Arnold Schwarzenegger: «Ya no soy un héroe de acción, pero sigo adorando este género»

Arnold Schwarzenegger: "Ya no soy un héroe de acción&

El actor de 65 años estrena en Estados Unidos «El último desafío», su primer papel protagonista en una década


Inspirándose en su ídolo Clint Eastwood, Schwarzenegger acaba de desembarcar en la cartelera estadounidense con una película de acción, «El último desafío» (a estrenar en España el próximo 1 de febrero), que constituye su primer papel protagonista desde que se apartó del cine durante siete años para ejercer como gobernador de California. Alejándose (no del todo, como se puede comprobar en la imagen) de sus típicos papeles de justiciero supremo y casi sobrenatural, Schwarzenegger interpreta a un policía retirado de Los Ángeles que protege a una pequeña localidad fronteriza de un notorio capo de la droga.

Embarcado en un maratoniano regreso cinematográfico en el que protagonizará tres películas en los próximos 12 meses, Schwarzenegger está aceptando sus 65 primaveras en lugar de tratar de revivir sus días de gloria como estrella de acción e intenta seguir el ejemplo de otro veterano héroe de acción reinventado en figura de culto: Clint Eastwood. De hecho, el austriaco tomó buena nota del personaje de Eastwood en el thriller«En la línea de fuego» (1993): «Pensé que fue estupendo que nadie le cuestionase si era demasiado mayor para ese papel, así que he querido seguir su ejemplo. Para mí Eastwood es un gran ídolo, y siempre me gusta aprender de él», confesó Schwarzenegger para Reuters TV.

Pero, claro está, la edad no perdona: «Ya no soy un héroe de acción de 30 años, tengo más del doble, pero sigo adorando este género. Sé que el juego ha cambiado para mí. Ya soy mayor», admite. En «El último desafío», donde comparte protagonismo con Eduardo Noriega en el papel de villano, Schwarzenegger aceptó ser el sheriff Ray Owens porque «era una especie de película de acción al estilo tradicional de mi cine, con una gran historia, un buen drama, y toneladas de escenas de lucha y acción de principio a fin».

Después de una década apartado de los rodajes debido a sus compromisos políticos, Schwarzenegger comenzó proceso de aceptación como envejecida estrella de acción en «Los mercenarios» y su secuela, donde incluso se autoparodiaba animado por un reparto en el que también estaban Sylvester Stallone, Van Damme, Chuck Norris, Bruce Willlis y otras viejas glorias. «Me sentí gratamente sorprendido por la reacción positiva que están teniendo estas películas. La gente aún se acuerda de nosotros», concluye el ex «Gobernator», que recientemente armó un buen revuelo entre la prensa rosa por el contenido de sus memorias.