"A Lennon lo mató la ira divina": pastor presidente de comisión de DDHH en Brasil


"A Lennon lo mato la ira divina"


BRASILIA - -- John Lennon murió por haber enfrentado a Dios cuando afirmó que los Beatles eran más famosos que Jesucristo, lanzó el polémico pastor evangélico que preside la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados de Brasil.

“La biblia dice que Dios no recibe ese tipo de afronta y permanece impune”, zanjó el pastor Marco Feliciano en declaraciones divulgadas el martes por la prensa local y atribuidas a un vídeo de un culto de su Iglesia filmado en 2005.

Feliciano, que a pesar de ser acusado de racismo y homofobia por intelectuales y defensores de los derechos humanos se mantiene firme al frente de la comisión, dijo incluso que le hubiera gustado ver el cuerpo de Lennon muerto a tiros en diciembre de 1980.

“Quisiera haber estado allí el día que descubrieron su cuerpo, hubiera levantado el paño que lo cubría y le hubiera dicho: perdóname John, pero ese primer tiro es en nombre del Padre, ése es en nombre del Hijo y ese en nombre del Espíritu Santo, nadie afronta a Dios y sobrevive para el libertinaje”, dijo el pastor en un video disponible en internet.

Feliciano fue electo en marzo presidente de la comisión de derechos humanos y ha asegurado que no tiene intención de dejar el cargo, a pesar de las presiones.

La ministra de la igualdad racial, Luiza Barros, firmó una moción del consejo nacional de Promoción de la Igualdad Racial que considera “inaceptable” la continuidad de Feliciano en el cargo por sus prejuicios contra negros y homosexuales, divulgó el diario O Estado.

La ministra de Derechos Humanos, Maria do Rosario, lamentó las declaraciones del pastor que “incitan al odio y a los prejuicios”.