The Dark Knight Rises (titulada El caballero oscuro: la leyenda renace en España[3] y Batman: el caballero de la noche asciende en Hispanoamérica) es una película estadounidense basada en el personaje Batman, de DC Comics, dirigida y coescrita por Christopher Nolan. Es la tercera y última entrega de la trilogía iniciada en 2005 con Batman Begins y continuada en 2008 con The Dark Knight, ambas con Nolan como director. Christian Bale, Michael Caine, Gary Oldman y Morgan Freeman repiten sus papeles de las anteriores entregas. La película comienza ocho años después de los eventos ocurridos en The Dark Knight e introduce los personajes de Catwoman y Bane — interpretados por Anne Hathaway y Tom Hardy, respectivamente.

Nolan se mostró receloso de volver a dirigir una segunda secuela, pero aceptó después de crear una historia junto a su hermano Jonathan y David S. Goyer, que terminara la historia de forma satisfactoria. La filmación tuvo lugar en diversos lugares, incluyendo rodajes en Jodhpur, Londres, Nottingham, Glasgow, Los Ángeles, Nueva York, Nueva Jersey y Pittsburgh. Nolan utilizó tecnología de cámaras IMAX para rodar gran parte del material de la película. Al igual que con The Dark Knight, una campaña de marketing viral comenzó durante la producción para promocionar el film.

La película tuvo su estreno oficial en Estados Unidos y España el 20 de julio de 2012 y el 27 será en América Latina.

Los protagonistas de la película han suspendido sus actos de promoción en Francia, tras el tiroteo registrado en la masacre de Aurora durante la proyección de la cinta, Warner Bros., a través de una red social


argumento


Ocho años después de los acontecimientos de «The Dark Knight», Gotham City se encuentra en un estado de paz. En virtud de los poderes otorgados por la «Ley Dent», el comisario James Gordon casi ha erradicado la violencia y el crimen organizado. Sin embargo, todavía se siente culpable por el encubrimiento de los crímenes de Harvey Dent. En un acto de aniversario del fallecimiento de Dent, Gordon planea admitir la conspiración pero decide que la ciudad no está lista para escuchar la verdad. Mientras investiga el secuestro de un congresista, Gordon es atacado y el discurso cae en manos de Bane, que se oculta en una red de túneles en las alcantarillas, junto a un pequeño ejército. El comisario recibe un disparo en el proceso y asciende al oficial de patrullaje John Blake a detective, para que pueda reportarle a él directamente en el hospital.

Durante el tiempo pasado y debido al actual estado de bienestar de la ciudad, Batman ha desaparecido de Gotham, al igual que lo ha hecho Bruce Wayne. El multimillonario vive encerrado dentro de la Mansión Wayne y Empresas Wayne se derrumba después de haber invertido en un proyecto de energía limpia diseñado para aprovechar la fusión nuclear, sugerido por la filántropa y empresaria Miranda Tate. Sin embargo, el proyecto quedó cancelado después de que se conociera que el núcleo podría ser modificado para convertirse en un arma nuclear. Tanto Blake -quien ha deducido la identidad secreta de Bruce- como Gordon imploran a Batman que regrese, pero su mayordo y mentor Alfred se opone debido a la preocupación por el futuro de Wayne, por lo que deja su servicio en un fallido intento de disuadirlo.

Bane ataca la bolsa de valores y realiza inversiones de riesgo en el nombre de Bruce Wayne, haciendo que éste quede en quiebra y obligándolo a ceder el control de Empresas Wayne a su rival de negocios, John Daggett. Sospechando que Dagget empleó a Bane para conseguir esta agresiva toma de posesión de su compañía, Wayne confía a Tate mantener el control total de la empresa. Bane sin embargo, tiene otros planes, y mata a Daggett para tomar el control de su infraestructura.

Siguiendo un rastro dejado por la ladrona de guante blanco Selina Kyle, Batman se enfrenta a Bane, quien reconoce que se hizo cargo de la Liga de las Sombras tras la muerte de Ra's al Ghul. Bane revela que estaba usando las firmas de construcción de Daggett para plantar explosivos por toda la ciudad y llevar a cabo un atraco en la División de Ciencias Aplicadas de Empresas Wayne, antes de herir seriamente a Batman y encerrarlo en una prisión extranjera de la que escapar es prácticamente imposible. Los otros presos relatan a Bruce la historia de la única persona que alguna vez escapó con éxito de la prisión: un niño movido por la necesidad y la pura fuerza de voluntad, deduciendo Wayne que era el hijo de Ra's al Ghul que posteriormente llegaría a convertirse en Bane.

En Gotham, Bane atrae a la mayor parte de la fuerza policial a los túneles del metro y las alcantarillas para luego desencadenar una serie de explosiones a través de la ciudad, atrapando a los oficiales bajo tierra. También destruye la mayoría de los puentes y Gotham se convierte en una ciudad-estado aislada y regida bajo una Ley marcial dirigida por sus acólitos: cualquier intento de los ciudadanos de dejar la ciudad resultará en la detonación del núcleo de fusión de Empresas Wayne, que ha sido convertida en una bomba. Bane públicamente revela el encubrimiento de la muerte de Dent a través del discurso de Gordon y libera a los prisioneros encerrados en la Penitenciaría Blackgate, entre los que se encuentra Selina. Los ricos y poderosos son forzosamente llevados ante un juicio falso presidido por Jonathan Crane. Después de que falla un intento de utilizar los soldados de las Fuerzas Especiales en la ciudad, el gobierno bloquea Gotham y la ciudad se sumerge a un estado de caos.

Mientras tanto, Wayne se recupera de sus heridas y vuelve a entrenarse a sí mismo para volver como Batman. Logra escapar de la prisión de Bane para volver a Gotham, reuniendo a Kyle, Blake, Tate, Gordon y Lucius Fox para ayudarle a liberar la ciudad y detener la bomba de fusión antes de que explote. Batman, después de rescatar a los agentes de policía, se enfrenta y somete a Bane y su ejército, pero Miranda interviene, revelándose como Talia al Ghul, hija de Ra's al Ghul y desvelando que fue ella quien escapó de la prisión cuando era niña, antes de regresar con su padre y la Liga de las Sombras para rescatar a Bane, la única persona que le ayudó durante su cautiverio. Talia planea completar el trabajo de su padre destruyendo Gotham, a la vez que cobra venganza personal en contra de Wayne por la muerte de Ra's.

Gordon bloquea la capacidad de la bomba para ser detonada a distancia, mientras que Kyle salva a Batman matando a Bane, permitiendo así a Wayne perseguir a Talia. Batman trata de obligar a Talia a llevarse la bomba a la cámara de fusión donde puede estabilizarse, pero ella la inunda ante la impotente mirada de Lucius Fox. Durante la huida, Talia muere cuando su camión se estrella fuera de la carretera, confirmando en su último aliento que la bomba no se puede parar. Usando una aeronave conocida como «Bat», desarrollada por Fox, Batman arrastra la bomba más allá de los límites de la ciudad, donde se detona sobre el océano y, presumiblemente, lo mata.

Batman es más tarde elogiado como un héroe y Bruce Wayne es declarado muerto en los disturbios. Durante la realización de los trabajos en el Bat, Fox se entera de que Wayne había reparado la función de piloto automático, que inicialmente se creía estropeado, meses antes. De vacaciones en su lugar habitual en Florencia Italia algún tiempo después, Alfred descubre a Wayne y Kyle con vida en un café. Mientras tanto, John Blake, cuyo nombre legal se revela como Robin, renuncia a la policía y accede a la Batcueva tras recibir su localización en el testamento de Wayne