El Galaxy SIII chino es casi idéntico al original

¿Qué sería de nosotros si no tuviéramos todo tipo de alternativas para elegir? Podemos elegir qué comer, qué usar y qué gadgets comprar, por supuesto. Para ampliar el panorama del comprador, el mercado chino tiene el ingenio suficiente para poner en tus manos alguno de los dispositivos más codiciados del mundo, aun cuando lo tenga que clonar. Ese es el caso del Galaxy SIII.

La verdad es que hemos visto otros intentos por duplicar teléfonos y tabletas famosos; algunos de ellos pueden ser aceptables, pero en el caso de este Galaxy SIII clonado debemos aceptar que se trata de uno de los mejores ejemplos de réplicas casi completamente exitosas.

El teléfono tiene dimensiones que a simple vista se parecen a las del original, pero al compararlos frente a frente, el chino es un poco más grueso y ligeramente más ancho. La pantalla tiene un bisel más grueso, pero sigue siendo bastante grande, además de usar tecnología capacitiva, algo que los dispositivos orientales no suelen tener, empeorando en mucho la experiencia de usuario.

El sistema operativo a bordo es Android 2.3 Gingerbread, con el que se puede imitar bastante bien el uso del teléfono en comparación con el original. Los datos técnicos van desde una pantalla táctil de 4.7 pulgadas, cámara trasera de 5 megapixeles y frontal de 0.3 megapixeles, hasta un procesador MTK MT6575 de 1 GHz y 512 MB en RAM.

En el video a continuación se hace una comparación del dispositivo chino y el Samsung original. La verdad es que el duplicado no lo hace tan mal cuando se trata de correr apps y hasta en el desplazamiento por la interfaz en general, además, por un precio de 209 dólares, en comparación con los 650 dólares que cuesta el SIII, quizá haya bastantes personas que opten por el más barato.






link: http://www.youtube.com/watch?v=LmArm5kO67I&feature=player_embedded#!