River y Boca juega en Mar del Plata el primer superclásico del año

River y Boca juega en Mar del Plata el primer superclásico
Con el estadio lleno, se vuelven a ver las caras, con el duelo extra de Ramón Díaz y Bianchi en los bancos de suplentes

MAR DEL PLATA.- Se juega. Al final, después de una larga, intensa y apasionada espera, es tiempo de superclásico. De River y de Boca. Sólo de ellos. Es cierto: Ramón Díaz encandila y Carlos Bianchi magnetiza. Sin embargo, hay un mundo de razones, al margen de los entrenadores, para enamorarse en las horas previas del duelo futbolero nacional. Con esa lógica, en una venta de entradas angustiosa y frenética quedó en evidencia el clamor popular: el estadio José María Minella estará al límite. Cerca de 35.000 personas lo disfrutarán esta noche, desde las 22.10, con el arbitraje del polémico Pablo Lunati.

Tanta expectativa hubo que hasta el partido será televisado en directo por Fox Sports para esta ciudad, una situación que no suele ocurrir en los tiempos actuales. ¿Qué tienen River y Boca para ofrecer? Un plato con condimentos variados. El Virrey volverá a utilizar el clásico dibujo táctico 4-3-1-2, base de sus éxitos en los dos primeros procesos en el club de la Ribera.

En este tiempo tomó algunas decisiones: Agustín Orion le ganó el arco a Oscar Ustari, Clemente Rodríguez tendrá un papel protagónico y Leandro Parades, de 18 años, será el enganche, sellada la salida de Riquelme. Boca no está completo, claro: Juan Manuel Martínez y Ribair Rodríguez se entrenan a todo ritmo y no estarán ni en el banco de suplentes. Claudio "Chiqui" Pérez, el otro refuerzo, sufrió un desgarro. Para el veterano conductor, el desafío tiene ese único sabor: que no haya más jugadores con molestias.


A diferencia de Bianchi, Ramón usará el único refuerzo, con la salvedad del regreso de Adalberto Román: Leonel Vangioni, ex volante de Newell's, mientras aguarda con ansiedad más incorporaciones. En otras decisiones con fuerte peso específico, probará una defensa con tres hombres (en apariencia, de cierta fragilidad, con Gabriel Mercado, Román y Jonathan Bottinelli), le dará la responsabilidad de la camiseta número 10 a Mauro Díaz (una suerte de eterna promesa, luego de su fugaz paso por Unión Española) y volverá a arriesgar con el mellizo Rogelio Funes Mori, que hizo dos goles en el encuentro contra Independiente.






link: http://especiales.lanacion.com.ar/multimedia/proyectos/13/01/bianchi_ramon/index.html


¿Los otros atacantes? Carlos Luna irá al banco de suplentes, mientras que David Trezeguet se quedó en Tandil porque está en plena puesta a punto. La espera ya acabó. Ahora, lo mejor: a la cancha.

DOS BAJO LA LUPA

Adalberto Román
Comprado en US$ 3.600.000 en 2010, quedó marcado por un infantil penal en la Promoción con Belgrano. Quieren recuperarlo tras un flojo paso por Palmeiras.
Leandro Paredes
De sólo 18 años, fue una gran ausencia en el Sub 20. Sin Riquelme, aunque con otro estilo, será el conductor. Lo mejor: sus tiros desde lejos.

LA ATENCIÓN SE REDOBLARÁ CON 1300 POLICÍAS
Ante las versiones sobre posibles enfrentamientos en el seno de la barra brava de Boca, la Aprevide informó que habrá 350 efectivos más custodiando rutas, avenidas de acceso, playas y puntos de encuentro hacia la cancha. En total, sumados los 950 agentes en el estadio José María Minella, el operativo desplegará 1300 policías. El Inadi también estará presente y repartirá material contra la discriminación en el fútbol.