Nuevos cargos contra directivos de Megaupload

Las autoridades estadounidenses emitieron nuevos cargos contra Megaupload, cuyo principal directivo, Kim Schmitz, detenido en Nueva Zelanda, espera una audiencia y posible extradición el próximo 22 de febrero.

El tribunal neozelandés de Auckland, la mayor ciudad neozelandesa, deberá decidir ese día el envío de Schmitz o Doctom, como solía apellidarse, a Estados Unidos, donde se presentaron más detalles sobre piratería en la red.

Desde su fundación en el 2005, Megaupload infringió repetidamente las leyes de derecho de autor y llegó a poseer cinco millones 860 mil usuarios y no 180 millones como alegaron los empresarios acusados.

Las oficinas y propiedades de la entidad fueron intervenidas en amplias operaciones policiales en Hong Kong y Nueva Zelanda, tras el cierre de Megaupload decretado por el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

Hasta la fecha, permanecen en prisión preventiva cuatro de los siete acusados, luego de la libertad bajo fianza de tres de ellos, todos bajo cargos además, de estafa y lavado de dinero, entre otros.