La niña entra de sorpresa al cuarto de sus papás, mientras ellos están teniendo sexo. En lugar de enojarse o espantarse, deciden entrevistarla y hacer que describa los mejores detalles.