Celebramos 20 años de la presentación de Nirvana para el ciclo Unplugged de MTV.

Nirvana:  A 20 años del MTV Unplugged

Hoy existe una generación que puede contarle a sus hijos que hubo una época donde MTV pasaba música y hasta de la buena. MTV Unplugged fue un exitoso programa de la cadena donde bandas populares ejecutaban de forma acústica su repertorio más famoso. Muchas de esas presentaciones sólo quedaron como programa televisivo, pero otro gran porcentaje materializó esos conciertos lanzándolos en formato CD. Incluso reactivó algunas carreras -desde Eric Clapton hasta La Ley- y hasta ofreció una visión completamente nueva de algunas bandas, tal es el caso de Soda Stereo. Pero si hay uno que resalta por sobre todos, es el de Nirvana.

La banda de Kurt Cobain grabó su especial el 18 de noviembre de 1993, poco tiempo después del lanzamiento de “In Utero”, tercer disco del combo y sin dudas el más eléctrico y sucio. MTV estuvo un tiempo tratando de convencerlos para participar del ciclo pero no fue hasta que el grupo tuvo una gira con Meat Puppets como teloneros que finalmente se decidieron.

Con el escenario decorado casi de forma funeraria (¿signo de lo que vendría?) la banda rompe un poco con el esquema tradicional del unplugged; en vez de ir a lo seguro y tocar los hits de forma desenchufada, Nirvana se decide por un repertorio de canciones nuevas, gemas escondidas y muchos covers. El disco empieza con “About a Girl” y “Come as you are”, parecidas en estructura a las versiones originales, pero con un sonido más intimista, bajadas de revoluciones. A partir de ahí casi que se trata de un concierto de tinte experimental.
unplugged
Rescatan una vieja canción de David Bowie, “The Man Who Sold The World”, en lo que para muchos es un ejemplo de cover que supera la versión original. Y en este disco hay mucho de eso, como en “Jesus doesn´t want me for a sunbeam”, de The Vaselines, una de esas tantas bandas escondidas, influencia directa para Nirvana. El estado psicológico de Cobain en ese momento le da un tono lúgubre a todas las composiciones, de introspección, de musicalidad, que se gana a través del aporte de los cellos. Otro de los gestos que tiene el grupo es invitar a los Meat Puppets para interpretar tres de sus canciones, “Plateau”, “Oh me” y “Lake of fire”.

Hay canciones que se elevan en comparación con su versión original, tales los casos de “Pennyroyal Tea” y “All apologies” (que se transforma en un clásico por derecho propio) y dejan ver la calidad de compositor que era Cobain.

El cierre es con un viejo tema de Leadbelly, “Where did you sleep last night?”, una canción que habían grabado hace algunos años con Mark Lanegan pero que realmente acá es donde se le hace justicia, dejando un mantra de despedida y una interpretación que hiela la sangre.

Después de este show, Kurt Cobain entraría en una espiral de depresión que terminaría con su muerte el 5 de abril de 1994. El MTv Unplugged se editaría casi un año después de su grabación y para muchos es el testimonio más acabado de la banda, mientras que para otros es una idea del camino que hubiese tomado la música de Cobain de seguir vivo. Lo cierto es que Nirvana tomó un espectáculo y una excusa para vender discos y lo transformó en una obra maestra.



link: http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=Wbd5Tyxcm_o