Salvó a un toro de las corridas y lo convirtió en su mascota


“Cuando les pregunté si era difícil educar a un toro me contestaron: ´Si lo cuidas bien, verás que es incluso más fiel que un perro´”. Estas palabras de Christophe Thomas explican cómo resultó la osada idea de animarse a adoptar un toro para salvarlo de las corridas.

Este joven es un granjero francés que se conmovió con la mirada de Fadjen y, desde los primeros momentos juntos, forjaron una amistad de no creer. “Lo compré a la ganadería Domecq, estaba destinado a ser toreado en Barcelona”, explicó durante una de las varias entrevistas que le realizaron por su inusual mascota.



link: http://www.youtube.com/watch?v=jw7GQdgzx2U&feature=g-ent&context=G2ea7ca9CEAAAAAAAGAA



A partir de esta entrañable relación, un activista contra las corridas de toros, Pablo Knudsen, adoptó la imagen de Fadjen como “un poderoso símbolo de la no violencia”, según explicó en su página web. “Invierte el prejuicio hacia estos animales, totalmente”, señaló.

Este animal, quien el 5 de febrero cumplirá dos años, es “tranquilo”, “sociable” y se mueve con “confianza en un entorno adecuado a sus necesidades”.

En el segundo video, Thomas relata minuciosamente cómo fue el proceso de adaptación y el porqué de esta decisión. Ambos materiales audiovisuales fueron realizados y editados por Knudsen. Están embebidos desde su web original.

El equipo de “Pocas Pulgas” te mencionó varias veces que para el amor y la amistad no existen razas ni especies. Hoy te redoblamos la apuesta: ¡tampoco existen tamaños!

Fadjen - Pablo Knudsen - 2011 [SUBTÍTULOS ESPAÑOLES]


link: http://www.youtube.com/watch?v=Bx0zye0pwMM&feature=player_embedded


Fadjen es un toro español llamado "de lidia", cuyo destino era morir en una corrida Fadjen después de varias decenas de minutos de agonía, bajo los aplausos del público.
Fue cruzándose con el camino de Christophe Thomas como Fadjen pudo seguir un destino totalmente diferente: el de un toro pacífico y sociable, que se mueve con toda tranquilidad en un entorno adaptado a sus necesidades. Convertido hoy día en un potente símbolo de no-violencia, Fadjen, "toro de lidia", ha derribado con fuerza los prejuicios vehiculados principalmente por el mundo de la tauromaquia