérica que bien conocemos por haberlas sufrido en carne propia (Por ejemplo, el Plan Cóndor). Ernesto Guevara -antes de convertirse en el Che- fue un observador privilegiado de los acontecimientos de Guatemala los que lo marcaron muy profundamente y de ello ha dejado abundante testimonio.

Mar del Plata: NO al ALCA (HD)

latinos



Una de las respuestas a los nuevos desafíos de los actuales gobiernos independientes surgidos en Sudamérica ha sido la reciente creación de la CELAC (aquí) que incluye a Cuba y a las naciones del Caribe y Sudamérica pero excluye a los EEUU y a Canadá. En bastadeodio celebré su creación con un post.
También han cobrado nuevo vigor instituciones previamente existentes como el Mercosur (aquí), en tanto se ha desdibujado la propuesta similar de los EEUU, el ALCA (aquí) con la cual éste pretendía imponer sus intereses en el orden de los intercambios comerciales.
El ALCA tuvo su certificado de defunción en la recordada Cumbre de Presidentes Iberoamericanos que tuvo lugar en Mar del PLata en el 2005 durante la cual Néstor Kirchner e Ignacio Lula da Silva se plantaron y le dijeron, a un soberbio pero aturdido George Bush (h), un rotundo NO al ALCA.

cristina


Pero además se ha creado una nueva alianza de países de la región, la UNASUR (aquí y aquí), frente al evidente fracaso de instituciones preexistentes como el TIAR (aquí) y la propia OEA para garantizar la defensa de la soberanía de cualquier país de la región amenazado por una potencia extracontinental. El caso más palpable de su absoluta ineficacia fue en 1982 durante el conflicto de las Islas Malvinas.
Los objetivos de la UNASUR exceden a los del TIAR ya que su misión es mantener la paz entre las Naciones de la Región contribuyendo a resolver los conflictos que pudiesen existir, como ocurrió con la disputa entre Colombia y el Ecuador en la que jugó un importante papel Néstor Kirchner como presidente temporal de la UNASUR y, lo que es muy importante, tiene el rol de procurar la defensa de la democracia, como ha ocurrido recientemente en el intento de golpe de estado en el Ecuador.
Además los países de la región del Caribe han creado con el especial patrocinio del presidente Hugo Chávez de Venezuela y su Revolución -pacífica- Bolivariana, el ALBA (aquí) una alianza de países de Centro y Sudamérica y el Caribe que incluye un tratado de libre comercio y que se ha convertido en un elemento de unidad y de crecimiento económico para varios de esos países.

Pero quizás lo peor de la OEA no ha sido la inacción en los casos de golpes cívico-militares contra gobiernos constitucionalmente legítimos, sino precisamente su participación abierta o solapada en varias situaciones de agresión de este tipo. La de más vieja data, porque ocurrió a poco de su creación, es el bloqueo total establecido por el gobierno de los EEUU sobre la isla de Cuba (aquí). Bloqueo en el cual llegaron inicialmente a participar varias naciones sudamericanas. La OEA impuso sanciones multilaterales a Cuba el 26 de julio de 1964, que fueron levantadas el 29 de julio de 1975, pero los EEUU las mantienen unilateralmente hasta el día de hoy en lo que constituye un agravio al pueblo cubano de una magnitud inconmensurable (aquí). El viernes 3 de febrero pasado se han cumplido cincuenta años del inicio del bloqueo (aquí).

Si bien hoy la OEA y hasta las NU se han manifestado con casi total unanimidad en contra de la continuidad del bloqueo a Cuba, considerando a éste un anacronismo, los EEUU simplemente se han negado a aceptar esta decisión de la comunidad internacional y el bloqueo no solo continúa de manera unilateral sino que con la administración Obama éste incluso se ha reforzado.

Está claro que cuando la OEA y/o las naciones que la integran se someten a las instrucciones de los EEUU está todo bien, en cambio si expresan una opinión diferente de la de su supuesto amo, simplemente éste la ignora y actúa en contra de ella siguiendo sus propios intereses. Los EEUU parecen creen estar por encima del resto de la comunidad internacional, nos ha tratado a las naciones latinoamericanas reiteradas veces como a sus súbditos y ha ejercido una suerte de poder de veto universal sobre todas las instancias de diálogo y negociación diplomática internacional.

Argentina


Pero el de Cuba aunque sea el más antiguo no es el único caso, la lista de ser completa sería tan larga que agotaría hasta al lector más paciente. Unos pocos ejemplos que todos recordamos: En 1945 contra Getulio Vargas, en Brasil (aquí), y en 1955 contra Juan Domingo Perón en la Argentina; en junio de 1954 al ya mencionado Jacobo Árbenz lo derrocaron por haber hecho una reforma agraria que afectaba a la United Fruit Company una de los mayores terratenientes de Guatemala; el 11 de setiembre de 1973 contra Salvador Allende (aquí) interrumpiendo la primera experiencia latinoamericana de una vía democrática al socialismo. El Premio Nóbel de la Paz y Secretario de Estado en ese entonces Henry Kissinger organizó con la CIA, primero la desestabilización y luego un sangriento golpe de estado encabezado por el genocida Pinochet; a República Dominicana la invadieron 42 mil marines de los EEUU en abril de 1965 -con la participación de la OEA como cobertura diplomática- cuando militares constitucionalistas quisieron reponer en la presidencia al legítimo y anteriormente derrocado presidente, Juan Bosch (aquí).
El último caso muy grave lo constituyó en 2009 el golpe de estado que destituyó al presidente Gabriel Zelaya de Honduras, golpe que mereció el rechazo unánime de los países de la región sudamericana. Sin embargo la relativa ineficacia de la OEA y la complacencia del Departamento de Estado conducido por Hillary Clinton terminaron por consolidar el golpe y darle una salida pseudo institucional con la realización de elecciones vigiladas y condicionadas y con Zelaya impedido de presentarse como candidato. El atrevimiento de Zelaya, que le costó el cargo, fue haberse alejado de los dictados de Washington y solicitar la incorporación de su país al ALBA (aquí).

El hartazgo de los gobiernos populares de Sudamérica frente a esta inoperancia de las instituciones interamericanas tradicionales se puso de manifiesto de una manera muy explícita en la última reunión del ALBA realizada en Caracas este fin de semana pasado cuando el presidente del Ecuador Rafael Correa les planteó a los miembros no asistir a la VI Cumbre de las Américas a realizarse el 14 y 15 de abril próximos en Cartagena, Colombia, en caso de que Cuba no sea invitada a la cita. Invitación a la que, por supuesto, los EEUU se opone. Le toca al Presidente de Colombia, Santos, el decidir, en una cuestión ciertamente muy difícil.

noticias


En esta misma reunión los países del ALBA decidieron unirse a la medida ya tomada por los países del Mercosur (aquí) de impedir que buques portando la bandera ilegal y provocadora de las islas Malvinas puedan atracar en sus puertos.

El Canciller Héctor Timerman, invitado por el Presidente venezolano Hugo Chávez para exponer el reclamo argentino sobre las Malvinas, agradeció a los jefes de Estado y cancilleres de la ALBA y de países invitados del Caribe, el apoyo a la Argentina en su reclamo por la soberanía de las Islas Malvinas. Frente a ellos el Canciller afirmó que "la Argentina no está sola, la que está sola es Gran Bretaña".


correa

Libia



"Es momento de que América Latina decida sanciones contra ese desubicado poder que pretende ser imperial y colonialista en el siglo XXI, creo que debemos ir a cosas más contundentes", afirmó por su parte el Presidente Correa, al recordar las más de cuarenta resoluciones de las NU instando al diálogo entre ambas partes, rechazadas sistemáticamente por el Reino Unido.

Rafael Correa se preguntó el porqué de esta evidente asimetría: "si algún país de América Latina desobedeciera una resolución de las NU ¿cuántas sanciones ya no hubiera recibido?". Baste para obtener una respuesta a la legítima pregunta de Correa recordar los actuales casos de Siria e Irán.

El Águila no puede contener su naturaleza depredadora




En los EEUU, como todos sabemos, hay fuerzas poderosas y sumamente peligrosas que miran con "preocupación" estos movimientos independentistas como posibles peligros para su "seguridad nacional".
Recientemente se levantaron en la Cámara de Representantes voces republicanas preocupadas por la posible cercanía entre los gobiernos de Chavez y Correa con Cuba e Iran como "plataforma" para atacar a los EEUU.
La presidenta del Comité de Asuntos Exteriores de la Cámara de Representantes, Ileana Ros-Lehtinen, afirmó que las "alianzas" de Irán con Venezuela, Nicaragua, Cuba y Ecuador "pueden ser una amenaza inmediata" porque dan al régimen de Teherán una "plataforma para llevar a cabo ataques contra los EEUU", sus intereses y sus aliados (aquí).


Guerra A Un Paso: Iran despues LatinoAmerica

guerra


La prensa opositora en nuestro país y en muchos de los países de la región, que continúan representando fielmente los intereses económicos, ideológicos y políticos del neoliberalismo, se refieren despectivamente a lo que denominan la "proliferación" de instituciones carentes de una mínima estructura como, dicen, es el caso de la CELAC, la UNASUR y otras de las que afirman que tienen un mero carácter "declaracionista".
Puede parecer a un observador desinformado, por esos mismos medios, que estamos asistiendo a una multiplicación de instituciones y creer que eso puede dar razón a ese tipo de críticas. Todo lo contrario. En primer lugar, ni la antigüedad ni la existencia de pesadas estructuras burocráticas, según hemos visto, es una garantía de eficacia, como bien lo prueban la OEA y el BID, por ejemplo.

evo morales


En segundo lugar estas nuevas instituciones nacen, por así decirlo, desde abajo, por una decisión política soberana de las naciones de Sudamérica que necesitan de foros ligeros pero eficaces donde puedan resolver de manera horizontal y sin tutelas de ningún tipo las políticas y proyectos comunes que más contribuyan al desarrollo en paz de sus pueblos. En su corta vida la UNASUR a hecho más por la paz efectiva que la OEA en toda su existencia. Estas instituciones son realidades actuales pero por sobre todo son promesas que miran hacia el futuro, un futuro mucho mejor que el pasado pleno de proyectos realizables. Crecimiento económico con inclusión social y respeto por el medio ambiente y las diferencias culturales. De eso se trata. De diálogo fraterno, de conocimiento y comprensión, de la tan ansiada Unidad Latinoamericana soñada por los Libertadores de la América toda.


Es evidente entonces que algunas cosas con el esfuerzo conjunto están cambiando, que los pueblos y los gobiernos democráticos de América Latina ya no se dejan tratar como si fueran vasallos del imperio, de un imperio en crisis y en decadencia moral que solo se sostiene por la magnitud de la amenaza de su poder económico y militar. Las razones de la Igualdad, la Justicia y del Respeto entre las Naciones deben prevalecer por sobre la razón brutal de la fuerza en las relaciones entre los pueblos del mundo.