La niña que acusó a un Wachiturro sufre de "pánico y

La madre de la niña de 13 años que acusó a un integrante del grupo "Wachiturros" de haberla sometido a un abuso sexual dijo que el músico le arruinó la vida a su hija, quien ahora sufre de "pánico y fobia", mientras permanece encerrada en su habitación.

Nélida Mansilla sostuvo que lo ocurrido "arruinó" a toda su familia y no sabe si va a poder sobreponerse por lo ocurrido en la turística ciudad santiagueña de Termas de Río Hondo.

En tanto, DJ Memo, el joven músico acusado permanecía detenido como presunto responsable de "abuso sexual en grando de tentativa". "Estoy destruida, me siento abatida, desbordada. Mi hija está encerrada en su habitación y no quiere ver ni hablar con nadie; está en una profunda crisis depresiva con fobia y pánico, este tipo le c... la vida a mi hija", afirmó Mansilla, quien se desempeña en la Policía local y tiene otras tres hijas.

Al describir, en declaraciones al diario El Liberal, la forma en la que ocurrieron los hecho, dijo que su hija "es una niña que sólo quería, como toda chica de su edad, una foto y un autógrafo de sus músicos favoritos".

"La niña dijo que se encontraba en la vereda del hotel junto a su amiga; había muchos chicos esperando la salida de los artistas, cuando se acercó a Dj Memo para sacarse una foto.Él la invitó al interior de combi, engañándola que le iba a regalar remeras y discos compactos. Junto a ella estaba una amiguita", añadió Mansilla.

"De repente este artista, si se le puede llamar así, la besó y la manoseó por sus partes íntimas y los pechos. Mi hija le preguntó qué le pasaba y él le dijo ‘vos no te retirás hasta que seas mía . Estaba con los pantalones bajos; la tomó de la cabeza obligándola a practicarle sexo oral, con su miembro le tocó la cara. Ella luchó, aunque él logró empujarla hacia los asientos del fondo", continuó en el relato.

Según contó la mujer, su hija le dijo que al presunto abusador "pudo arañarlo en algún lugar de su cuerpo hasta que pudo escaparse de la combi con su amiguita, que se encontraba en los asientos de adelante".
El hecho, ocurrido alrededor de las 21:00 de domingo, derivó en la detención del encargado de musicalizar al popular grupo bailantero.

"Tengo cuatro hijas brillantes de 25, 17, 13 y 9 años; son buenas alumnas e hijas obedientes. No puedo creer la pesadilla que estoy viviendo. Anoche no pude dormir", quien hace 25 años que
trabaja como policía y se encuentra de licencia por la traumática situación que atraviesa junto a su familia.