Era conocido el intento de agresión, pero el hecho de que el Pontífice había sido herido fue mantenido en secreto hasta ahora

Juan Pablo II fue apuñalado por un sacerdote español en 19



Karol Józef Wojtyla, conocido como el papa Juan Pablo II en la jerarquía de la Iglesia Católica (1978-2005), no sólo sobrevivió al magnicidio frustrado del que fue objeto en 1981, sino que, un año después, fue apuñalado por un sacerdote español, según revela su antiguo secretario personal en el documental Testimonio.

El 12 de mayo de 1982, el Papa visitó el santuario de Fátima, en Portugal, para dar gracias por haber sobrevivido a un intento de asesinato un año antes, el 13 de mayo de 1981, cuando el turco Mehmet Ali Agca le disparó en la plaza de San Pedro.

Un cura español ultra-conservador llamado Juan Fernández Krohn aprovechó la oportunidad para agredir al Papa con un puñal. El agresor fue reducido y arrestado pero el hecho de que el Pontífice había sido herido fue mantenido en secreto hasta ahora.

El hecho de que fuera herido, hasta ahora secreto, ha salido a la luz gracias al actual cardenal de Cracovia, el polaco Stanislaw Dziwisz, en cuyas memorias está basado el citado documental.

Dziwisz, quien fuera el colaborador más cercano de Wojtyla durante cerca de 40 años, también revela que el anterior Papa manifestó a su círculo íntimo su voluntad de no seguir viviendo en el momento en que fuera incapaz de pronunciar palabra.

El guión del documental, narrado por el actor británico Michael York, parte de las memorias de Dziwisz publicadas en 2007, aunque añade material inédito.

La película será exhibida por primera vez en la Ciudad del Vaticano en un pase privado al que asistirá el actual papa, Benedicto XVI.

FUENTE

español