Chile lanza descuentos para que más argentinos viajen a com

electronica

La playa, la montaña, los mariscos… A sus atractivos turísticos, Chile suma uno clave para los argentinos: ropa de marca y tecnología a mitad de precio, a sólo dos horas de avión. Irresistible, el combo hace que, pese al “cepo cambiario”, las visitas de argentinos no dejen de crecer, así como los regresos cargados de televisores, celulares y tabletas. A un punto tal que ya se habla de Santiago como “la nueva Miami”, y de Chile como el nuevo país del “deme dos” argentino. Un fenómeno que, para el próximo verano, Chile buscará profundizar.

Esta tarde, en su stand de la Feria Internacional de Turismo, el país vecino anunciará descuentos para argentinos en cientos de comercios de todo el país, pudo saber Clarín. “Cruzá a Chile”, se llamará la campaña, que buscará fomentar las “escapadas” de compras y contrarrestar el recargo del 20% que la AFIP aplica desde marzo a los consumos con tarjeta en el exterior.

Hace algunos años que, por el cambio favorable, muchas familias de ciudades cercanas a los pasos suelen cruzar la Cordillera para comprar. Pero ahora, cada vez son más los que se suben un avión para hacerlo. Y de paso, pasean.

Según la Encuesta de Turismo Internacional oficial, las visitas de argentinos a Chile desde Ezeiza y Aeroparque crecieron un 20,3% en el primer semestre. Y desde 2010, el aumento fue del 60,6%. En 2012, Chile registró 1.477.282 visitas de argentinos.

Otro dato: en la agencia Despegar.com, este año Santiago se ubicó como el primer destino internacional de los argentinos. Desplazó así a Miami, que siempre había liderado el ranking, escoltada por ciudades como Madrid y Río de Janeiro. Antes Santiago ni siquiera aparecía entre las primeras tres.

Pero todo cambió, y esperan que la tendencia siga. “Para el verano reaparecerá fuertemente Brasil, que de seguir su devaluación del real se hará más atractivo para los argentinos. Y también Chile, porque se puede hacer compras a muy bajo precio”, explicó Ricardo Roza, director de Turismo SAT.

¿Tan barato se puede comprar? En electrónica, las brechas son claras. Un informe de la consultora IFR revela que los tres “chiches” del momento cuestan mucho más en Argentina: 51% más un smartphone Galaxy S4, 93% más un iPad Mini y 184% más un Smart TV Samsung de 46 pulgadas, tomando sus precios en dólares.

Pero los argentinos, para no perder, hoy deben pagar con tarjeta, y eso implica comprar al tipo de cambio oficial más un 20% de recargo. Y en la Aduana, al bajar del avión, se pueden pasar bienes hasta por US$ 300 sin cargo: el excedente paga un impuesto del 50%.

Aún así, el ahorro es grande. Según calculó Clarín, se puede traer por $ 2.800 un televisor LED Full HD de 32 pulgadas Samsung que en Buenos Aires vale $ 5.000, pagar $ 2.600 por una tablet de esa marca que acá sale $ 4.000, y bajar el costo de una notebook Lenovo de $ 4.400 a $ 2.800. Para un iPad Retina el ahorro es de $ 1000, y un iPhone 5 se trae por casi $ 7.000.

Para joyas, cueros, relojes y perfumes, puede no ser negocio comprar en Chile. Pero sí la ropa. Por caso, se consiguen a $ 476 unas zapatillas Puma que acá cuestan $ 639, y se paga menos de $ 1.000 por camperas de montaña que acá salen más de $ 2.500. Incluso la camiseta oficial Adidas de la selección argentina está 29% más barata que en Buenos Aires.

“En Chile la presión tributaria es más baja, y el tipo de cambio bilateral se ha apreciado, tras un período en el que fue a la inversa. Como resultado, en ciertos productos la diferencia de precios es tan grande que es muy conveniente comprarlos allá, aún contemplando el costo del transporte”, explicó Matías Tombolini, economista y autor del libro Todo lo que necesitás saber sobre economía argentina .

Hoy un pasaje a Santiago se puede conseguir a $ 2.000 (contra más de $ 6.000 de uno a Miami) y pagarlo en 12 o 18 cuotas sin interés. Pero recomiendan comprar con anticipación, igual que el hotel, para no llegar a destino con la tarjeta cerca del límite. Afuera, además, aunque los precios tientan, no hay chance de financiar la compra en 12, 18 o 24 cuotas sin interés. Pros y contras que cada familia, en esta época del año, ya empieza a evaluar de cara a las vacaciones.