Corea del Norte desafia a EEUU y anuncia  ensayo nuclear

La Comisión Nacional de Defensa de Corea del Norte anunció hoy que planea un tercer test nuclear y más pruebas de misiles de largo alcance, dirigidos contra su "enemigo jurado, Estados Unidos".

Los norcoreanos no dieron fecha para la prueba, que señalaron es una respuesta a las sanciones adicionales aprobadas por el Consejo de Seguridad de la ONU esta semana, pero los expertos coinciden en que puede llegar en cualquier momento, pues el país lleva tiempo preparándola.

El anuncio ahondó más la tensión en la zona. Corea del Sur manifestó que "lamenta profundamente" la declaración e instó a su vecino a cesar con las provocaciones, según un portavoz del Ministerio del Exterior.

También el enviado especial estadounidense para Corea del Norte, Glyn Davies, señaló hoy durante una visita a Seúl: "Les pedimos que no lo hagan. Sería un error y una oportunidad perdida".

"En la nueva fase de nuestra lucha centenaria contra Estados Unidos, no ocultamos el hecho de que varios satélites, misiles de largo alcance que seguiremos lanzando y un test nuclear de alto nivel que haremos van dirigidos contra nuestro enemigo jurado, Estados Unidos", afirma el texto de la Comisión que cita la agencia oficial KCNA.

"Creemos que si la dirigencia da su consentimiento, el Norte puede detonar un aparato nuclear cuando quiera", indicó por su parte un portavoz del Ministerio de Defensa de Corea del Sur.

REACCION DE EE.UU.

El secretario de Defensa de EE.UU, Leon Panetta, dijo hoy que Estados Unidos está "totalmente preparado" para "cualquier tipo de provocación" de Corea del Norte, que ha amenazado con hacer una prueba nuclear.

En rueda de prensa, Panetta señaló que Corea tiene la opción de "negociar" los asuntos que preocupan a la comunidad internacional o continuar con este "comportamiento provocador"

DECLARACIÓN NORCOREANA

La declaración norcoreana llegó después de que el Consejo de Seguridad votara por unanimidad el martes por imponer sanciones adicionales a uno de los países más sancionados del mundo por el lanzamiento en diciembre de un misil de largo alcance. Votó a favor incluso China, tradicional aliado de Corea del Norte.

Estados Unidos y otros países creen que Pyongyang aprovechó el lanzamiento para desarrollar su tecnología de misiles balísticos, mientras que Corea del Norte asegura que fue un test pacífico de un cohete para poner en órbita un satélite.

SANCIONES

Pyongyang ya sufre numerosas sanciones por sus dos tests nucleares anteriores en 2006 y 2009 y por sus lanzamientos de cohetes. Pero hasta el momento las medidas no han conseguido frenar el programa atómico norcoreano.

La Comisión Nacional de Defensa calificó las sanciones de la ONU de ilegales e ilegítimas y aseguró que son impulsadas por Washington y constituyen "la fase más peligrosa de la política hostil" en su contra.

"Nuestros satélites pacíficos seguirán siendo puestos en órbita sin interrupción en medio de nuestra lucha nacional por defender nuestro derecho a la autodefensa", afirmó la Comisión, que es el máximo órgano de toma de decisiones en un país que tiene uno de los mayores Ejércitos, a la vez que es uno de los más pobres del mundo.

De realizarse una tercera prueba nuclear, sería la primera bajo el liderazgo de Kim Jong Un, quien tomó el poder en diciembre de 2011 tras la muerte de su padre, como el tercer miembro de la dinastía Kim al frente del país.

Pyongyang ya sufre numerosas sanciones por sus dos tests nucleares anteriores en 2006 y 2009 y por sus lanzamientos de cohetes

Corea del Norte ya había amenazado el miércoles con ampliar su arsenal nuclear y acabar con las negociaciones sobre su programa atómico, horas después de la nueva condena del Consejo de Seguridad.
En Corea del Sur se especula hoy con que la expresión "test atómico de alto nivel" usada por Pyongyang se refiera a la detonación de una bomba con uranio enriquecido. Las bombas atómicas se fabrican con plutonio o uranio que sirven además para los reactores nucleares.

Desde hace años se considera que Corea del Norte enriquece uranio como programa paralelo a su producción de plutonio. "Es muy probable que Corea del Norte haga una prueba con uranio enriquecido", cita la agencia surcoreana Yonhap a un informante del servicio secreto.

EL CONTEXTO

Estados Unidos apoyó a Corea del Sur en su lucha contra el Norte comunista en la guerra de 1950-53, y desde entonces las relaciones entre Washington y Pyongyang están marcadas por el antagonismo. Nunca han establecido relaciones diplomáticas formales.