Microsoft se llena los bolsillos a costa de Android

Al parecer, Microsoft sigue ganando más dinero con la venta de móviles con Android que con móviles con su particular plataforma Windows Phone. Y es que a día de hoy, los de Redmond ya cobran derechos por patentes del 70 por ciento de las compañías que venden terminales con la plataforma de Google. Las últimas empresas en sumarse al carro han sido: Coby Electronics y Aluratek.

Actualmente, Microsoft cobra licencias por algunas patentes que otras compañías usan en los móviles que venden con Android. Es más, el 70 por ciento de los fabricantes pasan por caja. Y es que, a diferencia de lo que hacen otros gigantes del sector en los que se decide bloquear ventas y denunciar directamente ante los Tribunales, Microsoft ha llegado a un acuerdo con todos ellos para que todo quede en un simple pago por cada smartphone, tablet o equipo con Android vendido.

Es más, según palabras de un portavoz de Google a finales del pasado año 2.011 —cuando este asunto salía a la luz— Microsoft necesitaba recaudar dinero en el sector de la telefonía móvil ya que su plataforma no estaba teniendo los ingresos esperados. Y la mejor manera de hacerlo era llegar a acuerdos amistosos con las diferentes compañías que estaban violando patentes de su propiedad. Pero antes de perder la oportunidad y dejar el asunto en manos de los tribunales, era mejor sacarle rendimiento
Microsoft

Mientras tanto, las siguientes víctimas han sido dos compañías de menor tamaño que otros como pueden ser Samsung y la venta millonaria de su familia Galaxy en todo el mundo. Estos dos fabricantes son Coby Electronics y Aluratek. Según informa el portal especializado Arsechnica, estos dos fabricantes están vendiendo sus equipos entre los 80 dólares —como es el caso de Coby Electronics— y de hasta 220 dólares en el caso de Aluratek que se especializa en tablets.

Por otro lado, la cifra exacta que Microsoft está pidiendo a las diferentes empresas no se sabe con exactitud. Sin embargo, las últimas noticias apuntaban a que por cada terminal vendido (smartphone, tablet, lector de libros electrónicos, etc…) que se vendiera, los de Redmond estaría pidiendo entre los cinco y 10 dólares (entre los cuatro y ocho euros, al cambio actual).

Mientras tanto, también se sabe que Microsoft cobra 15 dólares por licencias por cada smartphone con Windows Phone vendido. Sin embargo, teniendo en cuenta el peso que está teniendo Android en el mercado, se podría decir, a día de hoy, que Microsoft está ganando más dinero con las ventas de otros plataformas.

Por último, Steve Ballmer y los suyos están pendientes de lo que está por venir en los próximos meses: Windows 8 y Windows Phone 8. Además, con este último sistema operativo se podrán ver equipos de la talla de Microsoft Surface, la apuesta propia de la compañía en el sector de las tabletas táctiles. Eso sí, habrán dos modelos: uno para el sector profesional —con una versión completa de la plataforma móvil— y otra versión con Windows 8 algo más recortada y quizá enfocada al usuario doméstico.